Un buen guía para visitar París

 

¿Cuál es la historia del Petit Palais? ¿Qué era antes? Pregúntenle a Martín

Esta es la historia de un chico que se llama Martín. Llegó a París hace cinco años, siguiendo a una ex novia, directo desde Tres Arroyos, provincia de Buenos Aires. Estudió turismo. Es muy, pero muy, curioso. Le gustan las anécdotas de las ciudades, esas que no se incluyen en las guías de turismo. Sabe mucho, pero mucho, de historia. Y quiere ser tu amigo en París.

Ese que te lleva a visitar la ciudad, te cuenta historias de París mientras caminan y te prepara un picnic nocturno con buenos quesos, buenos vinos y tarteletas con frambuesas, a la luz de las velas, a los pies de la Tour Eiffel. Ese que te dice dónde comer barato y típico francés, dónde encontrar buenas crêpes y dónde degustar un buen soufflé. Ese que te lleva a comer rana, a oler los tés de la tradicional casa Mariage Frères, y que te cuenta una buena historia, y muy verídica, sobre los años parisinos de Picasso. Ese que tiene guantes y bufanda para prestarte cuando hace frío, o un piloto para darte cuando llueve. Ese que te hace descubrir que la place Vendôme esconde la historia de las plazas reales, de Louis XIV y de Napoleón queriendo ser Julio César. Ese que te explica porqué tal queso se combina con tal vino, la diferencia entre los más de 350 quesos franceses o lo que significa que los vinos tengan la denominación AOC (apelación de origen controlado). Ese que te ayuda a cualquier hora, y que te va a buscar si estás perdido porque nadie te entiende. 

Martín propone tours por París, de día o de noche, a pie o en bicicleta (eléctrica), con o sin picnic. Su bicicleta se llama Arturo y tiene una banderita argentina. Le gusta que sus amigos-clientes sean argentinos porque así está “cerca de mi gente”, dice. “Y ellos ven cómo un argentino se apropia de París”, agrega. Los paseos duran entre 3h30 y 4h, como mínimo. El límite máximo es lo que aguanten los pies. “No uso reloj. Un amigo en París no mira la hora”. Y como todo en París requiere un poquito de esfuerzo, ser amigo de Martín cuesta 45 euros de día y 75 euros de noche (la tarifa nocturna incluye el picnic). Las tarjetas son aceptadas, dados los límites de extracción ya conocidos.

Miren la web: www.parisbymartin.com. Escríbanle a martin@parisbymartin.com. O llamenlo por skype (martin.muda) o por whatsapp o viber (toda la info en la página). La van a pasar bien, y de paso aprender un poquito más sobre esta ciudad. Es una súper opción para visitar París, y vale la pena. Si no, nunca lo recomendaría.

El picnic nocturno del París by Martín