Super Bowl: el show (no muy) creativo

 
Foto: NFL.com

El Super Bowl exuda norteamericanidad. Durante el partido y también durante la tanda. La paliza de los Seattle Seahawks sobre los Denver Broncos (43 a 8) llegó a su piadoso final y, aunque cueste, me puedo sobreponer a cierto nacionalismo publicitario y seleccionar algunos comerciales que me gustaron de la tanda más famosa (no la más creativa, es justo decir) del planeta, donde este año hubo que invertir u$s 4 millones para tener 30 segundos de atención durante la transmisión de Fox, que fue vista en 198 países.

Sin orden de preferencia, van mis cuatro spots favoritos:“Dad’s sixth sense”, de Innocean USA para Hyundai:

El humor es uno de los recursos más utilizados en publicidad y las agencias norteamericanas han colaborado muchísimo para que así sea. La tanda del Super Bowl no puede hacer otra cosa que reflejar esa elección creativa, en este caso con una idea que no pierde de vista el objetivo de comunicar un atributo bien concreto del producto: su seguridad.

“America’s import”, de GlobalHue para Chrysler:

Hubo abundancia de celebridades este año en el Super Bowl. Ben Kingsley (Jaguar), Scarlett Johansson (SodaStream), David Beckham (H&M), Stephen Colbert (Pistacchios), Lawrence Morfeo Fishburne (Kia), Bruce Willis (Honda) y otros, incluso algunos más que verán en acción en este pequeño muestreo.

En este caso es Bob Dylan el elegido para que Chrysler aproveche la presentación de la versión 2015 de su modelo 200 para ofrecer su testimonio institucional de perfil emotivo, un rol que anteriormente tomaron Eminem (2011) y Clint Eastwood (2012). La presencia de Dylan, su voz y un puñado de imágenes editadas con inmejorable criterio redondean un spot hecho para inflar los pechos norteamericanos, esos que devoran fútbol americano y snacks frente al televisor.

“Up for whatever”, de BBDO para Bud Light:

Les anticipé que esta edición del Super Bowl venía con un alto promedio de uso de celebridades en la tanda. La campaña que BBDO diseñó para Bud Light (sponsor oficial de la NFL –National Football League– desde 2011 y por tres años más, u$s 1.200 millones mediantes) es el ejemplo más contundente de esta tendencia.

En esta versión extendida de la campaña (3:45) pueden ver a Arnold Schwarzenegger, Reggie Watts y Don Cheadle como parte de una noche épica que sorpresivamente (se supone) vive un ignoto muchacho. Como una suerte de nueva secuela de The hangover, el protagonista es registrado por 58 cámaras ocultas mientras 412 actores colaboran para construir este evento “espontáneo” soñado. Más allá de las dudas sobre su veracidad, la realización convierte a la pieza en un sólido producto publicitario.

“Doberhuahua”, de Venables Bell & Partners para Audi:

Otra vez el humor y una postproducción admirable para un típico aviso norteamericano. La capacidad creativa de la agencia logra convertir un concepto un tanto abstracto en un buen aviso.

Fuera de este top 4 quedó “Puppy love”, el comercial de Budweiser que llevaba casi 35 millones de clicks en YouTube al momento de concluir estas líneas. No sorprende y parece viejo, pero fue el más visitado por la gente. Pueden verlo aquí si lo desean.