Algunas preguntas sobre la Ley de Medios

 

Derecho a las preguntas:

1) ¿Tiene sentido que DirecTV pueda transmitir a todo el país pero ningún cableoperador pueda hacerlo? Entiendo el argumento legal: “uno es satélite, otro es cable, a uno le damos una sola licencia nacional, a otro le exigimos una licencia por localidad”. OK, pero ¿cuál es la lógica económica?

2) La destrucción de Cablevisión es inevitable, no sólo por incompatibilidades con otras licencias del Grupo del Mal sino también por el máximo de 24 licencias. Recordemos que los distritos del país estarán divididos de manera que se necesitarían centenas de licencias (no pude googlear cuántas) para una cobertura nacional. De modo que el gran “monopolio” del cable no será reemplazado por un gran mercado nacional competitivo, sino por muchos pequeños monopolios locales. Obviamente, habrá muchos problemas de escala en esos proveedores. En muchos casos, la provisión de servicios de cable será anti-económica, salvo que el cableoperador feudal reciba cuantiosos subsidios. Pregunto: ¿subsidios de quién y a cambio de qué? ¿O aceptaremos que algunos distritos no tengan servicio de cable, o que lo tengan en condiciones de calidad inferiores a distritos más poblados y con mayor escala?

3) Sería lógico que Cablevisión y otros proveedores con características de semi-monopolios naturales tuvieran regulación, tanto de precios como de obligaciones de incorporar (con algún criterio lógico) canales en su grilla. (En mi mundo ideal, el cableoperador sería sólo el dueño del hardware cableril y estaría obligado a alquilar el uso de esos cables a diversos proveedores de paquetes de canales compitiendo entre sí; no sé si es factible tecnológicamente). Ahora bien, la destrucción lisa y llana de empresas de cable de alcance nacional obviamente las deja en desventaja frente a (i) la televisión satelital y (ii) la provisión de televisión vía internet, que más temprano que tarde se extenderá. Evidentemente los feudocables no podrán ser un actor relevante en esta competencia. ¿Por qué queremos evitar esa competencia? Más aun: ¿por qué, en lugar de hacer todo esto, no optamos por destruir al Grupo del Mal permitiendo a las telefónicas dar señal de TV? ¿Por qué no quisimos tres actores compitiendo (satélite, cable y telefónicas) por un mismo servicio (dar tele) y en lugar de ello nos quedamos con un actor pleno en el presente -DirecTV- un actor minimizado -los feudocables- y un actor eventual -las telefónicas proveyendo vía Speedy o Arnet servicios de televisión?

Se agradecen respuestas en los comentarios.