Podcast Cinescalero Volumen XV / Revisionando los ’90: SHAKESPEARE IN LOVE

♦ ¿Qué veredicto dan ustedes? ¿Shakespeare in Love se mantiene en el 2016 o no tanto? ¡Los invitamos a debatir! ¡Hasta el miércoles post-feriado! ♦

Deathmatch: Actrices ganadoras del Oscar

Cuando Jennifer Lawrence ganó el Oscar el año pasado se produjo una suerte de polarización de modos de abordar la actuación (y de absorberla). Por un lado, teníamos a su competencia mayor (Emmanuelle Riva) con una interpretación más calculada y contenida (y no por eso menos brillante) en oposición a ese arrebato que fue Lawrence en el papel de Tiffany Maxwell. Más allá de mis reservas con Amour y la debilidad que siento por Silver Linings Playbook, el Oscar para Lawrence significaba algo importante: un reconocimiento a una tradición actoral que se iniciaba allá con Claudette Colbert con It Happened One Night y que continuaba con Diane Keaton en Annie Hall (dos personajes por los cuales, curiosamente, ambas actrices también fueron reconocidas por la Academia). Entonces, que el corazón se pusiera por sobre todo, que una joven actriz llegara, en cierta medida, para desafiar el concepto de “prestigio” o “formación profesional” resultó una bocanada de aire fresco y un alejamiento de ese ridículo patrón de premiar a destiempo y no por una actuación meritoria en particular. Me parecía interesante que en los próximos tres jueves contrastemos a ganadores del Oscar en sus principales categorías (actriz, actor y película) para realmente determinar cuáles actuaciones/producciones resistieron el paso del tiempo y cuales, por su carácter perecedero, terminaron en el olvido. Mi respuesta de hoy es relativamente actual y es Hilary Swank por Boys Don’t Cry, porque demostró que una interpretación indeleble puede venir de súbito y de un circuito independiente, lejos de los bombos y platillos y cerca de ese nivel de emoción, entrega y corazón que el cine tantas veces necesita.

………………………………………………………………………………………….

► [UNA BUENA] Uno de mis Oscars favoritos en relación a esta categoría: Hilary Swank gana por su extraordinaria actuación en Boys Don’t Cry:

………………………………………………………………………………………….

► [UNA MALA] Gwyneth Paltrow gana el Oscar (y Cate Blanchett lo pierde) (y Meryl está también en este video):

………………………………………………………………………………………….

► [COMPILADOS] Todas las mejores actrices (protagónicas y de reparto) que fueron premiadas por la Academia desde 1927 hasta la actualidad:

Academy Awards for Best Actress in a Leading Role (1927/28 - 2012) from Andrés Borja on Vimeo.

Academy Awards for Best Actress in a Supporting Role (1936 - 2012) Longest Video from Andrés Borja on Vimeo.

………………………………………………………………………………………….

¡Hola a toda la muchachada! Otro jueves, otro Deathmatch: De todas las actuaciones femeninas en ser premiadas con un Oscar (ya sea principales o secundarias), ¿cuáles son sus favoritas y cuáles les parecieron no tan merecedoras de un reconocimiento? Pueden ingresar acá mismo para refrescar la memoria (o verlas en el video superior); espero sus comentarios para ver quién es la actriz/interpretación oscarizada que tiene más aguante (?) en el blog; como siempre, los leo, ¡que tengan un gran jueves! ¡hasta mañana!

 ………………………………………………………………………………………..

DEATHMATCH WINNER… COMING SOON

 …………………………………………………………………………………………

LA ÚLTIMA VEZ ENFRENTAMOS A… DESCARGAR PELÍCULAS O ESPERAR SU ESTRENO

 …………………………………………………………………………………………..

…………………………………………………………………………………………….

* RECUERDEN QUE SI QUIEREN SEGUIR LAS NOVEDADES DE CINESCALAS POR FACEBOOK, ENTREN AQUÍ Y CLICKEEN EN EL BOTÓN DE “ME GUSTA” Y POR TWITTER, DENLE “FOLLOW” AL BLOG ACÁ; ¡GRACIAS!

Deathmatch: Personajes de Wes Anderson

Ilustración: marinaesque.tumblr.com

*Deathmatch propuesto por: Ana

Creo que muchos coincidiríamos en mencionar a la sensación de escape como una razón primordial por la cual amamos el cine. Pero pensándolo detenidamente, ¿cuántos directores realmente logran materializar esa sensación? ¿Cuántos logran la construcción de mundos imaginarios que responden, más que a ninguna otra cosa, a la imperiosa necesidad de cambiar de ámbito, o de simplemente salir del ámbito en el que se está inmerso? Muy pocos. Uno de ellos es Wes Anderson. Si bien ya escribí sobre él hace muy poco con motivo del estreno de Moonrise Kingdom, quise aprovechar la propuesta de Ana para hacer hincapié en esa configuración de microuniversos. Micro para quien los ve desde afuera, macro para quienes lo habitan. Hace poco, leyendo una novela, un personaje alude a la chica de sus sueños describiéndola de la siguiente manera: “Margo amaba los misterios. Los amaba tanto que se convirtió en uno”. Me gustó esa idea, o esa realidad casi irrefutable de que uno es, en efecto, lo que ama (“you are what you love”). Por eso, en la difícil tarea de elegir un solo personaje de un director que los describe tan bien por igual, me quedo no con uno sino con la pareja Richie-Margot. Porque si uno es lo que ama, entonces ellos son un mundo donde hay una carpa amarilla, luces de colores, un globo terráqueo y discos de Nick Drake. El perfecto mundo de ensueño al que quisiera pertenecer. 

………………………………………………………………………………………….

► El cine de Wes Anderson en poco más de dos minutos:

…………………………………………………………………………………………….

► “From Above”, un gran video homenaje a Wes:

…………………………………………………………………………………………….

¿Cuáles son sus personajes favoritos de toda la obra de Wes Anderson, desde Bottle Rocket hasta Moonrise Kingdom?; dejen sus aportes y, de yapa, propongan una secuencia y/o versus para el jueves próximo; ¡Nos vemos mañana, muchachada! (y con un post bastante especial, así que los espero sin falta ;) )

…………………………………………….……………………………………………….

DEATHMATCH WINNERS: MARGOT Y RICHIE

……………………………………………………………………………………………..

La última vez enfrentamos a… ELLEN RIPLEY con SARAH CONNOR

………………………………………………………………………………………………

……………………………………………………………………………………………….

* RECUERDEN QUE SI QUIEREN SEGUIR LAS NOVEDADES DE CINESCALAS POR FACEBOOK, ENTREN AQUÍ Y CLICKEEN EN EL BOTÓN DE “ME GUSTA” Y POR TWITTER, DENLE “FOLLOW” AL BLOG ACÁ; ¡GRACIAS!

La escena del día: Dos vidas en un instante

“I wish ‘If Only…’, but ‘If Only’ is a wish too late”

Para Bleek

Mirada desde afuera, podía fácilmente tratarse de una secuencia cinematográfica. Era tarde, estaba en una estación, me esperaba un viaje largo y venía sobrecargada de situaciones entre bizarras y movilizantes. Sin embargo, yo entendía lo que me estaba diciendo. En parte, por su manera clara y vehemente de explicarse y en parte porque sus conclusiones eran las mismas a las que yo, tiempo atrás, había llegado a dilucidar por mí misma. Todas las decisiones que tomé en mi vida me habían conducido a esa noche, a ese café y a esas palabras. De alguna manera reflotaron todas esas circunstancias en las cuales me ponía a leer Jung, a devorar todos esos párrafos sobre la sincronía, sobre las causalidades. De todos modos, a pesar de que me dijo “todo tiene un porqué”, una parte de mí se fue disparada hacia la realidad alternativa en la cual estaría haciendo otra cosa, si años atrás hubiese tomado otra decisión. Pensarlo da escalofríos. Sobre todo si tenés plena conciencia de esos momentos en los que dijiste que no y te fuiste hacia otro lugar. Pero no sería yo. No estaría acá. No puedo tener dominio sobre lo que pudo haber sucedido ni tampoco sobre lo que puede llegar a suceder (Cortázar la hizo simple: “Así se te va el hoy, en nombre de mañana o de pasado”). En cambio, sí puedo ponerme en la piel de la chica de entonces y asegurar que todo lo que hice lo hice porque lo sentía. No hay manera de que eso se modifique.

Mirá esta escena de Dos vidas en un instante:

El efecto dominó es incesante. Una ficha empuja a la otra y así se va desatando la acción, y así las circunstancias se van generando porque nosotros decidimos pero también porque nosotros nos vemos afectados por las decisiones de los demás, porque nunca hay control absoluto sobre las cosas. Un poco de eso se habló en este post, pero Dos vidas en un instante es la película indicada para retomar el tema del destino, de cómo un ligero cambio en la estructura puede provocar una modificación radical. “When all else fails, remember always the open road”. Me acordé de esa frase, la escribí, pensé en el final de Náufrago (“tomorrow the sun will rise, who knows what the tide will bring?”) y terminé en eso de las oportunidades que se aprovechan y las oportunidades que se pierden. “Todo pasa por algo, no existen las casualidades”, dijo. Sí. Es cierto. Lo que pudo ser y lo que fue, mi oportunidad de comenzar de nuevo. La vida es un instante en el que las cosas se toman o se dejan. Lo importante es que, si perdés un tren, no lo pierdas por un hecho fortuito: lo pierdas porque vos así lo quisiste.

¿Qué otras películas sobre el destino podrían sumar a este post? ¿Se han visto en encrucijadas similares a las del “what if…”? ¿Han pensado en ello? ¡Comenten!; de yapa, propongan una escena que quieran ver el jueves próximo; ¡Gracias a todos!

* RECUERDEN QUE SI QUIEREN SEGUIR LAS NOVEDADES DE CINESCALAS POR FACEBOOK, ENTREN AQUÍ. Y CLICKEEN EN EL BOTÓN DE “ME GUSTA” ¡GRACIAS!