Videojuegos de realidad virtual erótica, el sexo del futuro

En 2016 supimos con certeza que en menos de lo que creíamos los seres humanos acabaremos compartiendo la cama con los robots y peor, que los videojuegos de realidad virtual erótica nos permitirán tener en casa a la pareja ideal e interactuar con ella cotidianamente, como marido y mujer, e incluso alcanzar el orgasmo y pelear por el control remoto de la tele, claro, todo ese menú sin sacarnos las gafas.

Personalmente no me veo durmiendo abrazada a una cosa de lata ni alienada detrás de unos lentes, pero en Japón, la capital de los inventos más pervertidos del mercado ya han diseñado experiencias semejantes a las que viviremos cuando lleguen a nuestras vidas estos temibles electrodomésticos sexuales.

La revolución de la realidad virtual es Ilussion Vr, también llamado The Full Body Virtual Interface, y se trata de un equipo con traje estilo buzo conectado a sensores táctiles de alta sensibilidad que simulan el acto sexual física y visualmente. El hombre se introduce en el disfraz y todos sus complementos para el juego y enseguida empieza el concierto de gemidos oh ahí ooh ahh. La marca de juguetes íntimos para hombres Tenga promete con esta nueva herramienta que acariciar unos pechos de silicona (el disfraz viene con un par incorporado), provocará las mismas sensaciones que produce el contacto con las partes íntimas femeninas, ya que los sensores fueron desarrollados con la tecnología más sofisticada. El sistema incluye un curioso dispositivo en donde se introducen los genitales masculinos, pues el juego debe tener un final feliz…

No me niego al progreso, de hecho creo que los juguetes y la virtualidad enriquecen la vida privada de las personas y hasta son recursos terapéuticos en casos de pacientes con fobias y trastornos de personalidad. Pero la real realidad es que hoy basta con bajar una app o acercarse en la fila del supermercado a la chica que te gusta para compartir un café y con un poco de arte conseguir cariño real. En fin, que esta revolucionaria máquina de sexo virtual cuesta cerca de 400 dólares y ya se agotó, en Japón, al menos.

Sin comentarios

Apps y programas para detectar infieles virtuales

Me pregunto qué clase de contrato tendrán algunas parejas para que uno de los dos pulule a cara descubierta por los sitios de citas buscando activamente encuentros extraconyugales, so pena de cruzarse con gente conocida, como pasa seguido. Finalmente habré de darle crédito a ciertas encuestas que demuestran, entre otras cifras, que el 42% de los usuarios de Tinder tiene una relación, y el 30% de ellos están casados. A las personas las unen las coincidencias, y a las diferencias las pactan, sin duda, haciendo la vista gorda, como ayer tus abuelas para sostener el matrimonio. Tengo una amiga, por ejemplo, que por esto mismo no usa Facebook, ni Twitter ni Instagram y jamás pisó un portal de encuentros. Prefiere cultivar el ojos que no ven corazón que no siente. La felicidad del ignorante, como le dicen.

Sin embargo hoy cualquiera está aun click de la cruel verdad, pues me entero (no uso más redes de citas) que existen aplicaciones y programas con tecnología sabuesa capaz de comprobar las canitas al aire de tu peor es nada, pues qué más hacer uno si descubre que en su celular tiene Happn, Tinder o Badoo, o peor, que su perfil está activo. Ante todo cualquier ser humano se presume inocente hasta que demuestre lo contrario, pero convengamos que quien baja alguna de estas aplicaciones a su teléfono celular, con la barbaridad de batería que consumen, es porque piensa darle uso.

veamos en qué andás hoy…wittboldandreatumblr.

Ahora eso se puede saber a ciencia cierta gracias a tecnologías como Swipebuster, FlexiSpy o mCouple, creados originalmente para padres y empleadores, pero que extensivo a las relaciones permiten hacer un fino rastrillaje por las redes sin que el otro se percate. Ejemplo, Swipebuster detecta si tu pareja usa Tinder sin necesidad de espiarle el celular, ya que escanea toda la base de datos del servicio al introducir nombre, edad y la localización aproximada de conexión. Esto sucede porque rastrea la información legalmente disponible y permitida cuando un usuario de Tinder acepta las condiciones de uso. Otro de los “detectives” famosos (y menos legal) es FlexiSpy, un programa ya mucho más sofisticado que permite escuchar y grabar cualquier llamada, y hasta hackear contraseñas, algo que dependiendo del país donde se use, puede traerle graves consecuencias al cornudo. No sea cosa que el tiro salga por la culata.

Otra gran opción para espiar es mSpy, un software que también deja grabar cada llamada, además de permitirte ver cada email, app, foto o mensaje que él o ella reciba en su computadora, tablet y móvil. “Parejas celosas, jefes demasiado curiosos, padres que quieren controlar a sus hijos.Todos son clientes perfectos de mSpy, una compañía que fabrica software que permite la monitorización de un teléfono a distancia y que, además, ahora vende terminales con este tipo de programas spyware instalados. Por ejemplo, puedes comprar un iPhone 5S por 879 dólares o un Nexus 5 por 649 dólares, todos ellos ya preparados para espiar a su destinatario desde un panel web” dice un artículo sobre mSpy. “La información que ofrece al que utiliza su programa, asusta: localización GPS del móvil en todo momento, acceso a todos los emails enviados y recibidos, keylogger que almacena todo lo que se escribe en el teléfono, histórico de llamadas, audios con las conversaciones, acceso a las fotos y vídeos… En definitiva, el comprador puede conocer todos los detalles sobre la persona que está utilizando el teléfono que ha adquirido y el que utiliza el smartphone no se enterará de nada.”

Si Sherlok Holmes viviera tendría que buscarse otro trabajo. Asusta saber que pueden perseguirte silenciosamente. Igual, la verdad siempre está la vista, aunque como dije, la felicidad es lo que cada uno piensa de ella…

Sin comentarios

La incompatibilidad sexual y las Apps de citas

Después de un tiempo de ponerle onda comprendí que las apps de citas terminan funcionando como un chupete, un entretenimiento para matar la tarde del domingo y sacarle músculo al dedo índice, porque eso de conseguir sexo fácil cliqueando cruces y corazones es una gran mentira. Hay quienes encontraron el amor y están en pareja, otros van por el Guinness y el 42% de los usuarios está casado o en una relación (según datos de Globalwebindex) pero el grueso de la fauna que pulula en las redes alimenta las estadísticas que aseguran que en la Argentina hay un psicólogo por habitante: cuánta histeria…¡por favor!

Encima uno termina sentiéndose un nazi ,descartando gente solo por la cara o su entorno (abrazado al perro, adentro de un descapotable, fumando habanos, exhibiendo torsos achicharrados por el sol o parados frente a torres y fuentes del mundo). ¿Los hombres se han prostituido? le pregunto a una amiga, mirando la ostentosa galería de esquiadores, golfistas y bon vivants (que después pretenden compartir la cuenta!). En fin, iba a que no todo lo que brilla es oro. Porque está bien, las apps sirven para acercarte al mercado y levantar la autoestima, pero en la mayoría de los casos el crush o coincidencia termina siendo un error del algoritmo. La experiencia propia y ajena demuestra que a la hora de la intimidad la compatibilidad sexual sigue siendo estadísticamente esquiva, pues es casi imposible casar los gustos en una cita casual. Un amigo que conoció en Tinder una chica linda y despabilada que luego en la cama desenvainó un látigo. Nunca le gustó ni le gustará el bondage, se lamentaba. Otra conocida recuerda que un señor se le largó a llorar en pleno acto, pues hay quienes lloran de placer, y a una amiga le tocó un curioso de la asfixofilia. No dá terminar como Norita Dalmaso o Kung Fu por un poco de amor efímero!

 sadomaso, o nada! nalisest

Con qué nos encontraremos en la cama ajena es parte de esta aventura virtual, y a cierta altura del viaje hay que tener muchas ganas de seguir tirándose al vacío así nomás. Cada individuo vive de manera diferente su sexualidad y casi todos llegamos a la cita con un mapa mental de lo que nos gusta o nos excita, por eso las cifras afirman que el 75% de las personas que consultan al sexólogo sufren trastornos de incompatibilidad.

“Nuestra experiencia sexual con esa persona tenderá a ser más gratificante cuanto más parecidos sean esos mapas, aunque también hay que decir que esos mapas no están cerrados, por lo que es posible introducir algunos cambios o adaptaciones a su estructura básica” señala Peré Font, director del Instituto de Estudios de la Sexualidad de Barcelona en una nota publicada en la revista Elle. Según mi sexóloga de cabecera, Diana Resnicoff, “decimos que el problema es la incompatibilidad cuando hay gustos, tiempos, horarios, posiciones, formas, frecuencia, deseos, ritmos diferentes y no hay disfunciones propiamente dichas. Es bastante frecuente en la pareja, si bien en general quien consulta es la mujer.” Si ya es difícil lograrlo con alguien que conocés y te gusta, con un desconocido puede complicarse más, o al revés, claro. Los milagros existen.

Escribo estas palabras segundos después de darme de baja en un par de portales, habiendo pecado lo suficiente como para divertirme y hablar con conocimiento de causa. No estuvo nada mal, pero a otra cosa!

Sin comentarios

3nder, una app para cumplir la fantasía del trío

Como ya había sugerido en el post de las máximas eróticas para este 2016, probar hacer un trío podría ser una de nuestras metas a alcanzar, a fin de ampliar el horizonte de la cama. Pero si la excusa para postergarlo era cómo dar con alguien que quisiera engancharse en la aventura, pues se acabó la excusa. A las apps de citas se ha sumado el año pasado el novedoso Tinder de los tríos, mejor conocido como 3nder, una aplicación pensada justamente para conectar con parejas o gente dispuesta a cumplirte una de las fantasías más recurrentes, la del sexo en “dulce montón.”

Pensar que hace un tiempo y por pacatería la tienda de Apple intentó dar baja a Bang with Friends, una herramienta para dar con los amigos de Facebook con los que nos gustaría acostarnos, y cuyo lanzamiento me había hecho ilusión. Pero ahora con la certeza de que el mercado de los vínculos seguirá expandiéndose cada vez más la tienda sumó este “servicio” que da cabida a todas las orientaciones sexuales, desde heteros, bisexuales, gays, polisexuales, pansexuales y el resto de la fauna deseosa de explorar los límites de la monogamia, sea mediante el intercambio de aprejas, o de a tres.

empieza el party sunshine

La novedad superó el millón de descargas, aseguran los sitios de tecnología, y aunque es reciente ya especulan con alcanzar al gigante del amor digital, Match, que a la fecha tiene 59 millones de usuarios activos mensuales (son los mismos dueños de Tinder y OKCupid). Cuestión es que 3nder también funciona con geolocalización y toma datos de Facebook, pero a diferencia de las demás herramientas esta permite mantener una cierta discreción respecto de la identidad, mediante el anonimato, y entre las opciones ofrece chatear en grupo y enviar imágenes efímeras como las de Snapchat.

Por ahora solo está disponible para los usuarios de iPHONE, los Android deberemos esperar un poco más….

Sin comentarios

Phubbing, el fin de la conversación romántica

Espectáculo triste si los hay es el de la pareja sentada frente a frente en la mesa de un restaurante sin cruzar palabra durante toda la velada, postal que mejor describe aquello de que “hay matrimonios felices y otros que duran toda la vida…” como dicen que dice Woody Allen. Cuántas veces nos repetimos que no quisiéramos jamás vernos en esa odiosa situación, la de estar con alguien sí, pero comiéndonos las orejas de un bostezo. Sin embargo, ahí estamos, a veces, sosteniendo la pose de la felicidad.

La versión contemporánea de esa soledad acompañada ha sido “redefinida” por la era del smartphone. Hoy el 90% de los usuarios conectados pasa gran parte del tiempo con la vista clavada en la pantalla del celular, fenómeno ahora conocido como “phubbing” (phone y snubbing, o “desairando”, en inglés) y que representa a esos seres obsesivos que, estando en una reunión social o con su pareja presente, le prestan más atención al teléfono que a lo que está sucediendo.

pará que mando un tweet y seguimos, eh msm.com

Lo peor es que el obse no está “arreglando el mundo” ni cumpliendo con una causa noble sino chequeando selfies y comentarios en su timeline de FB, Twitter o Instagram, y contestando WhasApps, es decir, está en cualquier parte menos aquí y ahora. Tal panorama confirma que la conversación romántica ha muerto, o agoniza, sin dudas.

Felizmente este fastidioso fenómeno ya no pasa inadvertido, al punto que recluta enemigos declarados que hasta han abierto sitios para hacer campaña contra esta práctica que amenaza con aislarnos más de lo que estamos. Al tiempo que se expande el hábito surgen portales “antiphubbing” que intentan llamar a la reflexión o en todo caso promover el equilibrio entre la realidad y la virtualidad de los usuarios. Según las cifras y datos de restaurantes consultados se detectan un promedio de 36 casos de “phubbing” en cada turno (de la cena) por noche, y advierten que así, sin diálogos reales, las relaciones amorosas se limitarán a un simple intercambio de mensajes de texto. No sé en que datos se basan pero según el movimiento Stop Phubbing se calcula que en Nueva York hay 19 millones de phubbers, le sigue Los Ángeles, Londres y París, en quinto lugar Hong Kong, Sydney y Tokio, en séptimo Seoul; en noveno lugar el DF de México y en décimo puesto, Bombay, todas metropolis superpobladas, por lo tanto, híperconectadas.

Un estudio sobre consumo de tecnología dice que, al desaparecer la conversación entre dos personas, esta nueva “patología a la larga genera depresión ya que estimula sentimientos de soledad y baja autoestima. Como si todo lo otro fuera poco! 

 

Sin comentarios

Ashley Madison, o el costo de una aventura

Si estás casado y tenías un perfil en Ashley Madison, el único engañado has sido vos. Aparentemente la única intención de los piratas informáticos que semanas atrás hackearon las cuentas de los 39 millones de usuarios registrados, fue demostrar que este sitio de citas extramatrimoniales, el más popular del mundo, funcionaba con miles de perfiles falsos…la mayoría, de mujeres. La empresa canadiense con sede en Ontario facturaba millones de dólares (la suscripción costaba cerca de 60 euros mensuales) gracias a la expectativa de muchos señores que buscaban tirarse una canita al aire por esa via. Qué triste saber que podrías haber estado chateando con un empleado que mientras comía hamburguesas te calentaba la cabeza prometiéndote un poco de buen sexo, o sufrido el desaire de una chica esplendida que jamás contestó tu mensaje.

Lo peor es que ahora tus datos están publicados en varios portales informáticos, según la agencia Efe. Y las mujeres la tendrán peor: entre la información robada figuran los datos del portal Established Men especializado en contactar con hombres millonarios, y que es propiedad de la misma empresa, Avid Life Media. “Los hackers han dejado claro que no todos los perfiles son reales y podría de hecho ser una estafa. Esto ya es un peligro muy real asociado con los sitios Web de citas online. Las acciones del grupo de hackers destacan lo importante que es para todas las empresas con presencia online entender que pueden en cualquier momento ser objeto, directa o indirectamente, de los ciberdelincuentes” dijeron David Emm y Marta Janus, analistas de Kaspersky Lab consultados por el diario El Pais.

caer en picada por un poco de aventura vincent bousserez

El fin no justifica los medios, desde ya, pero de ser verdad lo que dicen, mi corazón está con estos “Robin Hood” virtuales. En una entrevista con la revista Motherboard, uno de los hacker de la banda (conocida como “The Impact Teamd”) aseguró que no van a extorsionar a ningún usuario. El robo fue una forma de “hacer justicia” pues la compañía facturaba fortunas “basándose en el sufrimiento de otros.”

El impacto mundial que generó la noticia obligó al CEO de Ashley Madison a renunciar y ya hay importantes demandas judiciales en marcha, aunque quizá a muchos no les convega agitar el avispero pues, pese a haber liberado parte de los datos, el grupo se conserva aun “cientos de GB” con mails, fotos de usuarios del servicio, registros de conversaciones y mucha más información comprometedora, incluso de funcionarios de la Casa Banca que recurrían a este portal. No obstante el grupo anunció que seguirá infiltrándose en bases de datos de empresas, politicos y “de todos aquellos que se enriquezcan a base del dolor y los secretos de otros.”

No tengo nada contra los tramposos, cada quién tendrá sus razones, solo espero que el caso sirva para desalentar los perfiles falsos de todos los sitios de citas, porque aun con sus riesgos, a muchos les funciona.

Sin comentarios

Tinder empieza a verificar perfiles falsos

Se viene una temporada de receso erótico: la gente que es padre o madre se toma vacaciones de invierno y en consecuencia las citas virtuales decaen. Esa es mi conclusión habida cuenta de la cantidad de contactos que empiezan a estar inactivos en estas fechas, y claro: los padres están con los hijos. Los encuentros dependerán en los próximos quince días de los solteros, los sin hijos y de quienes sean capaces de combinar ambas cosas. Y de los tramposos, que en Tinder son multitud, siempre escondidos detrás de perfiles sin foto, diluidos entre un montón de amigos o detrás de algún personaje famoso, como el Matt Damon que me crucé hace poco.

Pero ahora ese chiste se acabó, amigos, porque la app anunció el martes pasado que comenzará a verificar los perfiles agregando una tilde al lado del nombre y la edad de figuras públicas, celebridades (¿me verificarán?) y atletas, anunció, lo que será una buena estrategia para espantar perfiles truchos. Imagináte entonces si ahora el original de Matt Damon me da un like! Según la consultora App Annie, Tinder ocupa el tercer puesto entre las aplicaciones más descargadas en EEUU, por eso está llena de impostores.

Por otro lado, ante mi desahucio cada vez que la app me tira el fatídico “No hay nadie nuevo cerca de ti”, y no es que me haya gastado el dedo haciendo swipe para el lado de la cruz (swipe, el acto de elegir a dedo entre los candidatos) acaban de anunciar también que aumentará el número de usuarios gracias a que The Match Group (los dueños de Tinder) compró por US$ 575 millones del líder de los sitios de citas, el canadiense Plentyoffish, que tiene nada menos que 90 millones de suscriptores en todo el mundo.

ya me viste en Tinder??? sunshine -cafe

The Match Group, filial de la empresa InterActiveCorp (IAC) del multimillonario estadounidense Barry Diller (estará en Tinder?) posee entre otros Meetic y OKCupid, también especializados en citas virtuales. “Dado que hay cada vez más usuarios de aplicaciones de citas, que éstos utilizan las aplicaciones con una frecuencia cada vez mayor, Plentyoffish traerá nuevos clientes a nuestros productos y enriquecerá la diversidad de nuestro portafolio,” dijo Sam Yagan, presidente de Match Group.

Eso esperamos!

Sin comentarios

El amor es una larga conversación

Reflexionar entre amigos trae nuevas preguntas y, en consecuencia, otras respuestas, diferentes a las que ya tenías. Uno crece a partir de los demás, qué duda cabe. Semanas atrás hablando sobre las relaciones después de los 40 y su pasmosa brevedad, los tertulianos coincidimos en que a estas alturas no esperamos un par ni un complemento, sino simplemente alguien que quiera estar con vos, y viceversa.

Recordando esto en la semana volví a ver por cuarta vez mi película romántica de cabecera (después de Lost in Traslation) y así fue como Her, del genial Spike Jonze (ya lo publicamos acá), con Joaquim Phoenix y voz en off de Scarlett Johansson, vino a cerrar con moño aquella cuestión. Mucho más después de leer la lúcida reseña de Juanjo Jambrina publicada en Jot Down, una revista sin desperdicio, que cada tanto me leo.

El amor es una larga conversación, intenta decirnos esta película que centra en el diálogo el vínculo sentimental de los personajes principales, Theodore, un solitario que escribe cartas para otros, y Samantha, un sistema operativo dotado de voz y conciencia femenina. La persona con la que podríamos estar horas hablando, y olvidarnos del mundo, es LA persona… desliza Jambrina, que no pudo describir mejor lo que es el amor en este mundo tecnificado.

diálogo y buen sexo…qué más?via crushculdesac

Les copio un extracto de esta nota inspiradora, vale la pena leerla:

Her sigue deleitándome, por lo contrario, porque es una formidable reivindicación del elemento más fieramente humano: la palabra. Y en concreto, de la palabra como pilar básico de las relaciones sentimentales. Her pregunta por el papel central que debe ocupar la conversación en las relaciones amorosas y que se ha ido esfumando. Nada más antiguo ni más eterno. Theodore, el solitario protagonista, no se enamora de la tranquila y cálida voz de Samantha. Se enamora de un diálogo, de una interpelación, de alguien que le habla y que le ayuda a superar sus conflictos emocionales. Her es, ante todo, un sonoro recuerdo de la potencia que tienen los vínculos afectivos sobre la pura atracción corporal. Porque la voz de la que se enamora Theodore carece de cuerpo pero él tiene la sensación de ser querido, escuchado y comprendido. Vivimos entre máquinas cada día más inteligentes, en ciudades cada vez más sofisticadas y con cuerpos maltratados hasta alcanzar el nivel del ébano. Pero habitamos un mundo arrasado por la incomunicación, señala Spike Jonze, por mor del antihéroe Theodore.
Así que si queremos que una relación sentimental sea posible la palabra es el cemento imprescindible para ello.

Este sagrado mandamiento de la vida afectiva me lo recuerda con cierta frecuencia mi amigo el escritor José Lázaro con un aforismo de Nietzsche en Humano, demasiado humano: «A la hora de contraer matrimonio hay que hacerse esta pregunta: ¿crees poder tener una agradable conversación con esta mujer hasta la vejez? Lo demás del matrimonio es transitorio, ya que casi toda la vida en común se dedica a conversar». Una conversación. Resulta que el matrimonio se sostiene sobre una conversación cálida, pausada, interminable… Una conversación… El amor es una larga conversación. Como la que tienen Theodore y el Sistema Operativo Samantha en Her….

Seguir leyendo

Sin comentarios

Tener sexo es cada día más barato

No encuentro marido y ahora sé por qué: la culpa es de la pastilla anticonceptiva. Varias generaciones de pecadoras se “entregaron” al placer alentando esta suerte de “decadencia” que sufren el romance y la palabra empeñada, por estos días en los que las citas virtuales facturan cerca de 1000 millones de dólares anuales.
Dado el crecimiento exponencial de la oferta los hombres ya no necesitan pasar por un altar para conseguir la cuota de cariño diaria que exige la naturaleza. Cualquier sujeto la obtiene con solo invertir en “unas copas, unos cumplidos, un mes de invitaciones a salir y atención respetuosa”. Visto así, el valor de mercado de las relaciones sexuales sería parte de un sistema social de intercambio, según las notables conclusiones de un estudio elaborado por el Austin Institute y publicado en un video que ha superado el millón de visitas en Youtube.

Este aporte al blog se lo debo a un buen amigo economista, que por suerte ha hecho una lectura menos estricta de la evolución…

hagamos nuestro bisnes via blissmist 

Cuestión es que el contenido de La Economía del Sexo ha levantado polvareda de críticas (valga la redundancia) en el mundo académico de los EEUU. Sendos estudios sobre sociología, sexualidad y género han tratado de refutarlo y hasta “salvar” el honor de las mujeres, algunos alegando cuestiones de buena fe pero que siguen empantanando la cancha, como aquello de que el sexo no es un negocio, sino un trueque (¿lo es?…)

Quizá las mujeres hayamos caído en nuestra propia trampa, sí, pero aún así la pilule sigue siendo lo mejor que nos pudo pasar: ¿quién quiere pasar el resto de su vida con un mal amante? En ese sentido, lamento que la evolución no ha sido pareja para la mayoría de ellos…

Sin comentarios

Una app que reivindica el arte del levante callejero

En estos tiempos de relaciones virtuales vuelvo a creer en el levante callejero, el arte de coincidir y hacer que los astros choquen sin más recurso que la realidad.

Ayer con unas amigas departíamos en un bar del barrio acerca de la medida del tiempo y otras cosas cuando un señor acodado en la barra se acercó para entregarle a una de las chicas un piropo escrito en una servilleta. Tenía buena letra, y ni un error de ortografía, lo que a estas alturas considero sexy. Escena parecida presencié en una tienda de ropa femenina semanas atrás. Un chico se metió entre los percheros de las blusas siguiendo a una mujer con la que evidentemente se había cruzado en la calle solo para decirle que era bonita, tanto, que hasta entró a buscarla al negocio: “no soy casado ni te quiero molestar, me gustaría tomar un café con vos, nada más, si querés” le dijo mientras le daba una tarjeta con su número. Hoy otra amiga que vende piezas de diseño cuenta que hace un tiempo un cliente entró al local a comprar una pulsera y terminó pidiéndole el número de celular. En fin. Gestos como éstos confirman mi teoría de que el mundo se divide en dos: entre las personas que tienen coraje y las que no.

La destinataria había sondeado el horizonte con discreción, pero evidentemente su encanto la superó. Leo ahora en un ensayo de la psicóloga Mónica Moore, de la Universidad de Webster, Missouri, y publicado en la revista Time, que  ”aquellas mujeres que hacen más de 35 gestos de demostración, a la hora consiguen que se les acerquen más de cuatro personas”, dice en el texto. La autora analizó ante la conducta en público de 2000 solteros y solteras, para saber cuánto tardan en acercarse (menos de 60 minutos). Además, la variedad de gestos o mensajes, dice, es crucial a la hora de generar un encuentro.

las consecuencias de coincidir en el barrio via lovely

Pero cierto es que el levante hoy, como están las cosas, necesita una ayudita, por eso apenas llegué a casa bajé hapnn, una aplicación que reivindica el arte del encuentro mediante este bendito invento que es la geolocalización, el GPS, y yo que pensé que solo servía para cuando te roban el coche.

Como Tinder, esta App permite ubicar usuarios disponibles en la zona donde uno esté con solo responder a la pregunta básica: ¿donde estás? Es decir, si saco a la perra a pasear y me cruzo con el chico que almuerza en el bar de la esquina, y ambos somos usuarios y antes cruzamos miradas, puede que tengamos chances de encontrarnos finalmente en happn. En fin, después habrá que sostenerlo, como todo en el mundo real …

 

Sin comentarios