Bixby viene atrasado, Lenovo hará un Moto C, iOS se aleja de los 32 bits, ZTE tiene su reloj

 

Aquí va, como siempre, un listado de noticias sobre dispositivos móviles que publicamos en LN Tecnología, más otras que estuvieron circulando y que vale la pena destacar.

Samsung admite que su asistente digital Bixby no estará listo en forma completa para la salida del Galaxy S8. Un papelón, teniendo en cuenta lo central que es su estrategia a futuro y la manija que le dieron. Pero: mejor tarde que nunca (y no sería la primera compañía en prometer algo en una presentación y luego admitir que llegará como una actualización después de tiempo, como el efecto Bokeh en el iPhone 7). A la vez, te da la pauta de lo apurados que trabajaron con el S8. ¿Impacto en ventas? Nulo.

Se vienen los Moto C con los que Lenovo apunta al segmento más económico del mercado. Que era a donde iba -con éxito- el E, pero no llegaba al segmento más básico de todos, que es a donde apunta la compañía con este modelo, que será más barato que el E. La profusión de modelos (C, E, G, M, X, Z) es una mala señal (muchos equipos, difícil diferenciar, diluye la identidad) aún si algunos -como el Moto M- son para mercados específicos. Deberían ser equipos ideales para el mercado argentino, muy sensible al tema precio.

Y los próximos Google Pixel podrían tener pantallas con bordes curvos (como el Galaxy S7 Edge, entre otros); al menos, eso se especula por una inversión de Google a la planta de OLED de LG. Veremos. Sería una pena, porque los bordes laterales curvos -al menos, los que hemos visto hasta ahora- no aportan casi nada en funcionalidad.

Cae la producción de celulares en el país y acumula cinco años de retracción. Salió 1 millón de teléfonos de Tierra del Fuego en el primer trimestre del año, un 40 por ciento menos que durante el mismo período de 2016. El contrabando crece. (Cronista)

Apple se prepara para abandonar la versión de 32 bits de iOS. La próxima actualización del sistema operativo (10.3.2) no parece tener soporte para el iPhone 5/5C, que no tienen un chip de 64 bits. Pero hay gente que dice que instaló la beta y le funciona. Como sea, no sería raro que con iOS 11 venga ese corte: los últimos iPhone con procesador de 32 bits son equipos con casi un lustro de vida, tiempo suficiente para dejarlos atrás y concentrarse en el mundo de los 64 bits (el 5S fue el primer iPhone con un chip de 64 bits, Apple ya obliga a incluir soporte para código en 64 bits en las nuevas aplicaciones desde 2015). ¿Por qué? Eficiencia: no tienen que mantener código para 32 bits, y podrían incluso modificar el diseño de los chips para abandonar ese set de instrucciones y tener más recursos para otras cosas. Simplifica el diseño del chip y del sistema operativo, y mueve toda la plataforma hacia adelante. Y es otro ejemplo de la ventaja relativa de Apple en ese punto al integrar software y hardware. (Gizmodo, ArsTechnica)

Apple también está diseñando su propio chip de control de la batería, y en 2019 podría dejar de usar el de Dialog. Como en el caso de Imagination y su GPU PowerVR, la noticia (que no confirmada por la compañía) tiró por tierra las acciones de Dialog: el 70 por ciento de su producción va para Apple. ¿Qué gana Apple con esto? Más integración, más control y (en teoría) mejor rendimiento. (Reuters)

ZTE también tiene su smartwatch con Android Wear 2.0 (ya tiene otro en China con Tencent OS): el Quartz tiene un precio de 200 dólares, pantalla circular AMOLED de 1,4 pulgadas, conectividad 3G (sin LTE), GPS propio, batería de 500 mA, de las más grandes del mercado (Engadget)

¿Se acuerdan de CrucialTec? Prometía sensores de huellas digitales invisibles este año: bueno, ya tiene la patente para hacer un sensor transparente, que se integra al vidrio frontal del teléfono. LG y Huawei son algunos de sus clientes. Por ahora es una zona del panel; a futuro esperan poder hacer que toda la pantalla funcione como sensor. (The Investor)

Sigue la mala racha legal de Qualcomm: BlackBerry le ganó una disputa que tenían ambas compañías por el pago de $ 815 millones en regalías de patentes que BlackBerry pagó de más, según un jurado arbitral al que acudieron para que analizara el caso (Crackberry). Al mismo tiempo, ahora es Qualcomm la que demanda a Apple, diciendo que limitó el rendimiento de sus módems para que no fuera diferente de los de Intel (el iPhone 7 tiene versiones con módems de una u otra compañía según el mercado) y que la difamó en varios mercados. Rarísimo todo, y poco probable -digo yo, que no soy abogado- que la compañía salga victoriosa. Lo que está claro es que Qualcomm no parece tener ninguna ambición por ser proveedor de Apple a futuro. (The Verge)

Scotty Allen es un ingeniero con bastante tiempo libre que viajó a China, compró partes de teléfonos usados/rotos y armó un iPhone 6S por US$ 1000: pagó US$ 300 por las piezas, pero gastó en varios elementos más. Simpático, aunque inútil. (Strange Parts)

En EEUU la FCC frenó una iniciativa para habilitar las llamadas por celular en vuelo. No tanto por una cuestión técnica, sino para preservar la paz mental de los pasajeros. El wi-fi sigue; en la medida en que mejore su ancho de banda las conversaciones llegarán por ese lado. (GSMArena)

Huawei dice que vendió 5 millones de Mate 9 en sus primeros cuatro meses en el mercado. Es un 36% más de lo que se vendió el Mate 8 en el mismo período. (Gizmochina)

Samsung dice que ya tiene 720.000 órdenes de compra para el Galaxy S8 en Corea del Sur, un récord para la compañía. (SammyHub)

Microsoft publicó Windows 10 Creators Update, y estará disponible también para varios smartphones el 25 de abril. Pero no para todos. En total, son 13: los previsibles Lumia 950/950XL, 640/640XL, 650, 550, el HP Elite x3, el Alcatel Idol 4S y unos cuantos equipos más. (Windows Central)

El año arrancó flojo para MediaTek, que no está alcanzando a vender el volumen de chips esperado: calculaban 120 millones, enviaron 100 millones o menos, según varias estimaciones. La razón es que Qualcomm logró aumentar su presencia entre los fabricantes chinos. Y us procesadores de muy alta gama (Helio X30) no estaría teniendo la demanda esperada. En 2016 MediaTek envió 480 millones de chips para smartphones. (Digitimes)