El iPhone X en la Argentina, cómo usamos el celular en el país, una cámara en la pantalla

Foto de William Hook/Flickr bajo licencia CC BY SA

Esta semana escribí sobre el iPhone X, que finalmente se vende en la Argentina a un precio que, probablemente, lo ubica en el podio de los más caros del mundo: 45 mil pesos. ¿Conviene traerlo de afuera? Más barato es, sin duda; aunque hay que tener la posibilidad de viajar, etc.

Motorola sigue apostando por la Argentina (uno de sus mercados más fieles) con una propuesta junto a la Secretaría de Emprendedores y Pymes para crear nuevos MotoMods. Muy de nicho, y de bajo alcance, pero no está mal. Lo hace en otros países también; la intención, claro, es crear un ecosistema para hacer más atractiva la plataforma.

Un informe detalla las costumbres nacionales relativas al celular: el 11% de los argentinos mira su celular más de 200 veces al día, incluso en la madrugada. Whatsapp, no es novedad, está al tope de interés.

La próxima actualización de iOS habilita la opción de elegir entre que el teléfono funcione un poco más lento cuando la batería está por debajo del 80 por ciento de su capacidad máxima original (preferible) o que le procesador vaya sin restricciones (con un potencial reinicio inesperado en el horizonte). Mientras, Italia se suma a Francia y a las 45 demandas colectivas en EEUU que exigen respuestas (y castigos) por esta decisión. 

Whatsapp Business llegó para que las empresas tengan otro canal de contacto con los usuarios. Increíble todo lo que logra, todo lo que el SMS no pudo ser.

Nuestro Uriel Bederman estuvo probando el Sony Xperia XZ1 que se vende en la Argentina, y le gustó mucho la cámara. 

Los relojeros suizos creen que lo peor ya pasó… al menos en el sector de lujo, que es el único que les interesa realmente. Pero su público nunca estuvo interesado en las funciones (todos los relojes clásicos” hacen lo mismo hace un siglo) sino en el aspecto. Igual, el nuevo “normal” (para los no-smartwatches) es el reloj analógico híbrido, con Bluetooth y algún sensor para cuantificar tus movimientos; será interesante ver cuánto tarda en llegar a los modelos más exclusivos.

Hablando de Moto Mods: Motorola presentó un modelo nuevo, Moto Folio; es la clásica funda con tapita que trae, además, un bolsillo para guardar una tarjeta magnética o algo de tamaño similar. (Pisapapeles

Falta muchísimo (en el mejor de los casos) pero una patente de Samsung es genial: integrar la cámara frontal a la pantalla, usando una idea similar a la del sensor de huellas digitales del Vivo X20 Plus. Así, el sensor queda detrás de la pantalla y registra la luz que pasa entre los pixeles. Una locura si lo logran integrar, y hacer que puedas mirar a alguien en forma directa en una videollamada (y no elegir entre mirar a tu interlocutor o a la cámara), o que al tomarte una selfie te mires a los ojos como en un espejo. (GSMArena)

TSMC (el mayor fabricante de chips para terceros del mundo; tiene el 56 por ciento de ese mercado) dice que en 2018 esperan menos pedidos de chips para teléfonos de gama alta (de Apple, Qualcomm y otros), que se compensarán con la gama media… y un volumen general similar a 2017. (Nikkei Asian Review

iOS 11 está en el 65 por ciento de los dispositivos compatibles. Está muy bien (mucho mejor que Android) pero es la tasa de actualización más baja de su historia para la misma fecha, más incluso que iOS 8 (68%), y muy por detrás de iOS 7 (80%) o iOS 9 y 10 (76 por ciento). En parte es por la propia extensión del ecosistema iOS: más equipos no compatibles en uso, más gente a la que no le interesa la actualización, o no quiere hacerlo porque le cambian los iconos de lugar. (Rene Ritchie)

En 2017 los desarrolladores de aplicaciones para iOS ganaron 26.500 millones de dólares. Es un número descomunal. Pero como han dicho otros, está muy concentrado: el 94 por ciento de ese dinero fue para 12.000 productores (sobre un total de 1,2 millones). Sobrevivir escribiendo aplicaciones es muy, muy complicado. (Apple

OnePlus confirma que vulneraron sus sistemas y se robaron los datos de 40.000 clientes. (Engadget)

 

Sin comentarios

El LG G5 enciende los motores, Apple sufre el Error 53, los chinos compran Opera, crece el mercado mundial de aplicaciones, presentan nuevos chips

En la semana de carnaval (corta para nosotros, normal para el resto del mundo, salvo en China) escribimos sobre LG, que como es su tradición, va anunciando detalles de sus nuevos equipos con semanas de antelación, y  así logra más visibilidad en los medios y redes sociales.

En este caso, con algo que parece muy interesante: la compañía dice que el LG G5 tendrá una pantalla con un modo de espera “siempre encendido”, mostrando el reloj y algunas notificaciones en forma (parece) permanente. ¿Inédito? No; los Lumia de Microsoft hacían algo parecido (usando una pantalla especial que tiene su propia memoria). Pero la novedad es que será en una posición fija, a juzgar por la nueva funda oficial, que incluye una zona sensible al tacto para atender llamadas. En cualquier caso, es la tecnología ideal para un smartwatch.

Apple sufre por el Error 53, que muestra, después de la última actualización de iOS 9, ese error -bloqueando el teléfono por completo- si un iPhone 6 fue reparado en una tienda no oficial. Apple dice que no puede garantizar que el reemplazo del sensor biométrico preserve la seguridad del equipo; los usuarios dicen que la reacción (inutilizar el teléfono) es demasiado extrema.

Un grupo chino comprará Opera. Paga US$ 1200 millones. Más allá de si lo vale, la compra involucra dejar en manos chinas un servicio que se caracteriza por poner un intermediario entre el usuario y la Web; pasar de los (en teoría) límpidos escandinavos a los (en teoría) opacos chinos implica un problema de percepción no menor para su base de usuarios. A propósito: los ex Opera ahora hacen otro navegador, llamado Vivaldi (no es para móviles todavía).

Más noticias del mundo móvil  Seguir leyendo

Sin comentarios

Probando el Moto X Play, iOS te ayuda a dormir, Google Maps va en bondi y Xiaomi tiene problemas de crecimiento

En la antesala de mis vacaciones (que comienzan mañana) esta semana publiqué mi reseña del Motorola Moto X Play, un equipo con una autonomía genial y muy buena cámara, y una pantalla y un procesador que, si bien son más modestos, cumplen muy bien su función de smartphone de gama… alta por el precio (en la Argentina, al menos), no tanto por las prestaciones… en un mercado que va madurando y en el que definir qué es “premium” es cada vez más difícil. Punto a favor es la inclusión del cargador ultra rápido.

Hablamos también de la última beta de iOS 9.3, la actualización para iPhone y para iPad que todavía no está lista, pero que incluye una herramienta interesante: cambia la tonalidad de la pantalla a la noche para reducir el uso del azul, que trae problemas al ritmo circadiano de cada persona; también trae un modo multiusuario, pero sólo para uso educativo por ahora.

En La Nación Tecnología escribimos también sobre Google Maps, que incorpora a los colectivos a su red de transporte público porteño, como ya tenían los mapas Here; tiene las tablas de horarios de las líneas para ofrecer un estimado de cuánto tardará, y dónde está, el colectivo.

Y sobre Xiaomi, la estrella china que esperaba vender entre 80 millones de smartphones en el año y llegó “sólo” a 70 millones; tiene problemas para salir de China y, sobre todo, para competir con Huawei, que está logrando aprovechar que su marca es más conocida para superarla en ventas. Habrá que ver cómo responde este año a los desafíos para salir de China y, al mismo tiempo, mantener su base de usuarios en ese mercado.

Más noticias del mundo móvil  Seguir leyendo

Sin comentarios

Probando los Noblex Go, Microsoft tira la casa por la ventana con los nuevos Lumia, llega Marshmallow, Sony y BlackBerry meditan su futuro

Esta semana publiqué en Tecnología mi reseña de los nuevos teléfonos de Noblex. Estuve probando dos modelos, y quedé agradablemente sorprendido, sobre todo por el más poderoso (el GO Plus). Sí, son teléfonos genéricos, y el tiempo dirá si son sólo una aventura comercial de Noblex o -como ellos dicen- una familia más que completa toda su oferta. Pero hicieron, parece, una buena elección de proveedores de componentes y diseños.

Las dos noticias de la semana giraron en torno a Google y a Microsoft. Google, porque liberó Android Marshmallow para la línea Nexus, que trae algunas novedades interesantes, tanto para mejorar la autonomía de la batería como para dar un mayor control sobre qué hacen las aplicaciones en el teléfono. Como les dije el domingo pasado, ya HTC y Motorola confirmaron los equipos que se actualizarán, y ahora se sumó Sony con la lista oficial (el Xperia Z1 y el ZL quedan afuera). La familia Android One (los Nexus baratos) también comienzan a recibir Android Marshmallow, gracias que la gestión del sistema operativo la hace toda Google.

Google también fue noticia por presentar una plataforma de código abierto (AMP), con muchos socios grandes al momento de salir, que propone simplificar las páginas Web con contenido para móviles y así acelerar su carga. Son más una respuesta a las plataformas de inserción de contenido de Facebook y Apple (y Twitter, en menor medida), que intentan embeber notas en su propia aplicación y evitar que los usuarios salgan a la Web abierta -donde domina Google- que al bloqueo de contenido (sea iOS9 o Adblock): AMP admite avisos, y siguen siendo “bloqueables”.

En Rusia, mientras, Yandex (el Google ruso) logró que la Justicia de su país ordene a Google anular los contratos con fabricantes de equipos, que los obliga a dar un lugar preferencial a sus productos (por eso hay una carpetita “Google” en el inicio de todos los teléfonos con Android certificado). La idea es que en Rusia el usuario pueda elegir entre esos servicios o los de Yandex.

Del lado de Microsoft, la noticia estuvo relacionada con su entrada en el mundo de las computadoras portátiles con su propio diseño, siguiendo lo que había comenzado con la tableta Surface y avanzando en el mismo sentido con la Surface Book, el formato de laptop convertible hacia el que se dirige la mayoría de los fabricantes.

Pero más allá de las tabletas presentó los Lumia 950 y 950XL, los primeros smartphones de verdadera alta gama de la compañía en bastante tiempo. Lo hizo a todo trapo, con equipos de hardware de primera línea, y con el debut de Continuum, la función que transforma al celular en una PC al adosarle un teclado y un monitor.

Ya lo hemos comentado en más de una ocasión: no es la primera vez que se plantea algo así, y en un punto ya sus competidores (Android, iOS) han generado, a su manera, soluciones similares (teclados para las tabletas, conexión a pantallas externas vía HDMI). Esta es, sin embargo, la primera vez en la que esta convertibilidad está contemplada desde del sistema operativo; no es llevar una herramienta más allá de su objetivo original con un parche, sino implementar algo que está definido desde el primer día.

¿Logrará esto una explosión de ventas en Windows 10 Mobile? Lo dudo, aunque debería darle una oportunidad a los que se mantuvieron fieles a la plataforma de renovar sus equipos. Me da la sensación de que Microsoft está pensando en algo más a largo plazo, y está intentando deconstruir la segmentación que más le juega en contra: la computadora de bolsillo se transforma en PC de escritorio, y no sería raro que aparezca una opción tipo el Padfone de Asus, es decir, un smartphone que se adosa a una pantalla “boba” para transformarse en tableta (y que de ahí puede pegar el salto a la notebook con un teclado accesorio, etcétera).

El teléfono-PC es un concepto interesante, además, porque es la manera que tiene Microsoft de acercarse a una realidad informática negativa (no logró ser un jugador de peso en el mercado mundial de smartphones; las ventas de PC están estancadas) desde una mirada lateral: la mejor computadora es la que tenés en el bolsillo (más si ahora tendrá aplicaciones “traducidas” de Android/iOS), y aprovecharla para que rinda en más funciones es muy sencillo (un dock que la conecta a un monitor y un teclado “normales”, y a otra cosa). Si ya no estás comprando PCs, esto te ahorra parte de la inversión. A la vez, mucha gente ya no compra PC de escritorio porque va hacia la notebook/tableta… y ahí entra la familia Surface. Será cuestión de esperar y ver si esto funciona como estrategia. Seguir leyendo

Sin comentarios

Probando el Sony Xperia Z3, Samsung y Apple se unen contra la SIM, Foxconn quiere 1 millón de empleados en India, el MWC sigue en Barcelona

Esta semana estuve probando el Sony Xperia Z3, inusual en sus prestaciones por ser un equipo de alta gama con TV digital. Más allá de eso, y de su demora en llegar al país, me pareció muy bueno; es una pena que por ahora no venga el Z3 Compact, que me parece todavía más atractivo.

En la Argentina son robados 7000 celulares a diario, un 15% más que en 2014. La usencia del kill switch (salvo en los iPhone y los Galaxy más recientes) hace que sigan siendo un objeto de lucro atractivo. El más robado, como era de esperar, es el Moto G (el smartphone más vendido del país el año último).

Nokia confirmó lo que ya se había dicho. En el último trimestre de 2016 puede volver a hacer smartphones, y tiene toda la intención de hacerlo, pero con el mismo esquema que con la tableta N1: hace el diseño y la elección de componentes, y deja en un socio -que todavía no tiene- la fabricación, distribución y venta; es decir, la parte más costosa (y riesgosa) del asunto.

Todos lo daban por muerto (y me incluyo), pero Apple renovó el iPod Touch, con un modelo que suma varios componentes del iPhone 6 (el procesador, el almacenamiento de 128 GB, etc.). Mantiene el tamaño de 4 pulgadas de pantalla. ¿Cuántos venderá Apple? No se sabe, porque la compañía dejó de informar sus ventas en octubre último (queda en el mismo paraguas que el reloj Watch), cuando vendió 2,6 millones de dispositivos.

Samsung presentó el Galaxy A8, por ahora para el mercado chino. ¿Principales características? Es el más delgado de la compañía (5,9 mm), tiene una pantalla de 5,7 pulgadas y hardware decente (Snapdragon 615, 2 GB de RAM).

Apple y Samsung, socios y enemigos, son dos de los principales promotores, parece, de una movida para transformar la SIM (el chip, mamucha) en una función de software, lo que facilita la distribución de equipos en el mundo, el cambio de planes y operadoras, el roaming y demás. Por ahora hay solo, parece, buenas intenciones, aunque varias de las operadoras más grandes del mundo ya estarían de acuerdo.  Seguir leyendo

Sin comentarios

Sony, Xiaomi y Lenovo muestran sus novedades para Asia, Google prueba ser un operador virtual, ARM habla del próximo Cortex A72 y Motorola actualiza el Moto G local a Lollipop

Esta semana comenzó, en Estados Unidos y parte de Europa y Asia, la distribución del Apple Watch, con lo que las redes sociales y los sitios de tecnología se llenaron, una vez más, de unboxings, guías para el usuario primerizo, etcétera. Reacciones hay de todo tipo -muchas, cercanas a la evaluación cauta de las reseñas profesionales, aunque con la lógica emoción del chiche nuevo-.

Mientras, Google aprovechó para anunciar una próxima versión de Android Wear que, entre otras cosas, permitirá el uso del Wi-Fi para recibir notificaciones en el smartwatch aún si el teléfono -que es el que hasta ahora le envía los datos vía Bluetooth- está lejos. Genial para andar por la casa sin llevar el teléfono encima. Sony y Motorola ya confirmaron que estará disponible para sus relojes en breve.

La otra noticia de Google es que se transformó, en Estados Unidos, en una operadora virtual: ofrece un abono de datos sin costo extra por roaming -aunque con menos ancho de banda si vas a los 120 países, incluyendo la Argentina, donde tiene cobertura- y, como otras, te devuelve los datos no usados en forma de crédito. No es barato, pero no tiene contrato de permanencia. Las reacciones son variopintas; acusaciones de que viola la neutralidad de la red (por ahora sólo se puede usar con un Nexus 6), creer que es el peor error que cometierion las telefónicas que participan, etc. Aunque comparto el concepto de que lo que logra Google es ser un intermediario entre las operadoras (que ya no importan, porque son sólo proveedoras de servicio) y el usuario. El problema, como dice Jan Dawson en este análisis brillante previo al anuncio (pero 100% relevante a posteriori) es que las telefónicas siguen ganando de una u otra forma, y siempre pueden romper esto; si lo aprueban, es porque la apuesta de Google es suficientemente acotada compara no ser peligrosa.

Durante la semana Sony presentó un Xperia Z4 para el mercado japonés, con la expectativa de que mostrará en breve una segunda variante para el mercado internacional. El teléfono mantiene las líneas del Z3 (que, a propósito, será presentado en la Argentina en mayo próximo) y actualiza el hardware -pantalla Full HD de 5,2 pulgadas, chip Snapdragon 810, cámara de 20,7 megapixeles- sin demasiadas sorpresas, salvo el inesperado estabilizador óptico de imágenes para la cámara frontal de 5 megapixeles.

Otra compañía que hizo ruido fue Nokia: toma fuerza un rumor -que hace ya un tiempo viene dando vueltas- de que la compañía presentará un smartphone a principios del año próximo, con el mismo esquema que la tableta N1: hacer el diseño y dejar que Foxconn se encargue de la apuesta monetaria fuerte (fabricación, distribución y venta). La tableta N1 tenía buen diseño y un launcher propio; para el smartphone Nokia debería, quizás, hacer algo más, porque smartphones Android con buen diseño hay muchos. La compañía respondió oficialmente diciendo que no planea fabricar ni vender teléfonos, pero el brevísimo texto no desmienta de que hagan algo como con la tableta N1 (Reuters).

Mientras la Secretaría de Comunicaciones informó que sancionará a Movistar por los cambios en los planes de datos de 1,7 millones de usuarios; Whatsapp habilitó las llamadas de voz para usuarios de iPhone; y la (para mí) ignota compañía australiana Guvera presentó su servicio de streaming de música en el país (33 pesos por mes o un sinfín aleatorio de música). Seguir leyendo

Sin comentarios

En noviembre sabremos quién dará LTE en el país; Apple e IBM, amigos; Microsoft reduce Nokia; los mini de HTC, Samsung y LG

LG G3 Beat (izq) y LG G3 (der)

Una semana más, que tuvo algunas noticias interesantes. En el ámbito local, el saber que a fines de noviembre, si no hay demoras, sabremos qué empresas estarán autorizadas para comenzar a construir redes LTE en el país para dar telefonía 4G. Mientras, en otros países están probando el 5G, que con suerte estará listo como estándar en 2020; un test de Ericsson logró una conexión de 5 Gigabits por segundo. Esto, claro, no significa que vayamos a tener necesariamente esas conexiones a futuro; es lo que puede la tecnología en condiciones óptimas.

Pero las noticias fuertes fueron, por un lado, el anuncio de que Apple e IBM se asocian para impulsar iOS en el mercado corporativo. Ya tiene presencia en las empresas, pero esto le da un espaldarazo mayor -aunque más no sea por la cobertura de la noticia-. Y es una mala noticia para BlackBerry, para Google y para Microsoft, aunque tampoco algo inesperado. En el caso de BlackBerry, estuvieron dando más información sobre Passport, su singular smartphone con pantalla cuadrada y teclado físico; no me parece muy bonito, pero está bueno que la compañía siga pensando cómo aprovechar su fortaleza.

Mientras, Microsoft sigue reacomodándose a la dirección de Satya Nadella mientras trata de salvar los problemas que le dejó Steve Ballmer; la mitad de lo que constituye Microsoft Mobile (es decir, Nokia Devices) se queda sin trabajo, y se termina el largo linaje de dispositivos S40 y Asha, y el recién nacido Nokia X; la compañía se centrará en ampliar la base de usuarios de Windows Phone, con bastante lógica.

Ultima de la semana: una comparación entre el HTC One Mini 2 (la versión pequeña del M8), Samsung Galaxy S5 Mini y LG G3 Beat. Seguir leyendo

La pelea por ser el próximo Intel, parte 2

A la noticia de que Texas Instruments sale del muy competitivo mercado de chips para móviles (o procesadores de aplicaciones, como también se le dice) que comentaba el otro día se le suman otras noticias que muestran el interés que tienen varios fabricantes de teléfonos por aprovechar las ventajas de ARM para microprocesadores y lograr un camino propio que no dependa necesariamente de los chips que ofrecen gigantes del sector (Qualcomm, Nvidia, Marvell, etcétera).

La primera, relacionada directamente con TI, es que según The Next Web Apple estaría contratando varios de los 250 ingenieros que TI echó en Israel (aunque mantiene operaciones allí). Apple que viene trabajando en el diseño de procesadores propios (tomando la base de ARM y adaptándola a su necesidad) desde 2008, cuando compró la firma Semi P.A., y estas adquisiciones le permitirían acelerar el diseño de procesadores propios (como el A5 y A6 del actual iPhone)

A propósito: acá tienen una interesante nota sobre la relación de Israel con la tecnología de procesadores. Seguir leyendo