Humedales sin protección y desmonte ilegal sin freno

Vuelvo a escribir en este espacio luego de algún tiempo para que discutamos sobre dos temas de gestión política territorial que aparecieron en la agenda del nuevo gobierno, al menos mencionadas, pero a nueve meses de comenzada la gestión poco se hace para proteger humedales y bosques.

©Greenpeace Argentina

Un informe realizado por Greenpeace da cuenta de que el desmonte sigue avanzando en varias provincias, aún en zonas protegidas por la ley de bosques. “La superficie desmontada entre enero y agosto de 2016 en las provincias de Salta, Santiago del Estero, Formosa y Chaco fue de 60.188 hectáreas. El 35% de la deforestación fue ilegal (en bosques nativos clasificados en las Categorías I – Rojo y II – Amarillo), alcanzando las 20.523 hectáreas (una superficie similar a la de la ciudad de Buenos Aires). En Santiago del Estero se desmontaron 10.583 hectáreas de bosques protegidos (el doble que en las zonas permitidas). En Chaco se deforestaron 5.307 hectáreas de bosques protegidos. En Salta se desmontaron 4.212 hectáreas de bosques protegidos. En Formosa se deforestaron 421 hectáreas de bosques protegidos. Los bosques nativos que fueron clasificados por las provincias en las Categorías I – Rojo y II – Amarillo de sus Ordenamientos Territoriales de Bosques Nativos deben continuar en pie. Su destrucción tendría un impacto ambiental significativo y afectaría seriamente a muchas comunidades. Permitir el desmonte en esas zonas vulnera en forma flagrante la ley nacional vigente e ignora las demandas de la sociedad”, detalla la ONG ambientalista.  

Seguir leyendo

Santiago del Estero lidera el ranking mundial de desmontes

Una provincia argentina tiene un triste record. Se trata de Santiago del Estero que lidera el ranking mundial de desmonte. Así lo informa un estudio realizado por la Facultad de Agronomía de la UBA (Fauba). “La expansión de la frontera agrícola aceleró la deforestación en la ecorregión del Chaco semiárido, que representa la segunda cobertura boscosa más grande y continua de Sudamérica después del Amazonas, hasta alcanzar un record poco feliz: la mayor tasa de desaparición de bosques nativos de todo el mundo“, sostiene el comunicado.

“Durante el período 2000-2012 la tasa de transformación de bosques nativos por cultivos en Santiago del Estero fue mayor a la producida en la ecorregión entera, en Sudamérica e incluso en el mundo”, advierte el informe publicado en la página de divulgación científica Sobre la Tierra, en base al trabajo elaborado por Gonzalo Camba, técnico del Laboratorio de Análisis Regional y Teledetección (LART) de la FAUBA, quién investigó el caso en su tesis para recibirse de Licenciado en Ciencias Ambientales.

En total, se calcula que en Santiago del Estero se desmontaron 4 millones de hectáreas en las últimas décadas. Los números son alarmantes: Entre 2000 y 2012, esta provincia presentó una tasa de transformación de cobertura vegetal natural por cultivos y pasturas 13 veces superior a la de los bosques tropicales, 39 veces superior a la de los subtropicales y 45 veces superior a la de los bosques templados de todo el mundo.

“La importante proporción de territorio que representa Santiago del Estero dentro del Chaco semiárido, sus características socioeconómicas, los conflictos territoriales existentes y las particularidades de su legislación en lo que refiere a la conservación de sus bosques, hacen necesario un análisis exhaustivo de los procesos de deforestación y su relación con la Ley de Bosques, particularmente sobre su cumplimiento”, detalla el trabajo de la FAUBA, dirigido por el investigador José Paruelo en base a sistemas de información geográfica (SIG) y que se reproduce en la nota publicada.

Seguir leyendo

El desmonte y las inundaciones

¿Es una catástrofe natural o hay una responsabilidad humana por las consecuencias de las inundaciones que han dejado ya más de 5000 evacuados en Córdoba, Santa Fe, San Luis y Santiago del Estero?

Se sabe que las cifras que denuncian el desmonte en estas provincias siguen creciendo sostenidamente a pesar de las leyes de protección de bosques y de las reglamentaciones no sólo como medida de conservación sino también, de prevención. Si bien se ha producido un fenómeno de lluvias extremas, la conjunción de factores es potencialmente mortal. Y también es deber de los planificadores el de estudiar los regímenes de lluvias, sus cambios y sus consecuencias.

“Los bosques son nuestro paraguas y esponja natural, por lo tanto más desmontes es sinónimo de más inundaciones. Es necesario que tanto gobiernos como empresas cumplan en forma estricta la Ley de Bosques”, afirmó Hernán Giardini, coordinador de la campaña de Bosques de Greenpeace.

Santiago del Estero es la provincia con mayor deforestación del país en las últimas dos décadas y donde más se viola la Ley de Bosques: según datos oficiales, entre 1998 y 2007 se desmontaron 1.048.762 hectáreas; mientras que desde la sanción de normativa forestal nacional (fines de 2007) hasta fines de 2013 se deforestaron 623.848 hectáreas, de las cuales 320.231 hectáreas eran bosques protegidos.

Seguir leyendo

Salta sigue violando la ley de bosques

La falta de cumplimiento de la ley de bosques dejó de ser una noticia en la Argentina, para transformarse en una costumbre. Una de las provincias que más caso omiso hace a una de las leyes de presupuestos mínimos de la Nación es Salta.

Conforme datos oficiales, desde 2009, cuando la provincia realizó el ordenamiento territorial y clasificó los terrenos aptos para desmonte, hasta junio de 2011 se deforestaron 8080 hectáreas en la Categoría Rojo (donde está prohibida esa actividad) y 31.749 en la Categoría Amarillo (no permiten desmonte sino uso sustentable).

Así se desprende de un informe elaborado por la Fundación Ambiente y Recursos Naturales en la que se apela a las autoridades ambientales locales y nacionales a que se cumpla con la normativa vigente.

Seguir leyendo

Cinco años, el mismo desmonte

¿Qué es peor no tener ley o no cumplirla? En una nueva prueba de que en la Argentina la letra impresa no se cumple, vemos cómo ha avanzado un fenómeno nocivo para el ambiente y el desarrollo sustentable como el desmonte.

Acostumbrados ya a que los fondos especiales que se crean no sean respetados ni previsto su abastecimiento, vemos cómo se siguen perdiendo hectáreas de bosque nativo en detrimento del monocultivo de la soja.

A cinco años de la sanción de la Ley de Bosques Nativos (26.331), Greenpeace, la Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN) y la Fundación Vida Silvestre Argentina elaboraron un informe en el que advierten pocos avances en la implementación de la norma, y reclaman el cumplimiento.

Los ambientalistas advirtieron que la moratoria a nuevos permisos de desmontes establecida por ley no fue respetada. El informe “Ley de Bosques: 5 años con pocos avances” indica que desde la sanción de la Ley de Bosques el promedio de deforestación anual disminuyó casi un 20 por ciento, al pasar de aproximadamente 280.000 a 230.000 hectáreas al año. Pero esos números siguen siendo muy altos según las organizaciones ambientalistas, dado que sólo entre 2008 y 2011 se desmontaron 932.109 hectáreas en las jurisdicciones relevadas por los expertos.

Seguir leyendo

Denuncian desmontes en El Impenetrable

La ley de protección de bosques está vigente. Los planes de ordenamiento territorial son una obligación. Una de las zonas más vulnerables en el país es El Impenetrable chaqueño. Sin embargo, nadie impide que los desmontes sigan ocurriendo.

El gobierno del Chaco está autorizando en El Impenetrable desmontes encubiertos que violan la ley de bosques. Las topadoras dejan muy pocos árboles en pie y eliminan todo  lo que no garantiza su regeneración y es el sustento de la mayoría de la fauna chaqueña”, denunció Hernán Giardini, coordinador de la Campaña de Bosques de Greenpeace.

El Plan Ganadero Chaco tiene por objetivo duplicar el stock ganadero para el año 2015 y pasar de las 2.600.000 cabezas actuales a 5 millones. “El avance de la ganadería intensiva puede implicar, en el mediano plazo, la fragmentación y desaparición de gran parte de El Impenetrable, un valiosísimo ecosistema forestal que abarca cerca de 4 millones de hectáreas de la región chaqueña semiárida y que alberga especies seriamente amenazadas como el yaguareté, el tatú carreta, y el oso hormiguero”, afirmó Giardini.

Seguir leyendo

¿Jirafas contra el desmonte?

Hace tiempo que no encontraba en los medios una noticia tan insólita. Y mucho más, si se trata de un medio local. Sin embargo, esta semana se multiplicó la nueva sobre un proyecto para paliar el desmonte en la Mesopotamia argentina. La iniciativa pretende, nada más y nada menos, que introducir una especie exótica, como la jirafa, para que realice un “desmonte natural”.

Imagen 152

Lo más penoso no me pareció el descabellado proyecto en sí mismo y su difusión, sino que casi no se hace mención al problema real que causa la escasa planificación territorial permite el avance indiscrimiando de un monocultivo como la soja. Paralelamente esta semana se definió el monto para que avance el la protección de bosques en todo el país, según los establece la ley sancionada a tal efecto. Resulta que, nuevamente, el monto será discrecional ya que no respeta el porcentaje establecido por esa norma. Otro año más será de 300 millones de pesos.

Seguir leyendo

Belgrano, el primer ecologista

 ¿Cuándo se definió el término desarrollo sostenible? Según la comunidad internacional, la palabra y su significado comenzaron a usarse en 2000, después de la Cumbre de Río, en 1992. Sin embargo, en el Río de la Plata el concepto comenzó a circular muchísimo antes con Manuel José Joaquín del Corazón Belgrano. Sí, leyeron bien, nuestro prócer, creador de la bandera también era un naturalista y el primer ecologista en estas tierras.

conciencia-desde-ahce-mucho

Me puse a investigar en la cuestión gracias a mi compañera Gabriela Miño (que hace El archivoscopio) que me acercó una publicación de la Academia Argentina de Ciencias del Ambiente. La escribió Vicente Guillermo Arnaud quien investigó sobre cuestiones ambientales en los primeros tres siglos de nuestra historia.

“La agricultura es el verdadero destino del hombre (…) Una de las causas a que atribuyo el poco rendimiento de las tierras (…) es porque no se mira a la agricultura como un arte que tenga necesidad de estudio (…) Cada uno obra según su gusto y práctica, y sin que ninguno piense en examinar seriamente lo que conviene, ni hacer experiencias y unir los preceptos a ellas”. Este pasaje lo escribió Belgrano en una de sus memorias, el 15 de junio de 1796. ¿Algún parecido con la realidad? Pero no termina ahí.

Seguir leyendo

Ellas, contra el desmonte

Para comprender el daño que puede causar el desmonte del bosque nativo, sin ningún tipo de planificación, al ambiente sólo basta con mirar sus caras y escucharlas. Ellas son 20 mmujeres representantes de la comunidad wichí, de Salta y llegaron a la Capital la semana pasada para hacerse oir en los Tribunales.

Yo rescaté para ustedes, por si no lo vieron, el video que realizaron los periodistas de LaNacion.com para que las escuchen y las vean. Y entendamos un poco más de qué hablamos cuando hablamos de la tragedia que generan las 250.000 ha de bosques que se pierden anualmente en la Argentina.

 

Seguir leyendo

Los bosques y los productores insaciables

Tal como ya publiqué en otras ocasiones, el desmonte es un tema muy caro al patrimonio natural argentino y, en especial a algunas provincias y regiones en donde el monte nativo corre el riesgo de desaparecer.

Pablo Omar Iglesias

Imagen: Pablo Omar Iglesias

Después de la muy buena noticia difundida oficialmente por las autoridades salteñas sobre la decisión de mantener el 80 por ciento de su bosque nativo, según la ley de ordenamiento territorial, se hizo pública una solicitada de productores agropecuarios a quienes todavía no les alcanza con el avance que han tenido en los últimos años.

La Asociación de Productores de Granos del Norte, la Sociedad Rural Salteña y la Asociación de Productores de Legumbres del NOA, se quejan ante las nuevas reglas de juego y acusan al Poder Ejecutivo Provincial -el mismo que antes les permitió una producción sin fronteras- de haberles asestado un “golpe bajo”.

Seguir leyendo