Samsung Galaxy Note9, Android 9 Pie, llega Positivo a competir en el mercado local

 

Sin demasiadas sorpresas (como suele ser la regla hoy, por las filtraciones), Samsung presentó el Galaxy Note9, que al igual que el año pasado funciona como un hermano mayor del (en este caso) S9+. Sería un S9++. ¿Está bueno? Sí, en el sentido de que es la demostración de todo lo que Samsung puede hacer, incluyendo ponerle Bluetooth al lápiz, aumentar la batería a 4000 mAh y demás. Ah, y la base DeX ya no es obligatoria para usarlo como equipo de escritorio; alcanza con un cable HDMI, como permiten los Huawei. No está claro si esto será así para los modelos anteriores. Como fuere, el principal problema del Note es que sus ventajas sobre el S9+ son marginales (pero así es hace tiempo). La compañía también presentó su nuevo reloj (Galaxy Watch), con el estilo de los anteriores y dos tamaños, 46 y 42 mm. Falta, para mí, un tamaño menor (¿38 mm?) que se ajuste mejor a las muñecas más delgadas. No parece ser una limitación técnica insalvable. Más allá del atractivo limitado del concepto de smartwatch (Tizen, Android, Apple o lo que sea) sigue siendo, para mí, el más bonito de los relojes inteligentes.

Hablando de estos relojes, que cuantifican tu vida: el Ejército de EE.UU. le tuvo que ordenar a sus soldados que apaguen el GPS cuando salen a correr, porque esos datos generan mapas públicos que pueden usarse para determinar dónde hay bases militares (no es, sin duda, la única manera de hacerlo, pero esto facilita mucho las cosas).

Finalmente está disponible Android 9 Pie. Más allá de los agregados de “bienestar digital” (para que gestiones el tiempo que pasás frente a la pantalla), un cambio interesante es el de la interacción, con dos botones y un gesto (desaparece el botón cuadrado de “ver aplicaciones activas” y se reemplaza por un gesto con el dedo) y el de la actualización del sistema operativo: apenas estuvo disponible Android Pie, el teléfono Essential se actualizó, un Nokia recibió la última beta y demás. Sigue siendo, igual, el punto más flojo en el ecosistema, aunque el proyecto Treble (que ahora estará más difundido) apunta a modificar. 

Sin embargo no hay noticias de Android 9 Pie Go Edition, para hardware limitado. La versión Go de Android 8 llegó más tarde, así que es razonable que esta se demore también. Hay que tener en cuenta, no obstante, que como Android One, las compañías que participan en esto no están obligadas a actualizar el software (unocero)

En junio fue Nokia (HMD); a semana pasada fue Blu; esta semana es Positivo la que llega para vender sus teléfonos en el mercado argentino de celulares, con cinco modelos. Algunos pasarán por Tierra del Fuego, otros no. Lo más interesante, para mí, es la apuesta de Positivo de ser un jugador regional, verificar Android en Brasil y no depender de China, y más. Tiene, no obstante, un camino difícil por delante.

Cómo se comparan las cámaras de algunos teléfonos de la gama media de smartphones en 2018: Xiaomi Mi A2, Xiaomi Redmi Note 5, Xiaomi Mi A1, BQ Aquaris X2 Pro, Samsung Galaxy A8, Huawei P20 Lite y Moto G6 Plus. Xiaomi le está poniendo mucha garra. (Hipertextual)

La Unión Europea vuelve a la carga con su intención de unificar los cargadores de teléfonos (ya lo intentó, sin demasiado éxito, hace unos años) para reducir la basura electrónica. Salvo Apple, todo el mercado era microUSB y ahora está migrando a USB-C. La probabilidad de que logren que Apple se desprenda del conector Lightning es mínima. Veremos. (ArsTechnica)

Es una gran historia: cómo un grupo de ingenieros le mostró a Steve Jobs, en 1994, el diseño de una computadora de bolsillo que a la larga sería el iPhone. No era EL iPhone, pero tenía los conceptos básicos. Es una gran historia, y una buena demostración de cómo algunas ideas dan vueltas por años y años hasta que la tecnología (y el público) se ponen a la altura de los visionarios. Es un documental, parece, pero no encontré dónde verlo. (Chris MacAskill)

Este año se venderán 42 millones de sensores de huellas digitales invisibles (integrados a la pantalla frontal, o escondidos detrás de ella; óptico o ultrasónico). Para 2019 serán 100 millones. El mercado total de smartphones ronda los 1500 millones de unidades. (Sigmaintell, vía GSMArena