Ni Pitufos, ni Avatar, ni Blue Man Group: Chelsea

 

La venta de camisetas se ha convertido en uno de los rubros más consolidados para el negocio del fútbol. La globalización de las transmisiones deportivas ha provocado el nacimiento de simpatizantes en todos los rincones del planeta y las marcas han tomado nota del dato. El año pasado, según datos de la consultora alemana PR Marketing, las del Manchester United (Nike) y el Real Madrid (Adidas) fueron las casacas más vendidas del mundo, con 1,4 millones de unidades cada club, sólo contabilizando las oficiales.

En ese ránking, el Barcelona alcanza 1,15 milones y, en cuarto lugar, el Chelsea llega a las 910.000. Precisamente el club londinense acaba de presentar su nueva indumentaria con su color distintivo como eje de la creatividad, 3.000 litros de pintura mediante. Chequeen cómo los jugadores más importantes del equipo debieron ponerle el cuerpo a la filmación del comercial:

Con idea de la agencia británica The Corner y dirección de Mark Zibert (para la productora 24), el spot bautizado “It’s blue, what else matters?” (Es azul, ¿qué otra cosa importa?) incluye la presencia de las estrellas del equipo: John Terry, Fernando Torres, Juan Mata, Petr Cech, David Luiz, Gary Cahill.

Aquí un backstage para ver cómo se hizo el comercial:

La música estuvo a cargo de Wizzy Wow, sueco de origen africano que ya había trabajado para la marca en 2012, como productor musical del comercial “Take the stage” que Adidas presentó para los Juegos Olímpicos de Londres, con el rapero Wretch 32 como autor e intérprete del tema.