Más marcas y más componentes para el mercado nacional de smartphones, Xiaomi y Huawei suman modelos (en China)

Esta semana tuvimos varias noticias locales sobre tecnología: por un lado, hice un repaso por las varias marcas nacionales (una docena, aproximadamente) que están apostando por los smartphones de marca blanca para aprovechar los espacios que están dejando las firmas más tradicionales por los problemas de importación que tienen.

Esto, en un contexto en el que la Secretaría de Industria publicó una resolución en la que propone aumentar la cantidad de componentes de fabricación nacional a los smartphones que se venden en el país (hoy es sólo la caja y la papelería); el 29 de febrero próximo habrá más novedades.

Publicamos también un repaso por el estado de las redes 4G nacionales a casi un año de su entrada en servicio con una nueva edición del estudio de OpenSignal (en resumen: la velocidad promedio es la mundial, aunque en la región hay países con más ancho de banda por usuario).

Esta semana Xiaomi presentó un nuevo smartphone (el muy atractivo Redmi Note 3, más allá de que no es particularmente novedoso, con pantalla de 5,5″, un Mediatek Helio X10 y una batería de 4000 mAh) y, quizá más importante, una tableta, la Mi Pad 2, que estará disponible con Android o con Windows 10. Como dice Javier Pastor, es la Surface Mini que (hasta ahora) no fue.

Apple tiene un problema con el iPad Pro (a veces se cuelga cuando la cargás, y no hay cómo despertarla) y todavía no parece haber encontrado la solución. Seguir leyendo

Llega el iPad que es una notebook pero no lo es; Qualcomm busca su destino con un nuevo chip; se vienen los sensores de cámaras con puntos cuánticos

Una semana más en el mundo de la computación móvil. Vamos, como siempre, primero a las notas que fuimos publicando en Tecnología en LA NACION y luego a algunas otras cosas que me parecen relevantes.

Escribí sobre Qualcomm, que esta semana presentó su Snapdragon 820, el procesador que -espera la compañía- será el motor principal de los smartphones de alta gama de 2016; Sebastián Davidovsky estuvo en la presentación en Estados Unidos. Es un momento complejo para la empresa, amenazada por la decisión de Apple y, en menor medida, de Samsung y Huawei de hacer sus propios procesadores; al Kirin 950 que Huawei mostró la semana última se suma el nuevo Exynos de Samsung (9to5google).

La otra gran noticia de la semana, claro, fue la salida a la venta del Apple iPad Pro (dos reseñas en español: en Hipertextual y en El Mundo), que generó una polémica a esta altura bastante estéril: la discusión entre si es un reemplazo para una notebook o no. Así como se dice que la mejor cámara es la que se tiene cuando se quiere sacar la foto, lo mismo se aplica, en un punto, para este equipo. La mejor computadora es la que se tiene a mano, digamos. Para quien necesite correr ciertas aplicaciones especiales o conectar un periférico por cable o tener otro tipo de flexibilidad a la que ofrece iOS, no sirve; para quien ya usaba una tableta con teclado -algo que existe hace muchos años- esta versión ofrece una pantalla mucho más grande (el hardware es más poderoso, sí, pero eso es un cambio más generacional que conceptual), sobre todo para quienes usan una notebook al estilo ChromeOS (web, chat, mail, redes sociales y escribir algo de texto, etcétera). ¿Es para todos? No. Pero no tiene por qué serlo. 

Dos pensamientos más: uno, que el iPad Pro (y la Surface Pro 4, etc.) plantean el modo de uso que supuestamente no funciona (tocar una pantalla que está detrás del teclado) porque obliga a una postura incómoda: se lo suele llamar el brazo gorila. La otra es que con este dispositivo, Apple propone una misma interfaz de usuario (con algunos cambios, sin duda) para tres interacciones conceptuales (teléfono, tableta, portátil) que implica, en un punto, una revalidación de algunas ideas de Microsoft (la interfaz de usuario “universal” de Windows 10 que se adapta a esos mismos tamaños), más allá de que no es exactamente lo mismo: iOS tiene modos de uso en el iPad Pro que no están en un iPad más chico; MS le agrega una mayor complejidad con la disponibilidad del Escritorio entre las opciones (pero es la alternativa que le permite, en un punto, evitar el brazo gorila). Android, dicho sea de paso, está en el mismo camino (que comenzó a transitar, fuera del control de Google, en los albores de este blog) con la Pixel C, la tableta de Google con teclado. Está también, otra idea dando vueltas: que hoy hay más gente familiarizada con Android (y con iOS, dependiendo del mercado) que con Windows, y que pasar a una versión “grande” de ese modelo de interacción basado en lo táctil será un salto más sencillo que cambiar a otro, sobre todo para los más jóvenes (que ya tienen incorporado el modelo mental de interacción basado en la pantalla táctil y no tendrán, quizás, tanto interés en el mouse).

A propósito: cómo funciona el lápiz en el iPad Pro vs el Surface Pro 4:

Más notas:  Escribí también sobre Opera Max, una herramienta para economizar el consumo de datos en un smartphone con Android (es un intermediario que comprime los datos como hacía con el navegador, pero funcionando para casi todas las aplicaciones); también, sobre Sherpa Next, el asistente digital nacido en España que ahora funciona en Android y en iOS y busca ganar adeptos en América latina. Y entrevistamos a Craig Dehner, uno de los creadores de algunos de los elementos claves de iOS, y uno de los expertos mundiales en animación de aplicaciones.

¿Pasaron más cosas? Sí: TAG Heuer sacó su reloj con Android Wear (y chip Intel, como los Fossil de la semana pasada); Google agregó una función oficial para descargar mapas offline en Maps (no tan sofisticada como la de Here/TomTom/etc., pero igualmente útil). Ya estaba la herramienta, pero más escondida.  Seguir leyendo

Sin comentarios

Probando el nuevo Moto G; se actualizan los Nexus con Huawei y LG, que también tiene un teléfono de doble pantalla; Alcatel trae su Idol reversible

En una semana bastante agitada en el ámbito local y el internacional hubo varias noticias que reflejamos en la sección Tecnología de LA NACION.

Por un lado, estuve probando el Motorola Moto G de 3ra generación: tiene 4G (AWS+APT), la cámara del Nexus 6, una pantalla de 5 pulgadas y mantiene sin titubeos la corona del mejor equipo en su rango de precio.

Hablando de 4G: Ariel Torres publicó una muy completa columna sobre cómo aprovechar mejor el 4G, evitar que se coma vivo tu abono de datos, etcétera.

En el país, Alcatel presentó el Idol 3 que había anunciado en el Congreso Mundial de Móviles en marzo: un equipo de muy lindo diseño, con la particularidad de que es algo así como reversible: con micrófonos y parlantes en ambas puntas, nunca está “al revés” cuando lo usás (tanto para hablar por teléfono como para usar las aplicaciones).

En el mundo, Google renovó su línea Nexus con dos modelos, Huawei Nexus 6P y el LG Nexus 5X, ambos con Android Marshmallow, sensor biométrico y USB-C, además de una cámara con sensor Sony de 12,3 megapixeles que ya está muy bien rankeada (en DxOmark, por ejemplo). Tienen muy buena pinta los dos. También adelantó -sin demasiados detalles- la tableta Pixel C, con hincapié en el teclado desmontable (símil Surface Pro/iPad Pro).

LG, por su parte, presentó el teléfono V10 con doble cámara frontal (de 80 y 120 grados, para autofotos grupales y demás) y doble pantalla: a la convencional le suma una cinta de notificaciones, sensible al tacto, para mostrar información cuando la otra pantalla está apagada. El resto del hardware es de muy alta gama, incluyendo una cámara que graba en 4K con funciones de edición del video y el audio. También presentó una segunda versión de su reloj Watch Urbane que tiene la particularidad de ser el primer modelo con Android Wear en tener conexión 4G propia. LG ya tenía un reloj Watch Urbane con LTE, pero usando su propio sistema operativo, WebOS (Tecnogeek).

Esto, en el marco de la salida a la venta del iPhone 6S/6S Plus: Apple vendió 13 millones de unidades en un fin de semana, superando la marca anterior (10 millones para el 6) pero ahora incluyendo a China en los primeros días de venta. Seguir leyendo

Sin comentarios