GPB: Herramienta de Datos para el Control Social

 

Una herramienta digital que permite visualizar cómo un gobierno local gasta el dinero público: qué compra, a quién le compra y a qué precio. Su impacto en la sociedad puede ser enorme.

Y ciertamente lo es. Cuando estos recursos ven la luz, la comunidad puede monitorear con facilidad el presupuesto que se conforma básicamente, del aporte de sus impuestos. El control social aumenta y el reclamo por mayores niveles de transparencia también.

En Bahía Blanca, Gasto Público Bahiense logró esa meta.

El desarrollador Manuel Aristarán (de Garage Lab) observó que el municipio de Bahía Blanca disponía de un sistema de información, inicialmente denominado “Control Activo”. Desde que comenzó a funcionar, en el año 2000, casi ni se prestaba atención a esa gran base de datos pública, donde diariamente se actualizaban las órdenes de compra, con su correspondiente detalle. Esto incluía desde adquisición de combustible, hasta las asignaciones en concepto de publicidad oficial, tal como se visualiza en este enlace.

GPB, desarrollado a partir de software libre (o uso gratuito), nació a mediados de 2010 y desde ese momento, con la ayuda de algunos medios y las comunidades vecinales que incipientemente se estaban agrupando en Facebook, viene permitiendo al ciudadano auditar gran parte de la ejecución presupuestaria. La herramienta contiene un explorador que facilita el acceso a los montos y conceptos de las compras que el municipio  realiza a sus proveedores. Permite visualizar no sólo los valores por cada erogación y destino, sino además, agrupar las órdenes de pago por dependencia.

No obstante su aceptación inmediata por parte de la comunidad, hay que reconocer que Aristarán tuvo que sortear algunas barreras, como ocurrió en julio de 2011, cuando la introducción de un captcha, obligó al desarrollador a lanzar un alerta y a modificar su herramienta para que volviera a tener la funcionalidad inicial que tenía. Hay que destacar además, que los datos de GPB pueden ser descargados en formatos CVS (tabla),  lo cual resulta funcional para la reutilización de la información. La herramienta (ver aquí), fue declarada de interés municipal por el Concejo Deliberante de Bahía Blanca y dió pie en varias ocasiones para que los concejales tomaran como punto de partida la información procesada, que derivó en pedidos de informes y otras acciones legislativas (ver aquí)

Con GPB, tengo la esperanza de que algún bahiense se alarme o se alegre por el dinero invertido en una cosa u otra y que se produzca la discusión que motive acciones transformadoras”, fue la declaración de principios que Aristarán escribió en su Blog, apenas GPB vió la luz. “Los gobernantes son responsables de informar sus acciones a los ciudadanos; al fin de cuentas están ahí gracias al voto popular. No pueden desaprovechar la oportunidad que ofrece la Web para brindar esa información y mostrarla de manera concisa y clara. Muchas veces, el supuesto costo de este tipo de proyectos es argumento para no implementarlos. La única inversión para construir GPB fue una semana de mi tiempo”.


Enlaces relacionados

Piden informes sobre introducción de un captcha en la Web Municipal

http://www.hcdbahiablanca.gov.ar/verproyectos.php?y=2222

Control social usando GPB en Facebook

https://www.facebook.com/liberallibertario/posts/275460202474924?comment_id=387922

Acciones legislativas a partir de la herramienta

http://www.hcdbahiablanca.gov.ar/verproyectos.php?y=1452

 

 

  • emiliogaviria

    Debe ser muy reconocido Manuel Aristaran, de Garage Lab, por desarrollar un instrumento de control social sobre el gasto público, de un gobierno local,en este caso Bahía Blanca. Será saludable su extensión a toda la actividad pública, aunque anticipo dificultades por parte de quienes no quieren transparencia en nada.

  • Pingback: La provincia de Buenos Aires premia a Gasto Público Bahiense - Blogs lanacion.com()