¿Cómo llegaste al museo?

 

El domingo pasado fui a visitar el Museo Nacional de Bellas Artes. Sabía que todavía no se ha inaugurado ninguna de las grandes exposiciones programadas. Tampoco esperaba ver reflejada la impronta del nuevo director designado. Quería, simplemente, ver “cómo” está el museo, y sobre todo el  reordenamiento del discurso curatorial de la colección permanente.

Un problema antes que nada: el aire acondicionado funcionaba bien en algunas áreas, en otras funcionaba más o menos, y en algunas directamente no había. Así que recorrer la gran cantidad de nuevas salas habilitadas se hizo cuesta arriba por momentos.

Pero quiero resaltar cinco cosas que me llamaron poderosamente la atención:

1) Las obras de la colección están ordenadas por períodos históricos, y no por paises o grandes escuelas. Este nuevo ordenamiento hace que importantes obras argentinas y latinoamericanas convivan en igualdad de condiciones (¿por qué no?) con autores consagrados mundialmente. Esto no es un detalle. Para el más desprevenido de los visitantes y para el iniciado, es un ordenamiento que ayuda a poner en contexto nuestra producción artística. Y por ende, a entenderla mejor.

2) La fotografía ocupa ya no las salas del último piso, confinada a ser la “nena rara” del museo, si no que está integrada a las demás manifestaciones artísticas. Es decir: tenemos pintura, dibujo, grabado, escultura, fotografía, técnicas mixtas, etc, etc, etc.

3) Cada sala es presentada con un breve texto curatorial que explica el sentido de la selección de obras. Es enorme la cantidad de trabajos que han salido a la luz. Pensé que nunca se iba a llegar a incluir en el museo el arte de los 80 y los 90. Pues sí, todo el último piso está dedicado a este período, que cuenta además con textos de Verónica Tell y Natalia Pineau. 

4) Las salas. Están impecables, primerísimo nivel. La iluminación un poco baja en algunos casos innecesariamente, y el gran problema del aire acondicionado que ya mencioné.

5) Falta (como siempre) una buena confitería y una librería bien provista… No hay ninguna de las dos cosas en las inmediaciones del edificio. ¿Tan difícil es?

Es de esperar ahora que haya grandes retrospectivas de fotógrafxs (al estilo de las realizadas en Cronopios del CCR) en nuestro Museo Nacional. Les pido que hagan un repaso por los fotógrafos (desde 1945) incluidos en la colección (click aquí para verla). Y me dicen, en su opinión, quién sobra y quién falta. Que no sólo de donaciones se hace una colección. :)

………………………………………………..¿Quién empieza?

Fotos: Claude Batho, 1972, Hugo Aveta, 2000, Jorge Aguirre, 1977

 

 

 

 

  • Julieta Fucaraccio

    Así, después de una mirada rápida digo: falta Kertész, mi fotógrafo preferido. Está representado con una sola foto. Lo mismo pasa con Graciela Iturbide. Y de acá, más Travnik. Y por qué no un Merle, un Eduardo Grossman… prometo dar otra vuelta con más detenimiento. Sobrar, no. Creo que nunca sobra.

    • Daniel Merle

      Gracias Julieta. Creo que de los internacionales faltan un montón, pero se entiende por qué. Pensá que el acervo del MNBA está constituido principalmente por las colecciones de Sara Facio (en primer lugar) y por Rabobank. Entonces faltan un montón, y me parece que también sobran unos cuantos :)

      • Julieta Fucaraccio

        sí claro que faltan un montón! nombro a Kertész porque lo amo.

  • Ruben Ricardo Arteaga

    No puede faltar en cualquier colección que se precie la presencia de Mario Giacomelli; un HUMANISTA de la imagen por antonomasia. En lo personal estoy harto y saturado de tanta “realidad tal cual”, deseo ver la de cada quien, aquella que en cierta forma y por pertenecer, complete la mía.

  • https://www.flickr.com/photos/forrest_talbot/sets/ Derek Miles Forrest Talbot

    Estimado Daniel: Una vez en mis viajes, que hice una critica, y me preguntastes que estaba tomando?, la respuesta fué 4000 km de rutas,, pero esta vez te hago la misma pregunta.?
    No entiendo tus propuestas (últimamente),, pero como todo artistas soy paciente,,,ahora preguntar quien falta y quien está de sobra?,,,
    La respuesta, están de sobra lo usuales…querés que los mencione?
    Quien falta?, como arte de los 80 y 90, y te diría que casi todos.. incluido Usted.
    es chupa medias,, nop…
    lo bueno,entrar al MBA y recorrer las imágenes en.. eso es bueno,
    como sigue?
    Ponele nafta, ponele rock, ponele cumbia, ponele algo….
    saludos
    atte

    • Daniel Merle

      Gracias querido Derek,
      Mi intención está cumplida, en parte. Entraste a la colección y pudiste recorrerla, con sus fichas y todo. Esa es otra de las cosas buenas del MNBA online. Luego, la propuesta es tal vez más ambiciosa, y consiste en saber si hay una investigación historiográfica sobre los autores que han sido importantes en determinados períodos, o si incluyen solamente las donaciones y ya. Ustedes me ayudan a razonar, a investigar. Esa es la idea

  • Anahí VF

    Hasta hace algunos años había una confitería frente al ventanal que da a la Facultad de Derecho pero no duró mucho. Esta confitería compartía espacio con la librería (en el pabellón de exposiciones temporarias) pero cuando terminaron de hacer las últimas reformas utilizaron ese espacio para hacer el taller para chicos y dejaron a la tienda del museo en el pequeño espacio que ocupa ahora. Durante estas reformas, que concluyeron con la reapertura del primer piso (luego de estar cerrado durante 4 años) fue que se incorporaron las fotografías a la muestra permanente y dejaron de estar relegadas a su exhibición irregular en el segundo piso (donde ahora vemos Arte Argentino de las 90).

    • Daniel Merle

      Gracias Anahí! muy necesario tu aporte

  • Anahí VF

    Escribió Sara Facio en Colección fotográfica del Museo Nacional de
    Bellas Artes. La Azotea Editoria Fotográfica. Buenos Aires 2005: “La
    colección fotográfica del Museo Nacional de Bellas Artes ha nacido de la mejor
    manera. Se ha alimentado de colecciones formadas por fotógrafos o de gente de
    la cultura que conoce el arte y la historia de la fotografía. El MNBA no ha
    recurrido a asesores contratados, críticos de arte de fama internacional o
    curadores profesionales. Ha confiado en sus especialistas: fotógrafos,
    maestros, editores, curadores, independientes, teóricos. Se ha nutrido de obras
    donadas por sus propios autores, que eligieron lo más representativo se su producción
    para permanecer en el mejor museo de arte de la Argentina. Así se está formando
    una colección que refleja especialmente la mejor fotografía argentina y latinoamericana
    del siglo XX.”

    • Anahí VF

      Para quien no sabe, Facio creó la sección de Fotografía del MNBA y fue
      su curadora desde 1995 a comienzos de los 2000. Además donó parte de su
      colección al Museo.

      • Ruben Ricardo Arteaga

        No lo sé ciertamente, pero no creo que haya habido otra persona como Sara que haya hecho tanto por la fotografía Argentina y Latinoamericana. Entiendo, que esto que se nos muestra es lo que hay y con creces, lo cual se debe CELEBRAR, vislumbrando incluso, lo que habrá.. No sé si otros países de la región han cuidado su acervo fotográfico como lo ha hecho el nuestro, a pesar quizá, de muchas pérdidas. Respecto a que subsisten, según el criterio de cada uno, los que no deberían estar, los que faltan, los que bien están, etc; se hace muy difícil integrar a todos, por distintos motivos. Entiendo que lo importante es lo que se halla presente marcando el camino a los necesarios y prestigiosos ausentes; a quienes se están construyendo y en el futuro también enriquecerán, sin dudas, el devenir de la fotografía vernácula en particular, y a la del mundo todo, en general.

      • Daniel Merle

        Es difícil criticar a quién como Sara ha contribuido a la fotografía argentina como nadie. Y encima donando su colección personal al museo. Pero creo que es hora de revisar la colección y ver quién es quién, y sobre todo cómo fue la proyección de algunos de los autores que figuran y que ni siquiera se siguen dedicando al arte.

        • Ruben Ricardo Arteaga

          Es que para criticar así, tan sueltamente, hay que hacer mucho y bien; algo, no para muchos y sí, como se demuestra, para unos pocos. Que si faltan, que están, que es quedado en el tiempo, que deberían estar, que la modernidad o contemporaneidad no está, etc, es el encierro del “vayan y hagan”; muy típico de personas acostumbradas a la expresión fácil, del cual su hacer se conoce poco o nada y le cabe aquello que reza:: “el que hace algo, puede equivocarse; el que no hace nada, ya está equivocado.Esta bien historiar todo el quehacer fotográfico de los autores involucrados, pero prefiero atenerme y deleitarme primero con la presencias de sus obras; que se hallan allí, más allá de los gustos, puesto que hablaron de su tiempo y sus circunstancias, hacia la posteridad; hasta nuestros días donde se han producido muchísimos cambios de toda índole en este mettier y de la cual, la expresión actual, abrevó y abreva, reinventándose.

          • Ruben Ricardo Arteaga

            Fe de erratas: …Y DEL CUAL, la expresión

          • Daniel Merle

            Querido Rubén, acá estamos para opinar. Y todos lo hacemos desde la buena intención. Ahora, si para decir lo que uno piensa sobre fútbol, por ejemplo, tiene que haber sido el máximo goleador del campeonato… nadie podría dar su parecer. Si la crítica es con buena intención, hay que decirla y ya

          • Ruben Ricardo Arteaga

            Es que estoy convencido que no es así. No sé por qué, huelo ese tufillo que subyace por esos lares con quien hace en serio. Sé con qué bueyes aro desde hace mucho tiempo. Personalmente no me quedo con la satisfacción de estar ante la buena intención cuando observo una constante que desde allí deviene, sobre todo cuando no es considerada nuestra mirada, nuestros gustos, nuestro opinar, etc. Yo, no invento nada, digo lo que observo y reparo sobre un comportamiento que quiere mostrarse muy generoso, pero a decir verdad, nada más alejado de el. Cualquiera puede decir lo que se le antoje; ¡faltaría más que yo me opusiese a ello!. Lo que si creo es que tendría que imponerse la mayor honestidad al criticar y que esta se realice con la más considerable transparencia de manera de lograr esa buena intención tan anhelada. Yo, no creo en ella

  • Martin Volman

    Es una colección demasiado clásica, quedada en el tiempo

    • Daniel Merle

      Bien, yo comparto tu opinión. Hagamos el ejercicio, teniendo en cuenta de que se trata de un museo nacional (por lo tanto no se pueden tomar obras demasiado recientes). ¿Cuáles son los autores que a tu juicio deberían estar?

      • Martin Volman

        Leandro Katz, Witcomb, Bruno Dubner, Authier / Schevach, Pozzo, Christino Jr y sigue la lista

        • Daniel Merle

          Hay que fijarse en el listado de artistas previo a 1945. Por ahí está Witcomb y Christiano Junior.
          En cuanto a los demás, yo entiendo que el criterio curatorial no comprende este tipo de fotografía más conceptual. Definitivamente. Curiosamente si incluyen lo conceptual (y abundantemente) en las otras artes. Ahi es donde no estaría entendiendo los criterios…..