Lo que dejó la CES, qué pasará con la marca Motorola, quién es el contendiente del Bluetooth y cuál es el futuro del sensor biométrico

 

Este semana que termina se hizo en Las Vegas, como todos los años, la CES, una de las ferias de electrónica de consumo más grandes del mundo (si no la más grande). Abarca de todo, pero también hubo un lugarcito para los smartphones.

El anuncio más importante fue el del Huawei Mate 8 (ya había sido presentado para China; Sebastián Davidovsky lo estuvo probando brevemente), que llegará a la Argentina en la segunda mitad del año, aunque no fue el único: Alcatel volvió a insistir con una nueva línea económica Pixi (y con un teléfono con Windows 10 Mobile); ZTE dice -sin dar detalles- que traerá su línea Nubia a América latina, y que eso incluye a la Argentina; LG confirmó también que su nueva línea K llegará al país.

Mientras, Fellowes apostó por lentes externos para el iPhone (como otros, pero con cristales Carl Zeiss) y ZTE mostró otro teléfono con pantalla sensible a la presión, BlackBerry confirmó que este año, al menos, su apuesta será 100 por ciento Android (aunque luego debió aclarar que habrá actualizaciones menores para BB10… pero su camino ya tiene final a la vista). Ah, y Cortana ya es el asistente digital de Cyanogen OS.

En la CES, Lenovo confirmó también que la marca Motorola se va -aunque insiste en que no la usa desde 2013- y que los nuevos teléfonos serán “Moto N by Lenovo” para la gama alta y Vibe para la gama baja; una apuesta interesante, sobre todo porque… ¿dónde entra el Moto G? ¿Habrá un Vibe E en vez de un Moto E? En cualquier caso, una pena, por la historia del nombre Motorola. A la vez, si el nombre no aporta nada, no tiene demasiado sentido preservarlo.

La otra noticia de esta semana fue la publicación del nuevo estándar Wi-Fi de bajo consumo de energía: Wi-Fi HaLow, parte de la próxima versión de Wi-Fi. La clave: un consumo de energía equivalente a Bluetooth,. pero mucho más alcance, gracias a que usa la banda de los 900 MHz. Y que incorpora todos los protocolos de Wi-Fi. ¿Es la muerte del Bluetooth? No en el corto plazo, porque necesitás que la tecnología se actualice (necesitás dispositivos compatibles, etc.). Y está pensado más para la Internet de las cosas que para unos auriculares inalámbricos (pero una cosa no impide la otra, de la misma manera que la última versión de Bluetooth ya permite el acceso a Internet).

 Más noticias del mundo móvil 

Mark Gurman dice que con el iPhone 7 llegarán unos mini auriculares Bluetooth similares a los que tiene Motorola, pero estéreo. Más importante, no obstante, es que Gurman -que tiene un récord casi infalible en adelantos- da por hecho que el iPhone 7 prescindirá de un conector de audio analógico (es la mejor confirmación de un rumor que viene dando vueltas en las últimas semanas). Todo irá por el conector Lightning, capaz de gestionar el audio (aunque ya hay preocupación en los puristas por la calidad que tendrán los auriculares de este tipo). No parece ser algo que Apple vaya a dejar al azar. Dicho sea de paso: varios fabricantes de celulares han optado por algo similar, usando USB como conector de audio. (9to5mac) Ya hay al menos tres auriculares que usan el conector Lightning (Phone Arena) ¿Lo más increíble? Una petición con 200.000 firmas pidiendo que Apple no tome esa decisión no confirmada (Wayerless)

Samsung confirmó que su Gear S2 será compatible con el iPhone y mostró dos colores más “femeninos”, algo por lo que apuntó también Huawei con su Watch. La otra novedad en este punto fue la llegada de Casio al mundo Android Wear, con un reloj con una pantalla de doble función (si lo usás sólo de “reloj”, tiene una autonomía de un mes).

Fossil, mientras, avanzó con su línea de relojes analógicos con luces de notificación, con el Q54 Pilot, Fitbit presentó Blaze, que es un reloj… muy parecido -en un punto- al iPhone.  Razer mostró a Nabu, su reloj de doble pantalla (una normal, que le da una autonomía de 1 año, y una tipo cinta, para notificaciones… simpática, pero muy limitada).

En la CES hay de todo, y también podés ver (cortesía de gente que va todos los años y está atenta a las mismas compañías) cómo cambian los precios de un fabricante OEM de un año al otro.

Hugo Barra confirmó que el Xiaomi Mi 5 llevará un Qualcomm Snapdragon 820. Se espera que su presentación oficial sea el 21 de enero. No es el primero: durante la CES, LeTV confirmó que su LeMax Pro también lleva ese procesador, lo mismo que el sensor biométrico por ultrasonido de Qualcomm.

Aunque la gracia de ese sensor de huellas digitales es que no requiere de una superficie especial -los del iPhone/Samsung sí- y puede, en teoría, esconderse detrás de cualquier material -vidrio, metal, plástico, etcétera-, LeTV eligió ubicarlo en el dorso del teléfono, como varios otros fabricantes (Huawei, por ejemplo, para usar un ejemplo masivo y disponible en el país, o los últimos Nexus).

Es interesante: Apple y Samsung van por el frente, pensando en el pulgar, y cada uno paga una penalización física. Apple, porque para darle una buena ubicación al botón requiere “desperdiciar” borde (sólo el 65% del frente del teléfono es pantalla); Samsung intenta reducir ese borde (70% pantalla) pero hace que el sensor quede muy abajo respecto del pulgar, y es más incómodo de usar -para mí, al menos-. Huawei (y Google) optaron por privilegiar el índice como botón operativo, siguiendo la decisión pionera de LG en este punto, para aprovechar al máximo el frente del teléfono (pantalla y botones virtuales; en general rondan un 73% o más de pantalla, y hay teléfonos con más de 80%); Sony optó por un pensamiento lateral, y lo ubicó en el borde; no tenía todavía la tecnología para poner un sensor detrás del vidrio trasero, o porque rompe su estética.

¿Permitirá el sensor de ultrasonido esconder el botón? Quizás; varios rumores sugieren un iPhone sin botón físico frontal, con un sensor detrás del vidrio frontal. A la vez, y viendo cómo se están usando -Huawei y los Nexus no requieren una presión para activar el sensor biométrico; sólo apoyar la yema del dedo- parecería que seguiremos viendo botones o depresiones de algún tipo (al frente, atrás, o en el borde) para guiar el dedo al sensor si no estás mirando el teléfono. Al menos, hasta que se pueda hacer un sensor que abarque una zona mucho más grande de la pantalla o del dorso del teléfono, y que permita cierta imprecisión a la hora de ubicar la yema del dedo.

Donde sí funcionaría muy bien es en un reloj pulsera, donde no hay lugar para un sensor adicional, y la pantalla es suficientemente pequeña como para funcionar como “blanco” sin tener que mirarla mientras apoyás el dedo.

Samsung adelantó que calcula que en el último trimestre de 2015 sus ganancias operacionales crecieron un 15 por ciento respecto del año anterior, y que vendió más smartphones… pero los accionistas esperaban más; la facturación creció un 0,5 por ciento. La división móvil aportó apenas un tercio de la facturación (estimada). El cable de Reuters nota también que las acciones de Apple bajaron por algunas previsiones, que sugieren que las ventas del iPhone se enfriaron más de lo previsto. (Reuters)

Microsoft estaría pensando en ofrecen tarjetas SIM con datos para sus dispositivos con Windows 10; la idea es -en principio, porque no hay anuncio oficial- que contrates el plan de datos a Microsoft, tengas un mayor control sobre tus consumos (y los pagos), etc. Sigue a Apple, con un concepto similar, y a Google con Fi, que no es lo mismo, pero que en todos los casos apuestan por intermediar entre el usuario y el operador. (The Next Web)

Mediatek anunció el MT2523, un chip diseñado para relojes inteligentes (integra GPS, Bluetooth, salida de video de alta resolución, procesador Cortex M4 de bajo consumo, etcétera). La intención es disputar el dominio actual en el sector que tiene Qualcomm, más allá de Apple, claro, y de los primeros pasos de Intel con Fossil. (9to5Google)

HTC publicó los números de su facturación de 2015: un 35% menor a la de 2014 (de 5640 millones de dólares a US$ 3650 millones). Tuvo un salto de ventas en noviembre (el mejor del último semestre), pero esto no se mantuvo durante diciembre. Ah, y ahora tiene una versión en rosa del One A9. (GSMArena)

Blu quiere monetizar tu pantalla de bloqueo; podés configurar qué accesos directos ves, pero también avisos.. y no parece que Blu comparta el dinero ganado por eso. (Phonescoop)