Reeditan los textos más eróticos de Anaïs Nin

La mayoría de las personas tiende a creer, por momentos, que en materia de sexo y erotismo vivimos un tiempo de “destape” y “perversión”, pero en rigor es que no leyeron a Sade, y tampoco a Anaïs Nin.

La era virtual vino a modificar definitivamente la sexualidad contemporánea creando una nueva realidad, pero en la práctica este ejercicio consiste básicamente en lo mismo desde la época de las cavernas, al menos, lo esencial data desde entonces. En ese sentido no recuerdo una pluma más atrevida y bestial que la del célebre maestro del género, el Marqués de Sade.

Anaïs, una chica libre 

Respecto de Anaïs Nin, fue la precursora de la literatura femenina erótica. Ahora en enero se cumplieron 40 años de su muerte, y 70 desde que salió a la luz En una campana de cristal, una de las obras más famosas de esta escritora de origen franco norteamericano. A propósito del aniversario la editorial Siruela acaba de reeditar un volumen de textos que no fueron censurados y que incluye Incesto (1932-1934) y Fuego (1934-1937) dos obras en las que esta mujercita baja y bella describe abiertamente sus aventuras sexuales, incluso esa relación que mantuvo con su padre.

Sin dudas era una niñita precoz. A los 11 empezó a escribir, pero recién cuando dejó Nueva York para radicarse en París dedicó toda su energía al oficio. A los 40 años c estaba en bancarrota y sin un centavo, es decir casi por desespero incurre en la literatura erótica y pornográfica, con la que se ganaría la vida vendiendo cada página a un dólar.  Pese a que se negaba a divulgarlos, en los años setenta salieron a la luz Delta de Venus y Pajaritos, textos en los que da rienda a suelta a su esencia bisexual. Además de haber sido amante del escritor estadounidense Henry Miller, también lo fue de su esposa June, con quienes hacia alegres e inspiradores tríos. Les sugiero que si tienen esa fantasía incumplida antes lean estas piezas maravillosas, al menos para hacer la experiencia en casa con toda la elegancia y el nivel de chanchedad que la ocasión merece. En el mundo de las letras se dice que Nin fue la precursora de la revolución sexual femenina, pues de su generación fue la primera en manifestar públicamente sus preferencias.

El amor que mantuvo con Miller fue fisica e intelectualmente redituable. Además además de la cama compartieron una relación epistolar que duró dos décadas y que tomó forma de libro, Una pasión literaria. La pelicula Henry y June los retrata más que bien. Sin dudas, sobre erotismo lo mejor ya está escrito…

Sin comentarios

Literatura para un verano caliente

A falta de sexo (y Netflix), es momento de lecturas. Si los camellos de los Reyes Magos se comieron todo el pasto y se fueron sin dejar un solo libro interesante en la noche del viernes, antes de partir de vacaciones, ¿por qué no darse una vuelta por las góndolas y revisar la oferta de títulos sobre sexo y erotismo que ofrece la ciudad? Compartir una noche fresca rastreando textos hot por las viejas librerías de Avenida Corrientes podría deparar gratas sorpresas. Y al revés de lo que hace la mayoría, pasar por la caja con el ejemplar disimulado entre otros, ir de frente con la compra es una buena manera de emprender un cambio, asumir que el tema nos preocupa o interesa, sea porque estamos carentes o deseosos de ampliar nuestros conocimientos en la materia. 

 Tiempo de reflexión…labella

Ahora que volvió a funcionar el servicio puerta a puerta también hay posibilidades de dar con una rica variedad de publicaciones, ya que en los últimos años la literatura erótica levantó vuelo en todo el mundo, y antes de 50 Sombras de Grey, el éxito editorial que en estos días vuelve al cine. En Argentina han florecido autores interesantes. De hecho acaba de realizarse en Mendoza el primer Certamen Nacional de Literatura Erótica Oh!, (me lo perdí) impulsado por Ediciones Culturales, organismo que depende de la Secretaría de Cultura de aquella provincia. La convocatoria fue una sorpresa, ya que recibieron más de treinta trabajos de distintas partes del país (la obra ganadora fue Las elegidas, del escritor bonaerense Rogelio Retuerto).

Cuestión es que para pasar el verano va una breve selección de libros sobre sexo y sexualidad, de autoayuda y algo de literatura (todo rinde) elegidos en función de lo que está disponible en el mercado. Por supuesto, hay más, pero a éstos los he leido.

La Filosofía del Tocador (Marqués de Sade) Es el clásico, como el resto de las obras de este maestro del género. Así como otros leen a Proust, hay que leer a Sade, y para mí el libro más redondo es éste en el que relata la perversión de una adolescente que descubre el sexo a través de dos maestros muy salvajes. No podrán creer lo que lean. El sado, el bondage y cualquier otra práctica contemporánea es juego de niños al lado de las escenas que imagina Donatien Alphonse François de Sade, escritor francés, filósofo y personaje perseguido en su tiempo.

El Kamasutra ¿Hay una guía más completa y sabía? No. Existen decenas de ediciones disponibles y no todas, pero si algunas, están divinamente ilustradas y con descripciones posibles para quienes quieran aventurarse en el menú de posturas que describe esta milenaria técnica amatoria. Junto con el Ananga Ranga (no lo vi en ninguna librería local) es el manual más antiguo que se conoce sobre sexo. Pero no se trata solo de ejercicio, también propone reflexiones para la vida cotidiana de las parejas.

Slow Sex El arte y el oficio del orgasmo femenino, una guía práctica para la meditación orgásmica de Nicole Daedone. Un puñado de técnicas destinadas a prolongar el placer, ir más lento y disfrutar el proceso hasta alcanzar el orgasmo, priorizando el goce individual. La autora es instructora desde hace diez años y en este libro revela un plan de ejercicios para practicar solos o en pareja. Son efectivos, sencillos y reveladores. Se consigue en Galerna.

Cuarenta grados a la sombra Un grupo de jóvenes escritoras argentinas se puso a escribir a calzón quitado, y como por suerte las historias están bien narradas, el resultado es levadura para la imaginación. Se trata de diez relatos bien calientes escritos por chicas, para hombres y mujeres capaces de materializar sus fantasías. es una linda edición de Emecé.

Los Hombres son de Marte las Mujeres de Venus El best seller lleva 50 millones de ejemplares vendidos en todo el mundo. Es un clásico vigente hoy más que nunca habida cuenta de que las grandes diferencias entre ambos géneros no se han zanjado, ni se zanjarán jamás, por mucho que el feminismo lo intente. Lo que ellas quieren y lo que ellos quieren es el tema que John Gray, psicólogo y consultor de parejas reconocido en todo el mundo, devana a lo largo de estas páginas que pueden ser de gran utilidad si están en una relación que tambalea.

 

Sin comentarios

Templos para el pecado, la institución más vieja del mundo

¿Sabías que en la Antigüedad se practicaba la prostitución sagrada?, ¿que Iglesia y Estado obtenían suculentos beneficios de los burdeles en la Edad Media?, ¿que en Japón hay prostitutas que se visten de azafatas y simulan viajar en avión?, ¿que en Moscú se puede comer sushi en el vientre de una geisha?, ¿que en los campos de concentración había burdeles? ¿qué existe un burdel que cotiza en Bolsa? ¿que en 1490 en Roma había una prostituta por cada doce habitantes, y que hoy en un famoso burdel de Nueva York donde se juntan cada fin de semana cerca de 1000 personas funciona un salón de té? ….Y más, que en un palacete porteño de la Av. Córdoba al 3200 un ex anarquista a principios del siglo XX fundó La Varsovia, o Sociedad Israelita de Socorros Mutuos, que en rigor era la fachada de una red que operaba cerca de 3000 burdeles?..

 

Tantas rarezas y revelaciones como ancho e inabarcable es este mundo nuestro encuentro en las páginas de esta perlita editada por Océano, Historia de los Burdeles, de Mónica García Massagué, ejemplar non sancto que llega a mis manos gracias a Merimún. Mi fiel amiga recordó que hace un tiempo le conté que mi padre en sus años de estudiante universitario pasó una temporada asilado en un burdel del barrio de San Dennis, en París, porque se había quedado sin un centavo y no tenía ni para la sopa. La impresión que a él le había quedado de aquella experiencia era absolutamente romántica (en todo sentido), e idéntica impresión me causa ahora esta valiosa investigación, impecablemente documentada con textos e imágenes.

Casi podría decirse que desde que el hombre salió de la caverna han existido en todas las sociedades del planeta estas instituciones o espacios para el esparcimiento sexual que, aunque difíciles de asimilar por su amoralidad, convengamos se han ido reinventado para acompañarnos desde el origen de los tiempos.

La historia de los burdeles no es la historia de la prostitución, aclara la autora, pues el sexo pago no se ha conseguido únicamente en estos ámbitos, por eso me parece muy interesante esta visión antropológica y sociológica del negocio porque, aun adquiriendo diferentes estatus en cada época, ha sido siempre refugio de artistas, políticos y hombres de empresa que sin dudas ahí encontraban inspiración y comprensión, su propia versión del amor y un lugar donde hacer bussines, como bien describe la sinopsis. “Una perspectiva amable descubre el burdel empleado durante décadas como medio tradicional para la iniciación de los jóvenes en los placeres de la carne, como espacio de reunión fraternal para hombres, como primer escenario para un teatro que no permitía a las mujeres de bien subir a escena, como refugio para artistas de toda clase y como punto de encuentro revolucionario para aquellos que planeaban un mundo a espaldas de la sociedad vigente. Por otro lado, existe también otra perspectiva del negocio, basada en la explotación de la carne, que colinda de forma peligrosa con la ilegalidad y la amoralidad y que ha sido (y es) pasto de actuaciones desaprensivas, que afectan a millones de inocentes en todo el mundo.”


Prostíbulo, casa de tono, baño, convento, colegio de señoritas, casa de mala reputación, casa de mala fama, casa del diablo, casa atrevida, casa de tolerancia, mancebía…Tantos nombres y rótulos para hablar de esas cuatro paredes donde entregrarse al placer sin prejuicios ni culpas, lo que el concepto japonés describe como kutsawa, palabra que indicaba que al entrar a un prostíbulo el cliente debía olvidarse de todas sus virtudes.

El libro creo que ya está disponible en algunas librerías, bueno, no sé, eso se los debo!

Sin comentarios

Ya no habrá chicas desnudas en la nueva Playboy

¿Quien no entró alguna vez al cuarto de sus primos o hermanos y encontró en la mesita de luz una pila de revistas con fotos de chicas desnudas? Bueno, esa época terminó ( y mejor no mencionarla, porque delata que hemos pasado los 40!!).

Ahora habría que hackearles el celular para espiar los videos porno que consumen, porque convengamos que cualquier ser humano que tenga un teléfono conectado está a un clic de cualquier tipo de contenido sexual que se produce en el mundo, acabando así la tecnología con esas fabulosas publicaciones nacidas en los albores de la liberación femenina, y que tan bien “acompañaron” a una generación de onanistas en la intimidad de la ducha. Chau rubias platinadas, conejitas con labios de plástico. Playboy, la revista líder del segmento, vuelve al quiosco con aires de carmelita recatada. Quien diría que después de darle tanta manija al tema, terminaría cayendo en su propia trampa, y viéndose superada por la oferta de pornografía que circula en la Web.

Tras anunciar públicamente que no habría más desnudos completos en sus páginas, la revista fundada por el inoxidable Hugh Hefner a mediados del siglo pasado, volvió reciclada al mercado editorial hace un mes, con la imagen de la primera playmate tapada y no blonda de su historia, una divina morena vestida con camisa blanca y ni un cuarto de pezón a la vista. “El mundo está cambiando. Espero que esto atraiga a nuevas miradas y un nuevo lectorado a la revista”, dijo la chica en la fiesta de lanzamiento meses atrás.

Y si. De tirar 5,6 millones de ejemplares Playboy pasó a vender menos 800.000 en los últimos años, por lo que su líder, este personaje de 89 años enfundado en una clásica bata de raso negra, accedió al cambio, según explicó el nuevo director, Jason Burhmester. El objetivo es ambicioso: captar el morbo de un lector de entre 18 y 30 años, hombres que viven a la ciudad “y tienen trabajo”. Para eso se han propuesto profundizar en los textos, en definitiva, tal como lo pensó Hefner al principio, en su primera carta editorial de 1953: “Si eres un hombre entre 18 y 80 años, Playboy está hecha para ti. Nosotros disfrutamos mezclando cócteles con un aperitivo o dos, poniendo música de ambiente e invitando a una conocida para charlar sobre Picasso, Nietzsche, jazz, sexo…”.

Sin dudas, un triunfo del erotismo por sobre la pornografía, en buena hora!

Sin comentarios

La madre de Carla Bruni ventila sus infidelidades

Mi madre me ha pedido una computadora nueva porque tiene intención de escribir sus memorias. Caramba, le digo, bueno, gran idea!, todos tenemos experiencias e historias que querríamos compartir con los demás. Pero al rato empecé a temblar pensando en que, con esto de que “a la vejez viruela”, a madre se le dé por ventilar sus trapitos, no sea cosa que amanezca yo como Carla Bruni el día que a su progenitora le dio por confesarle al mundo que no dejó títere con cabeza. 

Como ven, cuando repito en alguna sobremesa que las mujeres somos igualmente propensas a la infidelidad, tanto como los hombres, no solo me remito a las estadísticas y a las teorías evolutivas divulgadas por la ciencia, sino también a los accidentes empíricos de la vida cotidiana, esos que le suceden hasta en las mejores familias. Hace pocos días salió al mercado editorial “Mis queridas hijas, os voy a contar” escrito por la madre de la ex modelo y primera dama de Francia, Carla Bruni. El titulo pasaría por un libro más del género biográfico si no fuera que en sus páginas la octogenaria mujer confiesa públicamente haberle sido infiel a su marido, el supuesto padre biológico de la actual esposa de Nicolás Sarkozy. Nada es eso. La dama, que fue chica de armas tomar, revela sin anestesia que al mismo tiempo le era infiel a su amante, y que el padre de Carla es el hijo del amante. Léase,  también compartía el lecho con el hijo de su amante.

la carne es débil sunshine

Marisa Bruni-Tedeschi ya estaba casada con Tedeschi, un señor muy fino y 15 años mayor, cuando inició una relación extramatrimonial con el empresario italiano Giorgio Remmert. Al poco tiempo la inquieta señora le echó los perros al hijo de éste, el joven Maurizio Remmert con quien mantuvo encuentros por seis años. Un verdadero cojinche, diría mi amiga Merimún.

Cuestión es que entonces Marisa tenía 35 años y él era un pichón de 19. “Puedo quererte como una persona mayor”, decía él en sus cartas. Carla surgió de ese amor a finales de 1967, pero este cuento tuvo final felíz pues don Bruni-Tedeschi, que era un gentleman, tapó la historia dándole su apellido a la niña y tratándola como si fuera su propia hija.  

Vaya a saber cuáles fueron las razones del caso, pues cada caso tiene motivaciones diferentes, aunque presumo que son las mismas que acucian al resto de la especie: aburrimiento, expectativas incumplidas o simplemente una naturaleza “indómita”, por no decir flojita. En síntesis, lo que siempre se supo empezó a tener cada vez más visibilidad en este siglo. Los casos de infidelidad femenina, concluyen sendos estudios, aumentan hoy drásticamente por la “cercanía con los hombres en el lugar de trabajo y el uso de la tecnología”. Según publica el Journal of Couple and Relationship Therapy, por ejemplo, en la actualidad entre el 45 y el 55% de las mujeres casadas son infieles, aunque vale aclarar que ambos géneros tienen distinta percepción de lo que son los cuernos. El 81% de las mujeres confiesa que coquetea con sus compañeros de trabajo y dos de cada tres aseguran que tienen pensamientos sexuales con ellos. Más de la mitad los hace realidad

En fin, que mi madre seguirá siendo una dama, como Marisa, así tenga kilos de trapitos por lavar!

Sin comentarios

Un vibrador para jugar leyendo novelas eróticas

Al que le guste condimentar su intimidad con juguetes y literatura erótica, ahora es posible encontrar los dos entretenimientos en uno. Digo, leer un texto hot y “vibrar” con la historia, literalmente.

Gracias a la creatividad de la industria del juguete para adultos, que no para de ofrecernos alternativas para aumentar el placer, en marzo próximo llegará a las góndolas de los sex shops (roguemos que acá también) un ingenioso vibrador de silicona medicinal y formas sobrias (parece esa vieja pipeta que usaban las madres para limpiarle las orejas a los chicos) que se activa cuando el usuario se sumerge en un texto erótico. Sin dudas un hallazgo elevado, brillante Bautizado Little Bird, se maneja desde el celular y se conecta a una app gratuita de lectura via bluetooth (se puede bajar al celular o a la tableta). Una vez sincronizados ambos dispositivos bastará buscar un lugar discreto, elegir un cuento picante y hacer un simple movimiento, sea un roce, una caricia o un golpecito en la pantalla para que el chiche empiece a trabajar. Según entiendo el ritmo de cada texto está conectado con las 10 velocidades de vibración del adminiculo, que por suerte viene con batería de una hora y media de duración.

La genialidad partió de una startup francesa, B.Sensory, que consiguió ejecutar el proyecto gracias al crowfunding.”Como gran fanática de la literatura erótica, tuve el deseo de unir el poder de las palabras con el potencial de los servicios de conexión, para crear una nueva forma de leer y divertirse, sola o en pareja”, cuenta en el video de lanzamiento Christel Le Coq, fundadora de la empresa.

En la Web se pueden ver los distintos modelos (el mismo, en distintos colores) y el catálogo con los principales títulos de las más importantes editoriales francesas de literatura erótica, y que se pueden disfrutar con otra intensidad.  Según dijo Le Coq al diario El Mundo en los próximos meses subirán obras en inglés, y no aclara si hará también en español. Si se fijan en la Web también hay un item en el se convoca a los escritores del género a enviar su material. Anímense, ahi figuran bases y condiciones para “participar.”

Leer y gozar,,nunca le habia visto aplicación más útil el e book!

Sin comentarios

Manual para ser expertos en estimulación oral

No veo la hora de que mi amiga M fabrique el sofá erótico que prometió incluir dentro de su colección de muebles para el hogar. Se trata de un asiento ergonómico pensado para cuando las ganas te sorprendan en el living de casa, o donde hayas colocado el bendito mueble, que en este caso es más bien una chaise longe mullida, tapizada con género suave que impide deslizamientos, y de formas estudiadas para favorecer las posiciones más rendidoras del repertorio. La deco es importante dentro de la escena amatoria. Hay que estar bien cómodos y evitar accidentes domésticos. Ninguno de los invitados se daría cuenta jamás que en ese objeto para el reposo se pueden hacer infinidad de piruetas chanchas. Ya ven, tengo amigas muy creativas.

Cuestión es que recordé lo del asiento hojeando el otro de los dos libros que me envió mi friend Merimún, una guía completita con consejos, datos y todo lo que no sabíamos (y no nos animamos a preguntar) sobre el sexo oral, léase el cunnilingus (del latín cuniculos o conducto y lingere o lamer) y la fellatio (del latín fellare, succionar). Nótese que la traducción de ambos términos ya nos describe en qué consiste cada cosa.

un gps por favor blanche noire 

Devórame, de Tina Robbins, es un libro para devorar en una tarde. Tiene, como todos estos ejemplares temáticos, contenidos didácticos y apreciaciones personales de la autora, una cronista como yo que escribe desde hace años y por eso está al día con el tema. Todo, para decir que la estimulación oral es una de las prácticas más reclamadas en las relaciones humanas y también de las más pudorosas, razón por la que el libro termina siendo un documento ideal para aquellos(as) que no son muy amigos(as) de ejecutarla, y para quienes quieren consagrarse con la técnica.

Ya hacia el 700 ac en China se creía que el sexo oral era terapéutico. Al hombre porque le proporcionaba “esencia yin”, es decir salud, vitalidad y longevidad, dice mi enciclopedia. “Beber de la fuente de jade” es una expresión que significa obtener la “esencia yin” de una mujer durante el acto sexual, algo que también figura en los textos taoístas. También hay abundante material acerca de los beneficios para las mujeres, y entre los párrafos encuentro una curiosidad: una de las felatrices famosas de la historia fue Cleopatra. Entre los griegos era conocida con el apodo de “la de la boca grande” y otro medio subido de tono. Cleopatra era muy bella, quizá le haya funcionado como terapia de rejuvenecimiento. Según la autora del libro, Tina Robbins, el sexo oral no cuenta como juego previo sino que es sexo, y como tal requiere dedicación, eso significa entre otras cosas que además de voluntad e inspiración conviene saber algo de la anatomía genital, algo que el libro repasa muy a vuelo de pájaro. No falta info jugosa sobre técnicas, posturas, errores a evitar, puntos erógenos, clases de besos, trucos, etc etc, y dibujitos a modo de ejemplo. Lo que omite mencionar son los riesgos, pero no quiero aguar fiestas pues seguro que ya todos saben que no existe peligro cuando hay información, y protección.

A practicar, que se acaba el mundo!

Sin comentarios

El abc de la meditación orgásmica

Uno cree que lo sabe todo hasta que aparece algo que te demuestra lo contrario: en este caso, la “meditación orgásmica” acaba de revelárseme como una novedad absoluta. Y yo que suponía que en esas cuestiones no había mucho más para inventar. ¿Los genitales meditan?, ¿es tantra mental? ¿un vibrador nuevo?… me pregunto. No, es algo aún más elevado, dice Nicole Daedone en su libro Slow Sex, El arte y el oficio del orgasmo femenino, un ejemplar editado por Océano que me acaba de llegar gracias a mi amiga Mun, encargada de nutrir mi biblioteca erótica personal. Parece que esta técnica es la puerta al placer real, que todo lo que conocemos y hemos practicado en la cama hasta hora han sido papelitos de colores. Como decir que conocés Europa cuando solo has visto Roma.

El “slow sex igual que el “slow food” son la contracara de la velocidad contemporánea, del rapidismo del siglo XXI, una filosofía que propone volver a dedicarle tiempo a las cosas esenciales, saborearlas, sea a la comida o a la intimidad con el otro. Ya en 2008 una investigación publicada en la Revista de Medicina Sexual de Estados Unidos sostenía que hoy un encuentro “normal” dura de 3 a 7 minutos; uno deseable de 7 a 13 minutos; uno demasiado corto de 1 a 2 minutos y uno demasiado largo de 10 a 30 minutos, todo esto sin contar la previa. Tres años atrás la marca Retrevo, que comercializa gadgets y aparatos electrónicos, realizó una encuesta (Is Social Media a New Addiction? (¿Son las redes sociales una nueva adicción?) en la que revelaba que el 7% de los usuarios de teléfonos celulares en EEUU consultaba sus mensajes en pleno acto, un clarísimo indicador de lo apurados y de cuán desconectados estamos de nosotros mismos, incluso de aquello que anhelamos (un poco de sexo).

tus masajes me transportan de la oficina a la playa sunshinecafe

Esta joven terapeuta que lidera el movimiento del sexo lento en los EEUU (participó de las conferencias TEDx) lleva una década dedicada a divulgar una sofisticada técnica para conseguir el orgasmo y que ella considera la “cura para el hambre de la mujer occidental.” Consiste básicamente en masajear un punto alojado en el cuadrante superior izquierdo del clítoris (el libro viene con GPS) donde se aloja una de las mayores concentraciones nerviosas del cuerpo femenino, para activar el sistema límbico y así generar un shock de oxitocina en el cerebro. La práctica requiere al menos 15 minutos de práctica consciente diaria. Según parece da resultado, ya que la mujer ha fundado una organización – One Teste- que promueve la meditación orgásmica en varias ciudades de Estados Unidos. Asiste a parejas, dicta cursos y hasta cuenta con un servicio de “asistencia” para quienes estén alone. La meta principal, dice, es bajar el estrés, pero gozando en el camino hacia el nirvana.  

Creo que yo sería una buena paciente, aunque para practicar primero debería despojarme de ciertos “hábitos y expectativas” negativas, sugiere la autora, entre ellos, abandonar el vibrador y olvidarse del amor romántico, porque el placer definitivamente va por otro lado. Todo hay que probarlo, claro. El libro llega este mes a las librerías porteñas, por si quieren adentrarse en el tema….

Sin comentarios

La leyenda del Hilo Rojo, o el amor destinado

Hace tiempo siento tirones en mi dedo meñique. Quizá sientas lo mismo en el tuyo. Quizá en breve empieces sentir que tira más, y más fuerte. Ojalá no sea un calambre sino el Hilo Rojo del destino que, finalmente, después de tantas vueltas e idas, de tanta vida gastada por ahí, nos ponga frente a frente….(lapsus romántico!)

Le dedico este post a una amiga que hace un tiempo me preguntó si sabía del significado de esta leyenda japonesa (o china, no es preciso su origen) que dice que todas las personas destinadas a conocerse tienen un hilo rojo atado en sus dedos. Según reza nacemos con ese hilo que permanece atado en la punta del dedo a pesar del tiempo y la distancia. No importa cuanto tardes en conocer a esa persona, tampoco si esa persona vive del otro lado del mundo: la hebra puede estirarse hasta el infinito. Se tensa más o menos a lo largo de la vida, a veces afloja y hasta parece cortarse. También se enrieda mucho. Más nunca se corta.

“Así es que, el Abuelo de la Luna, cada noche sale a conocer a los recién nacidos y a atarles un hilo rojo a su dedo, un hilo que decidirá su futuro, un hilo que guiará estas almas para que nunca se pierdan”, dice la leyenda, que les copio literal más abajo:

sé que estás llegando…..icantouchyouthere

“Hace mucho tiempo un emperador se enteró de que en una de las provincias de su reino vivía una bruja poderosa quien tenía la capacidad de poder ver el hilo rojo del destino, y la mandó a traer ante su presencia. Cuando la bruja llegó, el emperador le ordenó que buscara el otro extremo del hilo que llevaba atado al meñique y lo llevara ante la que sería su esposa. La bruja accedió a esta petición y comenzó a seguir y seguir el hilo.

Esta búsqueda los llevó hasta un mercado, en donde una campesina con una beba en brazos ofrecía sus productos. Al llegar hasta donde la campesina, la bruja se detuvo frente a ella y la invitó a ponerse de pie. Hizo que el joven emperador se acercara y le dijo: `Aquí termina tu hilo.´ El emperador enfureció creyendo que era una burla de la bruja, entonces empujó a la campesina que aún llevaba a su hija en brazos y la hizo caer, haciendo que el bebé se cortara la frente. Ordenó a sus guardias que le cortaran la cabeza a la bruja.

Muchos años después, llegó el momento en que este emperador debía casarse y su corte le recomendó que lo mejor sería que desposara a la hija de un general muy poderoso. Aceptó y llegó el día de la boda. Y en el momento de ver por primera vez la cara de su esposa, que entró al templo con un hermoso vestido y un velo que la cubría totalmente, al levantárselo, vio que ese hermoso rostro tenía una cicatriz en la frente.”

Se cree que este mito se inspira en un hecho biológico: en la arteria ulnar que conecta el dedo meñique con el corazón, mediante la arteria braquial. El hilo rojo (la sangre) simbolizaría el amor y el interés común. Traducido: la persona para uno llega inesperadamente, y quizás no es como la imaginamos. Pero la conexión será tan fuerte que trascenderá cualquier diferencia.

buen finde, y que les tire el dedo!

Sin comentarios

Sexo debajo del arbolito

Hace unos días le propuse a una amiga que para Navidad le regale un vibrador a su hija mayor, y casi se muere, la pobre. Claro, es madre, y además… ¿es muy chica una mujer de 22 para usar un adminículo semejante? ¿Uno puede hacerle un regalito así a una amiga o conocido sin pedirle permiso antes? Ponerlo debajo del arbolito como si nada podría causarle un shock a cualquier mortal desprevenido, pero pensándolo, y habida cuenta de que todo está caro y los juguetes no lo son tanto en comparación con otros objetos innecesarios, no es un mal regalo.

Pensando incluso en renovar mi stock de patitos me entero de que siguen sin entrar al país los juguetes de silicona medicinal alemana, el material más inocuo para estos fines, ya que no son tóxicos ni lastiman. La principal proveedora ha dejado el rubro erótico para dedicarse a la meditación y otras terapias alternativas, cosa que me apena porque en su showroom encontrabas los mejores chiches de la ciudad.

En fin, en algunos sitios de compra online local se consiguen pero son made in china. Sin desmerecer a los orientales, no son lo mismo. En el caso de que no les preocupe, hay algunos con utilidades y diseño ajustados a los requerimientos de los usuarios, resistentes al agua, aunque traen formas poco atractivas. Antes que eso es mejor un lindo par de esposas, algún disfraz o un antifaz, o algo más sutil como un día de spa juntos, una noche en un telo o buena literatura erótica para el verano, ahora que se van de vacaciones y sobrarán las noches y las siestas para ponerse al día con el sexo, a veces tan postergado durante el año.

via perttyg marvelous

Respecto del verano, ojo con la práctica del sexo acuático, que es parte de la fantasía de todo ser pedestre. El agua elimina casi el 100% de la lubricación natural del cuerpo, y el cloro de las piletas o el salitre del mar pueden anular el efecto del lubricante artificial. Usar preservativos bajo el agua también es complicado, pues hay que ponérselo antes de entrar al agua (cuacc) y si falta lubricación, se romperá. También recuerden que las piletas pueden tener bacterias infecciosas y que si bien la orilla del mar es un colchón perfecto para retozar, los granos de arena no sólo pueden dañar los órganos sino también perforar el preservativo.

No quiero pincharles la fantasía, pero….

Sin comentarios