El periodismo del futuro – 3era parte

 

walsh (1)

Hace tres semanas arrancamos en Conectados la publicación de una serie de entradas de periodistas digitales que imaginan cómo será el profesional de prensa de los próximos años.

En esta nueva entrega, Alvaro Liuzzi -periodista, bloguero de SegundoPlano y docente de la UNLP- ofrece su mirada sobre el tema:

De límites, épocas y desafíos

El tiempo del periodismo

Para muchas disciplinas, no solo para el periodismo, gran parte del secreto para visualizar las claves del futuro está en comprender procesos similares que se dieron en el pasado.

Sabemos, por experiencia, que un medio de comunicación que aparece no necesariamente termina con sus predecesores, y sobre todo que lleva décadas de experimentación poder descubrir las nuevas narrativas y lenguajes que trae consigo.

En este sentido, la Web tiene una ventaja insuperable ya que al ser multiplataforma incluye naturalmente en su interior a los demás medios de comunicación. Como periodistas, esta particularidad nos da una gama de posibilidades tan amplia para contar historias que hoy los límites solo están marcados por nuestra imaginación.

Un futuro anticuado

Cada vez que intercambio ideas con colegas y alumnos sobre el periodismo del futuro escucho opiniones muy variadas. Los ejemplos abundan, y en su mayoría están repletos de términos ensalzados de marketing y un alto grado de endogamia tecnológica.

Por lo general, es en esos momentos en los que hablamos de periodismo digital en los cuales miro hacia el pasado y pongo como ejemplo de “periodista multimedia” a Rodolfo Walsh. Argumento esta afirmación explicando que su obra “Operación Masacre” está tan brillantemente escrita que uno no la lee, la vive a través de varios sentidos.

Les digo, convencido, que Walsh hizo de la investigación de los fusilamientos clandestinos de José León Suárez un trabajo adaptable a cualquier plataforma como resultado de un relato lúcido y contundente.

No es casualidad que haya marcado un hito en la historia del periodismo argentino. Sin saberlo, Walsh fundó un nuevo género narrativo adelantándose casi una década a Truman Capote y su “In cold blood”; patentado por la industria cultural norteamericana como el padre del “non fiction”.

Quizás su afición a la fotografía haya tenido que ver en su estilo altamente descriptivo, lo cierto es que para hacer buen periodismo (en el pasado o en el futuro) no fue ni será condición necesaria rodearse de tecnología sino saber utilizarla al servicio de la historia que debemos contar.

La clave, en este sentido, está en cambiar “periodistas orquesta” por “mentes sinfónicas”.

Proyecto Walsh, la historia en tiempo real

Partiendo de la base de repensar nuestra disciplina y experimentar con los límites nació Proyecto Walsh, una iniciativa que intenta remixar una obra sobresaliente del periodismo clásico argentino con una visión moderna apoyada en las nuevas tecnologías.

La hipótesis que intentará responder desde la acción Proyecto Walsh dice así:

¿Qué hubiese sucedido si al momento de realizar la investigación de los fusilamientos, Rodolfo hubiese tenido a su alcance las herramientas digitales de publicación que tenemos hoy los periodistas?

La idea central es recrear, 54 años después, la investigación que culminó en la obra “Operación Masacre” respetando los tiempos originales de realización. Cada paso de su trabajo durante 1956/1957 será puesto en configuración y plasmado a través de diferentes plataformas online.

De esta forma, el usuario que visite el sitio tendrá una perspectiva histórica (y en tiempo real) del proceso de producción que llevó adelante Rodolfo Walsh medio siglo mas tarde.

Para esto se entrevistarán periodistas y escritores que hayan analizado su obra, se publicará material de contexto y se detallará cada paso de la historia en primera persona.

Podrás seguir cada dato que Rodolfo adelante en su cuenta de Twitter, recorrer el basural, las comisarías y las casas de los fusilados a través de su geolocalización en Google Maps, conocer su rutina fotográfica gracias a su cuenta de Twitpic y comprender todo el proceso alojado en una línea de tiempo interactiva con textos, videos y fotos.


Proyecto Walsh en un mapa ampliado

El recorrido desde el Club de Ajedrez hasta su casa en la Ciudad de La Plata

Toda esta información comenzará a revelarse en un sitio que estará online el próximo 18 de diciembre, exactamente 54 años después de aquella noche asfixiante de verano en la que Rodolfo escuchó la frase: “hay un fusilado que vive”.

::: Links

Más de esta serie:

“El periodismo del futuro ya lo estamos experimentando”, por José Di Bártolo

“La tecnología no nos hace mejores periodistas”, por Nicolás Píccoli