El azar

Vuelvo del contador, vuelvo de hacer un trámite que debería haber hecho hace años, inscribirme en el MEI: microemprendedor individual. El contador, Edson, joven pero canoso, vestido con una camisa salmón inmaculada, rodeado de pilas de papeles, el aire acondicionado al máximo, se inquieta: Seguir leyendo