Vamos y vemos

 

NOTA

Post dedicado a Vicky, la chica de la peluca punk

Este es un post sobre la amistad. Porque esta semana se editó finalmente en DVD Excursiones, la tercera y gran película de un amigo de la casa, Ezequiel Acuña. Y porque esta película la vi en cine con mi mejor amiga. Y porque la canción que suena sobre el final (“Como si fuera el fin” de La Foca) me la hizo escuchar alguien una vez, en un colectivo, mientras mirábamos la calle nocturna. Ella, mi amiga, es una parte muy importante de mi vida. Él, quien puso esa canción en mis auriculares, ya no está en ella.

Excursiones habla mucho de eso, de cómo los vínculos se transforman con el paso del tiempo y de cómo lo que fue puede volver a ser (o no). Yo creo en eso de que “nada se pierde, todo se transforma”, en que las personas entran a nuestras vidas para cumplir una determinada función, especialmente los amigos. Esos con los que seguimos unidos y esos con los que las diferencias – o la vida misma – nos fue haciendo cada vez más irreconciliables.

¿Por qué el título de este post? Porque, en Excursiones, un amigo le dice al otro: “vamos y vemos”. Y no están hablando solamente de la próxima actividad que van a compartir juntos. Están hablando del futuro.

* Bonus Track: Otras películas sobre amistad que me gustan mucho son Cuenta Conmigo (Rob Reiner) y El mundo mágico de Tarabithia (Gabor Csupo)

Mirá una entrevista que le hicimos a Ezequiel Acuña:

¿Cuál es tu película favorita sobre la amistad?