El recuerdo de Carlos Nine en los murales del Subte porteño

Hace unas semanas, buscando un bazar en el barrio de San Cristóbal, bajé en la estación Venezuela de la línea H y oh sorpresa, me encontré con una inquietante criatura de melenita y flequillo observando desde la boca de entrada del convoy.

Inmediatamente reconocí el pulso de Nine, gran dibujante que por años colaboró en la revista dominical de este diario, cuyas páginas dignificaba con preciosas ilustraciones que acompañaban textos de plumas famosas. Siempre había un clima fantástico en esas escenas pobladas de personajes que mí me parecían igualitos a él. Seres extraños de ojos grandes y rasgados, como Aladinos escapados de alguna lámpara mágica recién frotada.


Carlos Nine fue además un gran guionista, realizador de cine de animación, pintor, escultor, escritor y sobre todo tenía una gran afinidad con el tango. Su papá tocaba el violín en una orquesta que los fines de semana se presentaba en distintas milongas barriales y a las que solía ir acompañado del pequeño talento de la familia, porque Nine, como le decían, empezó a dibujar desde muy chico pese a que profesionalmente arrancó de grande. Hace unos años dedicó una serie inspirada en el repertorio, como el definió entonces, imágenes surgidas de “las insinuaciones argumentales literarias y sonoras de algunos tangos.”

En los murales de la estación Venezuela compartió con los vecinos un homenaje al compositor y director de orquesta Osvaldo Fresedo, autor de Vida Mía, uno de mis tangos favoritos. A la vuelta del trámite, mirando para arriba, se me pasó un subte. Esperé el próximo y seguí viaje. Hoy me entero que Nine murió el sábado, a los 72 años.

Además de decorar el espacio público con un tema alusivo a la cultura porteña, el “Paseo Turístico Cultural Subterráneo del Tango” aprobado por La Ley 1024 y que abarca toda las estaciones de la Línea H, permite a los turistas conocer y a los vecinos redescubrir el talento de artistas locales como el gran Nine, que fue menos difundido en Argentina pero apreciado en todo el mundo editorial.

Si son pasajeros de la línea H les recomiendo especialmente que se detengan a apreciar el trayecto de los murales. Uno es más lindo que el otro. Y ahí están nuestros próceres, Santos,tangueros de nuestra eterna devoción. En la estación Hospitales están las obras de Leandro Frizzera y Martín Ron que recuerdan a Ángel Villoldo y a Tita Merello, en Estación Parque Patricios la dupla de Marcelo Mortarotti y Ricardo Carpani homenajea a Tito Luisardo. En la Estación Caseros verán piezas de Hermenegildo Sábat que recrean pasajes de la vida de Julio de Caro, Astor Piazzolla y Eduardo Arolas. En la Estación Inclán Alfredo Sábat nos recuerda a a Azucena Maizani, Oscar Grillo rindió un homenaje a Francisco Canaro en la estación Humberto 1.

Como ya dije, en Estación Venezuela Nine ilustra a Osvaldo Fresedo, en la Estación Once Sábat padre ilustró la trayectoria de Aníbal Troilo, en la Estación Corrientes los bellos filetes de Jorge Muscia y Alfredo Martínez evocan a Discépolo y a Gardel.

El paseo se completará cuando finalicen las obras de las próximas estaciones Santa Fe dedicada a Osvaldo Pugliese, Nueva Pompeya al poeta Homero Manzi, Saenz Sáenz evoca al autor de La Cumparsita Gerardo Matos Rodríguez; Plaza Francia al varón del tango don Julio Sosa; 9 de Julio, a Roberto Goyeneche y Retiro a Astor Piazzolla.

Chau, querido Nine….

Sin comentarios

Más de 400 milongueros bailaron por la Ley de Fomento al tango

Si todos los dìas las milongas tuvieran la convocatoria que tuvo ayer la milonga abierta en reclamo de una Ley de Fomento, habría algo menos que reclamar. Más de 400 parroquianos y muchos curiosos se dieron cita ayer frente a la Legislatura porteña, y tal fue la cantidad de gente que era imposible circular por el lugar. “Hasta el momento no nos ha recibido nadie, pero al menos no nos echaron”, señaló Julio Duplaá a los colegas de Télam, y aprovechó para dejar en claro que  “las constantes inspecciones” y las clausuras de los salones son el principal problema que afecta la actividad. Las demoras en la entrega de las habilitaciones impiden trabajar a los organizadores. Sumado a eso, la temporada baja y las tarifas de los servicios, imposibles de pagar. “Es como mínimo llamativo este mecanismo, no sucede en Recoleta, y mucho menos en los boliches” agregó respecto de las clausuras.

 Todos apoyando la inciativa original de Tito Palumbo Foto Gza Juan Amadeo

 En vísperas del próximo Mundial de Tango que tendrá lugar en agosto, y que convoca a cientos de parejas y turistas de todas partes del mundo, el panorama es desalentador. La más clásica de las milongas del circuito, como el Club Sunderland, sigue cerrada.

Ayer se armó el baile frente al Palacio legislativo. Estuvieron todos los organizadores de las milongas de la ciudad, además de artistas, músicos, bailarines profesionales y figuras de la talla de Nacha Guevara, que desde que interpretó a Tita Merello en su musical, y tomó clases de tango, se ha vuelto una ferviente defensora de las milongas como espacio donde vive y se multiplica el tango real, no el de exportación. 

 

Sin comentarios

El Día del Bandoneón en el Bar Los Galgos

Hoy cumpliría 102 años el gran Aníbal Troilo, por lo que en su homenaje se celebra en Buenos Aires el Día del Bandoneón, instrumento que ya es sinónimo de tango, y claro, también de Pichuco. Para conmemorar el aniversario habrá conciertos y presentaciones en distintos espacios de la ciudad pero uno especial en mi querido bar Los Galgos, donde se presentan hoy con entrada gratuita Pablo Agri (violín) y Horacio Romo dos destacados compositores, arregladores y directores de orquesta que recrearán piezas del repertorio troileano de todas las épocas.

Como nota al pie quiero destacar, para quienes no conocen el lugar, que Los Galgos pertenece al circuito de Bares Notables y está ubicado en una típica ochava de Lavalle y Callao, en el barrio de San Nicolás. Los que alguna vez ocuparon sus mesas recordarán que estuvo atendido durante años por una familia de gallegos y que empezó a decaer en las últimas décadas, cuando florecieron en Buenos Aires las confiterías con luces dicroicas, eclipsando el encanto de aquellos clásicos boliches urbanos. Un día el cierre se hizo inevitable. Yo solía estudiar cerca de ahí, y cada tanto repasaba para los exámenes en alguna de sus mesas, hace más de 20 años. Luego fue una parada obligada antes de ir a la clase de tango de El Beso. Cuando los dueños del Bar 878 (de Villa Crespo) supieron que cerraba sus puertas definitivamente tuvieron la lucidez de comprar el local y el gesto de devolverlo a este siglo tal como estaba, pero completamente trasformado.

Archivo La Nación

Unos meses de obra bastaron para sacarle lustre a las antiguas carpinterías de roble y a la boiserie, aggiornar las instalaciones gastronómicas y poner el servicio a la altura de un restaurante y bar contemporáneos donde se come y se bebe que es un lujo, a precios lógicos. No imaginan lo que es la Pascualina, la carta de tragos, los alfajorcitos de maicena y el café de impronta italiana. Y siguen ahí los viejos percheros donde colgar las camperas, los espejos biselados y esos grandes ventanales.

Solo le faltaba sumar propuestas culturales para rescatar la esencia de los viejos bares porteños donde se piensa, se lee, se escribe, se conversa con amigos y se mira la vida pasar, acompañados de un reparador pocillo de café. La cita es hoy a las 20 en Av. Callao 501.

Sin comentarios

#BanquemosLaMilonga, por una Ley que fomente el tango

El tango se nutre de las milongas, que son el semillero de los nuevos bailarines, la cuna del fenómeno que llevamos en nuestro ADN. Los primeros bailongos porteños se organizaron en los barrios periféricos del sur de la ciudad, hasta que de a poco fueron alcanzado las casas de “vida dudosa” del centro, hasta conquistar los salones de clubes, palacios y mansiones, según la cronología que describe Horacio Salas en El Tango, (Ed Planeta). Asi es que ya desde fines del siglo XIX forman parte de la identidad porteña. Ahí donde hay un buen piso, florece una pista de baile.

Hoy en la ciudad funcionan cerca de 200 milongas, pero muchas están cerrado, entre otros factores, por las clausuras de los espacios donde se realizan, y por el reajuste de tarifas que afectó al bolsillo de todos, a los propietarios de los salones, a los organizadores y a la concurrencia. Según datos de la Asociación de Organizadores de Milongas, el público bajó un 55% respecto de otros años en esta época. Más de la mitad.


Como pasan los días y las soluciones tardan en llegar, los miembros de la AOM decidieron juntar esfuerzos para impulsar un proyecto de ley en la Legislatura porteña que proponga, entre otros, la creación del Instituto Público y un registro que permita a los actores del rubro acceder a subsidios, créditos y exenciones impositivas, habida cuenta que se trata de iniciativas que fomentan una actividad cultural protegida por la Unesco.

Reunidos semanas atrás en el despacho de la diputada Andrea Conde, del Frente para la Victoria, los representantes de la entidad empezaron a trabajar en el proyecto ProMilonga que busca promover el baile fomentando mejoras en las condiciones en las que se desarrolla y la adecuación a las normativas de seguridad vigentes, dijo su titular, Julio Bassan. “El proyecto de ley que trabajamos es un primer paso para comenzar a resolver la problemática de las milongas en la Ciudad. Pero sabemos que con una ley no alcanza, es necesario el compromiso de todos y todas para que esta actividad, que constituye una parte fundamental de la identidad de nuestra ciudad, pueda seguir existiendo. Si siguen cerrando las milongas, no sólo se pierden todos los puestos de trabajo relacionados a la actividad. También se destruye un patrimonio cultural importantísimo para nuestra Ciudad”, agregó desde la Web de la institución.

Los milongueros unidos en la AOM fotos Gza AOM

La campaña ya tiene su hastag y cuenta con el apoyo de toda la comunidad tanguera, hasta Juan Carlos Copes ha posado para la foto con el cartel y el slogan #Banquemos LaMilonga, viralizado en las redes sociales.

Entre las primeras medidas de apoyo al proyecto la familia milonguera convoca este martes 12 de julio a las 16 a bailar frente a la Legislatura Porteña, en Perú 130. Están todos invitados!

Sin comentarios

Comienza la inscripción para el Mundial de Tango Buenos Aires

Ya se realizaron las rondas clasificatorias en la provincia de Buenos Aires, también en Brasil y Japón, ahora con el mes de julio arranca oficialmente la inscripción para competir en el próximo Mundial de Tango Buenos Aires, que tendrá lugar del 18 al 31 de agosto. Como en los últimos años el certamen se concentrará en el barrio de La Boca, comprende las categorías Tango de Pista y Tango de Escenario, y la convocatoria es libre y gratuita, abierta para profesionales y aficionados. No obstante, según fija el reglamento establecido por el Ministerio de Cultura porteño, podrán competir solo las parejas cuyos integrantes tengan más de 18 años cumplidos a la fecha de inicio del Mundial de Baile 2016, y quienes tengan al día sus documentos (DNI o Pasaporte original de los dos bailarines), que deberán ser presentados obligatoriamente en todas las instancias de participación. No se aceptarán como válidos documentos vencidos ni fotocopias ni denuncias de robo ni certificados de DNI en trámite.

Las parejas participantes podrán ser de cualquier nacionalidad y se podrá realizar solo una inscripción por categoría, aunque no es obligatorio hacerlo en las dos, ni con el mismo compañero, dice el reglamento vigente. Cada pareja representará una ciudad. Si sus integrantes residieran en ciudades distintas, deberán optar por el lugar de residencia o nacimiento de solo uno de ellos. Sin embargo, en caso de que uno de los integrantes de la pareja sea argentino, y otro extranjero, podrán representar a la ciudad extranjera si ambos residen por al menos dos años en esa ciudad. De lo contrario, deberán representar a la Argentina.

Las rondas clasificatorias y la semifinal de la categoría Tango de Pista serán en la Usina del Arte, los días 22 y 23 de agosto, semifinal el 27 y final el 30 de agosto en el Luna Park. Respecto de Tango Escenario las rondas están fijadas para los días 24 y 25 de Agosto en la Usina, la semifinal el 28 y la final el 31 en el Luna Park. La inscripción podrá realizarse a través del sitio buenosaires.gob.ar/festivales o personalmente en La Usina del Arte, Caffarena 1, de lunes a viernes de 11 a 17.

 Fotos Gza Festivales de Buenos Aires

Para evitar dudas y confusiones, desde la organización sugieren leer el reglamento antes de inscribirse, pues hacerlo presupone su aceptación plena. Se pueden hacer consultas por el (+54) (11) 4909-2076 de lunes a viernes de 12 a 18 o escribir a a competencia@festivales.gob.ar

Sin comentarios

Gardel, un mito que cumple 81 años

Un día como hoy hace 81 años en un accidente aéreo fallecía Carlos Gardel, junto con Alfredo Le Pera y Guillermo Barbieri.. Todos los años en esta misma fecha se publican en todo el mundo sendas notas recordando su figura, tal vez porque el lamento por su ausencia será eterno. Y es que para el sentir local, nadie volvió a cantar como él.

Un día antes de aquella tragedia, un 23 de junio, Gardel había participado de una emisión radial en la ciudad de Medellín, donde por estos días se celebra el clásico festival de tango inspirado en su leyenda. Entonces ofreció una audición especial en una emisora de la ciudad colombiana, que cerró cantando Tomo y obligo, como verán en el video que compartió la agencia Télam (más abajo). El resto es historia.

Como siempre en esta fecha habrá en Buenos Aires y en el resto de la tangósfera espectáculos y homenajes en distintos espacios culturales, pero creo que la fecha amerita para ver el primer musical sobre su vida y su obra que se hizo hasta hoy. Federico Mizrahi, Guillermo Fernández y Luis Longhi crearon hace varios años Gardeluna pieza preciosa que se presentó casi en privado tiempo atràs, cuando no logró  proyectarse en la cartelera oficial, por lo que pocos la pudimos ver. Finalmente la obra salió a escena conducida por estos tres tipos talentosos, que además integran el famoso trío Demoliendo tangos.

Muy romántica y con destacadas actuaciones, el argumento gira en torno a la vida del mito,, sus afectos, su carrera, su voz, sus orígenes dudosos, sus mujeres, su madre, sus amigos y colegas, y todos los misterios que rodean al hombre más amado por los tangueros de todo el mundo. Guillermito canta, Luis Longhi además de haber escrito el libro y el guión hace de Tito Lusiardo, y Mizrahi, junto con Fernández, compuso hermosas melodías. El combo es perfecto. Este viernes después de la función el elenco planea rendirle un homenaje especial a Gardel con una sorpresa fuera del programa  (la cita es a las 22.30 en el Café Moliere, de Balcarce 682). La recomiendo especialmente, es una obra para ver màs de dos veces! 

Ya que estamos recuerdo que este mismo equipo reestrenó este mes en el centro Cultural Borges la obra para chicos El Tango es puro cuento, otra pieza que ni los adultos deberían perderse. Estoy segura que Gardel afirmaría sonriendo esto que acabo de escribir!

Sin comentarios

Tarifazo y clausuras, un cóctel letal para las milongas

En coincidencia con la llegada del invierno este lunes arrancó la cuarta edición de la Maratón Milonguera, una posibilidad de visitar durante una semana entera todas las milongas del circuito asociadas a la AOM, a un precio único de $180. Una oportunidad, ya que una sola entrada habitualmente no baja de $80.

Esta es una semana clave porque además estamos en temporada baja, y entre el frio, la gripe y el tarifazo, los salones porteños no alcanzan a llenarse como antes. “Suele ser la peor semana del año en cuanto a afluencia de público, entonces lo que hacemos es contrarrestar con una propuesta que también incluye clases gratuitas, y es una buena oportunidad para invitar amigos que tal vez no se animan a incursionar en el circuito”, dijo Julio Bassan, de Asociación de Organizadores de Milongas, y organizador de la del Club Fulgor, hace poco en una carta abierta publicada en el diario Clarín, a propósito de un viejo reclamo por la clausura de espacios y la falta de una política que proteja el sector.

Sumado a estos factores, los clubes de barrio donde se realizan varias milongas semanales no pueden afrontar la reciente suba de tarifas. “Este bimestre vino $10.000 solo de luz, y solo por el buffet. Ya suspendí empleados y tuve que cortar proveedores para poder pagar las boletas de agua y gas” cuenta Norma Firpo, a cargo del restaurante del Club Sunderland, cuya mítica pista permanece cerrada desde hace tres meses, nada menos.  “La última clausura nos está arruinando porque al no haber milonga no hay consumo en el bufet. La última inspección significó una multa de 100.000, el Club ya venia poniéndose al día. Ya se presentaron los planos de evacuación nuevos y se achicó más la pista, entre otros requisitos que exigen, ahora hay que ir a pedir el levantamiento. Pero mientras tanto, no sé cómo vamos a sobrevivir” y agregó que esperan poder reabrir la milonga estas vacaciones de invierno.

 Volvé, Sunderland querido! Gza CIM . Campeonato Intermilongas 2016

Semanas atrás las autoridades de varios clubes cortaron calles en protesta por la suba violenta de tarifas que impactó en las actividades de todas las instituciones, por lo que el gobierno nacional anunció una rebaja del 40% en las boletas de luz de aquellos clubes que tengan entre 50 y 2000 socios. Y la situación de los espacios porteños podría revertirse si prospera la iniciativa del gobierno local, que destinó un fondo de $ 5.000.000 para las instituciones que quieran adaptar sus instalaciones eléctricas con iluminación LED, que procura un ahorro del más del 40% en la boleta.

Mientras tanto, a milonguear, que sigue siendo el mejor remedio contra todos estos males!

Sin comentarios

Borges y el tango, una milonga perfecta

Hoy a tres décadas de su fallecimiento, el año de Borges arranca con actividades y homenajes para recordar a este escritor notable y su legado, eternizado en ámbitos tan cercanos como ajenos a su obra, en este caso, el tango, con el que siempre tuvo una relación despareja. Dicen que nunca le gustó demasiado y que mucho menos simpatizada con Gardel, sin embargo hace unos años salieron a la luz una serie de charlas grabadas en las que abunda en el tema y que hoy tomaron forma de texto, literatura indispensable creo yo para los lectores con fervor tanguero.

El tango, recién llegado a las librerías y editado por Sudamericana, reúne esas cuatro conferencias que dictó en 1965 y que permanecían inéditas. En su momento se adelantaron párrafos de las charlas (acá publicamos pasajes de algunas), en las que se aprecian conceptos fundamentales que alcanzan a describir la gravitación del género en el imaginario de los argentinos.

 los guapos de Borges Archivo General de la Nación 

A propósito del lanzamiento el gran poeta Horacio Salas en una preciosa nota escrita por Jorge Boccanera, que publicó días atrás la agencia Télam, (comparto el link) recordó que en realidad sí le gustaba el 2×4, y más de lo que creían sus detractores, pese a alguna vez dijo, con total acierto, que el tango tiene un origen infame, y se nota.

Autor de Borges. Una biografía, Salas destaca que en realidad le disgustaban las letras quejosas y lloronas de piezas de las décadas del ‘20 y el ‘30. “El llanto por el abandono le parecía impropio de los primeros guapos. Pero le gustaban los temas picaditos de la guardia vieja, el tango primitivo, alegre y compadrito. El tango con letra es el de la inmigración, de los recién llegados que iban desalojando a los criollos y cuyos versos eran el reflejo de esa clase media y media baja que se lamentaba de su destino. Borges admiraba a los guapos que no se quejaban, porque los hombres, dijo alguna vez, no se lamentan en público, ni lloran, ni cantan sus desdichas. Era contradictorio y acaso a su pesar dedica uno de sus mayores poemas, El tango, a la música marginal” dijo Salas, que es autor de otros libros sobre el género. “Se ha dicho que Borges detestaba al tango, en general basándose en boutades para desubicar al interlocutor, método al que era propenso. Cuando lo interrogaban sobre Gardel, respondía que siempre lo había detestado porque tenía la misma sonrisa de Perón”.

A su criterio, dice la nota de Telam, Borges siempre destacó la identidad del género, ya que “fue el primero en sostener en los años 20 desde las páginas de la revista Martín Fierro que ‘el tango es la realización argentina más divulgada, la que con insolencia ha prodigado el nombre argentino sobre el haz de la tierra’”, expresó Salas en la entrevista,  Borges también lo dejó sentado en el Evaristo Carriego, una pieza que para mi está enteramente inspirada en los orígenes del tango. Va el poema, al que Piazzolla le puso música. Monumm

El tango*
Jorge Luis Borges

¿Dónde estarán?, pregunta la elegía
de quienes ya no son, como si hubiera
una región en que el Ayer pudiera
ser el Hoy, el Aún y el Todavía.

¿Dónde estará (repito) el malevaje
que fundó, en polvorientos callejones
de tierra o en perdidas poblaciones,
la secta del cuchillo y del coraje?

¿Dónde estarán aquellos que pasaron,
dejando a la epopeya un episodio,
una fábula al tiempo, y que sin odio,
lucro o pasión de amor se acuchillaron?

Los busco en su leyenda, en la postrera
brasa que, a modo de una vaga rosa,
guarda algo de esa chusma valerosa
de los Corrales y de Balvanera.

¿Qué oscuros callejones o qué yermo
del otro mundo habitará la dura
sombra de aquel que era una sombra oscura,
Muraña, ese cuchillo de Palermo?

¿Y ese Iberra fatal (de quien los santos
se apiaden) que en un puente de la vía,
mató a su hermano el Ñato, que debía
más muertes que él, y así igualó los tantos?

Una mitología de puñales
lentamente se anula en el olvido;
una canción de gesta se ha perdido
en sórdidas noticias policiales.

Hay otra brasa, otra candente rosa
de la ceniza que los guarda enteros;
ahí están los soberbios cuchilleros
y el peso de la daga silenciosa.

Aunque la daga hostil o esa otra daga,
el tiempo, los perdieron en el fango,
hoy, más allá del tiempo y de la aciaga
muerte, esos muertos viven en el tango.

En la música están, en el cordaje
de la terca guitarra trabajosa,
que trama en la milonga venturosa
la fiesta y la inocencia del coraje.

Gira en el hueco la amarilla rueda
de caballos y leones, y oigo el eco
de esos tangos de Arolas y de Greco
que yo he visto bailar en la vereda,

en un instante que hoy emerge aislado,
sin antes ni después, contra el olvido,
y que tiene el sabor de lo perdido,
de lo perdido y lo recuperado.

En los acordes hay antiguas cosas:
el otro patio y la entrevista parra.
(Detrás de las paredes recelosas
el Sur guarda un puñal y una guitarra.)

Esa ráfaga, el tango, esa diablura,
los atareados años desafía;
hecho de polvo y tiempo, el hombre dura
menos que la liviana melodía,
que sólo es tiempo. El tango crea un turbio
pasado irreal que de algún modo es cierto,
un recuerdo imposible de haber muerto
peleando, en una esquina del suburbio.

*Borges, J. L. (1964). El Otro, El Mismo. Emecé Editores

Sin comentarios

Tango a ciegas, una experiencia distinta

Caminando por el barrio del Abasto este viernes de sol, al pasar por la esquina del Teatro Ciego y su grafiti de Gardel sonriente estampado en la esquina de Zelaya y Jean Jaures, recordé que hace un tiempo un amigo me invito a bailar tango en la oscuridad.

  Foto Gza el Diario de Ibón Casas

Hace muchos años solíamos ver en algunas milongas porteñas, como Dandy y La Ideal, a un extranjero no vidente con el que todas las mujeres queríamos bailar, por su amabilidad y por su sorprendente capacidad para reconocer el espacio en el que moverse e intuir los pasos, prolijamente, sin pisar a nadie y muy lejos de esos movimientos dramáticos que popularizó el personaje de Al Pacino en Perfume de Mujer. Actualmente las pistas del circuito están llenas de gente que ve pero que no ve al otro, que no respeta la fórmula del sentido de las agujas del reloj, lo que es casi lo mismo.

Actualmente en el Teatro Ciego dan clases de tango diferentes porque se desarrollan en una pista de baile totalmente oscurecida, lo que permite una mayor concentración y conexión entre los bailarines. El desafío es afinar el sentimiento y lograr que éste se traduzca en energía capaz de impulsar el movimiento de la danza. Esta aventura guiada por maestros propone además introducirnos en los códigos de la milonga desde un lugar más perceptivo y menos visual (la base del tango de verdad), al tiempo que nos permite comprender la dimensión de esa dificultad que sufren ciertas personas, que no es de ningún modo una discapacidad. Al tratarse de una propuesta innovadora las clases no distinguen niveles, y tampoco es necesario contar con experiencia previa ni asistir en pareja, dicen los maestros Pablo Ugolini y Giuliana Fernández. La experiencia tiene su costado romántico, claro.

Para los que quieran probar las clases cuestan 90 pesos y se dictan los lunes a las 18. No hace falta inscripción previa y hay becas disponibles para personas no videntes.

Consultas a escuela@teatrociego.com

Sin comentarios

Se viene la 4° Maratòn Milonguera

Un proyecto loable y muy oportuno en estos tiempos es el de la Asociación de Organizadores de Milongas, que acaba de anunciar la realización de la 4°Maratón Milonguera en Buenos Aires. La idea partió hace unos años de los miembros asociados con el fin de colaborar con el bolsillo de los parroquianos y sostener los salones en temporada baja, cuando el invierno acovacha y faltan los turistas que vienen especialmente a bailar tango a la ciudad.

Vale destacar que en ese sentido el circuito porteño ya no es lo que era. Desde hace unos años ha ido bajando progresivamente la presencia de extranjeros , entre otras razones, por que muchos bailarines y maestros se han radicado en el exterior donde hay cada vez más academias, clases y milongas conducidas por argentinos. A eso se suma el cierre de pistas míticas como fueron Sunderland (sigue clausurado el salòn) y Niño Bien. Entonces era imposible conseguir mesa en una de estas catedrales que eran refugio obligado de famosos bailarines del ambiente cuando volvían de sus giras por el mundo. Muchos de ellos ya no están, y las nuevas generaciones de stars o estàn de gira, o salen menos porque dan clases y ensayan todo el día.

 la pista del querido Sunderland

La Maratón será del 20 al 26 de junio y le permite al público adquirir un pase único para concurrir durante esa semana a todas las milongas asociadas del circuito. En esta oportunidad tendrá un valor de $180 y además incluye clases, en ciertas milongas designadas, para quienes quieran mejorar su baile o aprender. La suma es realmente simbólica teniendo en cuenta el costo habitual de las entradas y tratándose de siete noches. El pase se consigue en cualquiera de las milongas asociadas a partir del 10 de junio (ver la lista en el link)o bien escribiendo a maraton@milongas.org.ar para reservar o averiguar el lugar de compra más cercano.

 

Sin comentarios