Reparo

¿En qué otra ciudad se ve gente en bata andando por la calle? Tal vez hasta se vea hombres caminando en suga en otros lados. Pero en bata, en salida de baño ¿adonde? no vale un spa, ni las termas, ni un resort. Hablo de la rua do Catete, de la Visconde de Pirajá, de Nossa Senhora de Copacabana. ¿Em Miami tal vez? no lo sé. Seguir leyendo

El azar

Vuelvo del contador, vuelvo de hacer un trámite que debería haber hecho hace años, inscribirme en el MEI: microemprendedor individual. El contador, Edson, joven pero canoso, vestido con una camisa salmón inmaculada, rodeado de pilas de papeles, el aire acondicionado al máximo, se inquieta: Seguir leyendo

Edición aniversario

Este es el post 250. Un cuarto de kilo de posts son muchos posts. Hay que festejar. El número coincide con otro número redondo, nueve años exactos de Río de Janeiro. Ayer, porque el post 250 y el festejo empezaron a celebrarse y a escribirse anoche.

Seguir leyendo

Curiosidades de Copacabana

Parece ser que la palabra Copacabana viene de un lugar mucho más alto y frío que la playa que la hizo famosa. Supuestamente la palabra original es “kupa kawana”, de origen quechua, y quiere decir “mirando el lago”.

Fue en Copacabana, Departamento de La Paz, Bolivia, donde un indio llamado Tito Yupanqui talló, por el año 1600, la Virgen de Copacabana, una de las representaciones más antiguas de la Virgen María en América. La imagen, que perdura hasta hoy a orillas del lago Titicaca, originalmente se llamaba Nuestra Señora de Candelaria, pero los indígenas de la región empezaron a llamarla Nuestra Señora de Copacabana. A su vez Copakawana era una deidad andina precolombina -equivalente a la diosa griega Afrodita o a la romana Venus- a la que se le rendía culto para favorecer la unión y la fecundidad. Su día es el 2 de febrero, como el día de Yemanjá.

Fue un comerciante portugués el que trajo una réplica a Río de Janeiro, ya con el nuevo nombre, y bautizó la Parroquia de la Praia do Forte como Parroquia de Copacabana. Hoy el barrio y la playa más famosos de la ciudad maravillosa.

Río cool

Ivan K va a viajar con su novia a Río. Los dos tienen 21 años. Ivan escribió: qué actividades/lugares/playas/comidas no tan convencionales y turísticos me recomendas?. Mensajes como éste recibo a montones, y como supongo que serán muchas las parejas veinteañeras que vendrán a Río este verano, le respondo a Ivan K -con un post lleno de links- por acá. Seguir leyendo

Brasil eu te amo

Con el real devaluado se preve un verano lleno de argentinos. Marta y Jorge, porteños, casados hace tal vez demasiados años, protagonistas de Diálogos Imaginarios, se vinieron antes de que Copacabana se convierta en la Bristol. Una semanita en plenas elecciones porque total los candidatos son uno peor que el otro. Como el día amaneció nublado, desayunaron en el hotel de la Barata Ribeiro y se fueron a conocer Santa Teresa.

Seguir leyendo

Geografía insuperable

El fondo de la casa de Gilmar Lopes da a la playa de Copacabana, al Pão de Açúcar, a la Bahia de Guanabara, a Ipanema, a la Lagoa, a Niterói. La casa está en lo alto del Morro dos Cabritos, en la favela que lleva el mismo nombre, en el corazón de la Zona Sul. Seguir leyendo

Mais uma, por favor

Sábado de mañana. Un grupo de chefs, periodistas gastronómicos, dueños de restaurantes, sommeliers, asesores de prensa y quien escribe viajamos en una trafic último modelo rumbo al lugar preferido de la Emperatriz Teresa Cristina, esposa de Don Pedro II: Teresópolis. A probar una cerveza.  Seguir leyendo

Noche Buena

La ventana de enfrente está completamente abierta. Es Nochebuena. Los almendros de la calle Dias Ferreira, una de las más elegantes de Copacabana, refrescan el aire. Pero para la familia de enfrente el aire no está fresco. Están todos sentados a la mesa, en cuero. La mamá, el papá, los dos hijos. Así es la Navidad en Río, sin fuegos artificiales y, muchas veces, sin ropa. Cuando la mamá se levanta de la mesa se le ve el vestido strapless, tomara que caia -ojalá que caiga- le llaman a ese tipo de prenda acá. El resto está en calzoncillos.  Seguir leyendo

Calles con historia

Si se le presta atención a la letra chica, se puede aprender mucho sobre personalidades y lugares importantes de Brasil. Basta leer la frase que está debajo del nombre de la calle en los carteles de Río de Janeiro. Así uno se entera de que Constante Ramos (1831-1895) era el propietario de esa parte de Copacabana, o que Santa Clara fue la mujer que fundó el ramo femenino de la orden franciscana. Seguramente es una casualidad, pero en esa calle hay una gran concentración de tiendas de bikinis y ropa de mujer. Allí está Santa Clara 33, un gigantesco edificio comercial repleto de tiendas que venden moda de playa por mayor y menor.

Además, en la parte blanca de los señalizadores de calle hay un número, es el CEP, o sea, el código postal de la región, y al lado el nombre del barrio. Pequeños detalles útiles para una caminata por la capital carioca.