El sueño de la crónica en tiempo real

 

El matrimonio entre el periodismo y la crónica es de larga data. Fue un flechazo a primera vista, porque la narración de hechos en orden cronológico es casi el abc de un oficio que intenta dar respuesta a seis preguntas básicas (y a otras derivadas): qué, quién, cuándo, dónde, por qué y cómo.

En su texto pre expansión de Internet “Así se hace periodismo” (BeaS ediciones, 1994), Luis Pazos y Sibila Camps definen la crónica periodística como el “relato preciso de un hecho mediante información pura, sin interpretación y opinión”, y agregan que “el relato sigue un orden cronológico aún  cuando comience por el resultado de los hechos”. Estos principios, aunque aggiornados a los nuevos tiempos de escritura digital, es lo que retoman los llamados servicios de liveblogging (blogueo en vivo).

Un ejemplo de liveblogging en el último lanzamiento de la nueva iPad

Se trata de plataformas que permiten contar una noticia en el momento en el que está ocurriendo, en orden cronológico inverso (lo último, primero). Retoman la vieja tradición de los blogs (que ya tienen casi dos décadas como herramientas de publicación personal) pero le suman la sincronía (tal como la TV y la radio). Por esta razón fue adoptada en los últimos años por grandes organizaciones de noticias online y otros sitios de información. Predomina el texto continuo, pero también se enriquece con las fotografías en tiempo real y fragmentos de video.

Los servicios de liveblogging se están utilizando en gran medida para las coberturas de acontecimientos deportivos, lanzamientos de productos tecnológicos de consumo masivo, actos eleccionarios (o campañas como la de Barack Obama), conferencias, protestas sociales y cobertura de catástrofes naturales. Entre las plataformas más populares (que tienen funcionalidades para republicar las coberturas en todo tipo de sitio, blog o microblog, e integración con las redes sociales) se encuentran CoveritLive, ScribbleLive, GsNap, WordFaire, Arktan y Chatroll.

Para los medios digitales, el uso del live blogging permite superar el commoditie informativo, dado que el periodista puede hacer una cobertura personal del hecho, con descripción de ambiente y publicación de fotos y videos. Además, es posible sortear cualquier tipo de obstáculo tecnológico (realizar la transmisión desde un simple dispositivo móvil o tableta vía Twitter), entrega un código abierto para que el contenido que allí se almacena sea republicado en cualquier artículo de seguimiento del tema, y la crónica en vivo que allí se construye en piezas diferentes queda archivada para su consulta posterior.

————————

Enlaces recomendados:

1. Liveblogging

Cómo se hizo la cobertura de la presentación de la nueva iPad.

2. Deutsche Welle

Un completo informe sobre liveblogging.

3. ScribbleLive

Un blog para conocer los secretos de esta plataforma.

————————