Me gustaría que estuvieras aquí

 

[¡Buenas a todos! Estoy de vuelta después de un breve período de vacaciones y, como siempre, les agradezco por la paciencia, por la espera. Me gusta que el regreso del blog este lunes esté ligado a una nota de una persona a la que quiero y admiro mucho, quien supo acompañarme a la distancia en mi travesía londinense, entendiendo como nadie todo lo que una palabra puede contener dentro de sí. Sin más preámbulos, los dejo con las palabras de Giselle y les deseo un gran comienzo de semana a todos]

Hoy en Cinescalas escribe: Giselle Hidalgo

El cielo sobre Berlín (Der Himmel über Berlin, o como se tradujo en inglés y luego en español, Wings of Desire/Las alas del deseo) fue dirigida por Wim Wenders y estrenada en 1987. En ella, dos ángeles, Damiel y Cassiel –encarnados por Bruno Ganz y Otto Sander- observan a la humanidad desde el principio de la historia y se encuentran, en la actualidad de la película, recorriendo la ciudad de Berlín.

Este es para mí el film más bello jamás realizado. No por algo constatable en la fotografía, la escenografía o el vestuario. Ni siquiera por la mayor o menor hermosura del reparto de actores. Ni por el retrato frío pero fascinado de la ciudad de Berlín. Tampoco por la presencia del cine y su particular punto de vista a partir del personaje de Peter Falk, ni por esa sublime referencia al primer poeta, Homero, gracias al frágil escritor de la biblioteca (y la majestuosidad de esa escena). La belleza de El cielo sobre Berlín reside en una historia simple y fantástica, contada desde el alma.

Win Wenders parte de un poema sobre la infancia, ese lugar plagado de esperanzas que contrasta con el panorama desesperado de los habitantes de Berlín. Allí, los ángeles sólo pueden brindar una compañía invisible, un abrazo imperceptible pero reconfortante que ayuda a los mundanos humanos a seguir con sus vidas plagadas de sufrimiento. Pero uno de estos seres alados es diferente: se siente mortalmente atraído por la vida humana, por el concepto de experiencia. Sentir frío o calor, ver colores, saborear un café y poder confesar un amor secreto son deseos que lo llevan a cortar sus alas y entregar su inmortalidad pero no su pureza. Su amigo casi no da crédito al deseo de Damiel, pero lo vemos cada vez más afectado por la falta de acción para interactuar, es decir, salvar a los humanos. Tal vez la imagen más impactante de la película sucede al ver la impotencia de Cassiel frente al suicidio de un joven con el corazón roto.

Toda esta historia fantástica de ángeles guardianes no es más que una gran forma de hablar de la contingencia humana. De la experiencia de vivir, del dolor, de las ilusiones, los deseos y las frustraciones, del día a día y de cómo, en un instante –ese “ahora” en el que se unen Damiel y Marion- puede cambiar el destino de uno, o de todos. ¿Estamos conectados? Así lo anuncia del poema que le da marco a la tesis del la película:

Cuando el niño era un niño,

no sabía que lo era

Para él todo estaba animado,

y todas las almas eran una.

Siempre me pregunto por mi propia contingencia. Este post se empezó a escribir en mi cabeza la noche del último recital al que fui. Mientras escuchaba, miraba, cantaba y bailaba, las palabras se desencadenaron así: siento, por primera vez, que estoy viviendo una escena de mi película favorita. No se trata de soñar una película o imaginarla, sino vivirla de alguna forma trastocada pero real: un recital oscuro y redentor en una ciudad doliente, una chica de rojo buscándose a sí misma, un anfitrión enigmático y magnético. Entonces este antojo: Peter Murphy es el Nick Cave de mi historia. Recuerdo la escena de la caravana del circo, donde Marion se pierde en sus pensamientos y Damiel la observa incapaz de nada. Ella pone un vinilo de Nick Cave And The Bad Seeds. Luego aquel ángel, ya humano, se topa con un afiche que anuncia un show, es la misma banda que vio en la portada del disco y comprende que allí podrá encontrar a Marion. La música los une y esa es la conclusión más bella del film.

Nick Cave en Las alas del deseo:

Entonces me recuerdo a mi misma, apenas días, horas antes de estar ahí, en los que recorrí con mis dedos los afiches que anunciaban el concierto en el que me encontraba ahora, me veo de rojo, cuando todos a mí alrededor vestían riguroso negro. Otra vez fuera de lugar, como recién llegada.

Y comprendo. No soy ella, sino él. Yo observo, espero y deseo. Hasta que algún día me crezcan alas, una reacción química.

Por Giselle Hidalgo

¿Alguna vez sintieron, como Gi, que estaban siendo protagonistas de alguna escena cinematográfica?; ¿Vieron Las alas del deseo o algo más de Wenders? ¡Dejen sus comentarios! Para escribir en Cinescalas solo deben mandar sus notas a milyyorke@gmail.com

* RECUERDEN QUE SI QUIEREN SEGUIR LAS NOVEDADES DE CINESCALAS POR FACEBOOK, ENTREN AQUÍ. Y CLICKEEN EN EL BOTÓN DE “ME GUSTA” ¡GRACIAS!

  • Sebastián Z

    Wenders es un genio! Su documental sobre Pina Bausch es una maravilla..

    • Milagros Amondaray

      No lo vi, Sebitas! Me lo agendo ;)

    • Gilovesyou

      Miralo Mily! Es una belleza!

      • Milagros Amondaray

        I will! :)

  • @enjoyjessica

    Uffffff, qué hermoso post. La verdad, no he visto aún esta película pero ya mismo me pongo a buscarla, porque me hiciste suspirar con todo lo que escribiste al respecto, Gi!

    Wim Wenders es un grande, aunque la película que más presente tengo, y bastante me ha inspirado a la hora de escribir, es Paris, Texas.

    Gran forma de empezar esta semana, con el blog actualizado y encima con esta preciosa nota.

    Saludos a ambas y al resto de los cinescaleros.

    Que tengan un hermoso lunes y una mejor semana.

    • Milagros Amondaray

      :) – Qué maravillosa que es Paris, Texas; tiene escenas que, como le pasó a Nahuel con Las alas del deseo, se me quedaron grabadas en la retina; ¿en qué te inspiró a escribir, Jessi?

    • Gilovesyou

      ¡Muchas gracias Jessi! Un placer recibir este comentario de tu parte :)

      Me anoto Paris, Texas que no la vi.
      Buena semana para vos también!

    • Sebastián Z

      veálo Milyta (pero esta vez prométeme que lo haces, ya? que no quede en promesas al viento como con la vida de los otros jajaja)… excelente post Giselle!

    • @enjoyjessica

      Mili, después si querés te cuento mejor pero parte de un proyecto (guión) de largometraje en el que estaba (lo tengo abandonado) trabajando estaba inspirado en esa peli.

  • Claudia

    Hermoso post! Divinísima peli! Buen lunes, esta tarde tomando unos mates me la veo de nuevo!

  • Teresita

    Que lindo post! No vi la película pero me encantó lo que escribiste sobre la contingencia humana. Me hizo acordar a una parte de La historia del amor, una novela de Nicole Krauss, que cuenta la historia de un ángel que está celoso de los hombres y está aburrido, y además aclara que los ángeles no sueñan por eso cuando se despiertan sienten que les faltó hablar de algo, por eso envidia a los hombres, que podemos hablar de lo que soñamos. No sé, me hizo acordar a eso. Me parece una imagen muy linda para ponerla de relieve con la experiencia humana que describis, saborear, confesar un amor, sentir, ¿el sufrimiento como un privilegio? Por que sin el tampoco se siente en verdad el amor ni nada, no? Te felicito por la nota, me encantó! En cuanto a la consigna me puse a pensar y el otro día tuve una charla con mi hermana que terminamos matándonos de risa porque parecía salida del guión de una película (no era nada graciosa la situación y nos salió decir al mismo tiempo una cosa disparatada, y nosé, difícil de explicar, pero de película)
    saludos!!!

  • catorce

    clap clap!! muy buen post y excelente peli. Alguien vio la 2da parte, Tan Lejos Tan Cerca. En particular no me sorprendió tanto pero es igualmente muy recomendable.

    • Sasha

      A mí me pasó, obvio sin saberlo, que ví Faraway, so close! primero y me encantó. Me quedaron cosas que no me cerraban, y más tarde me contaron que existía Las alas del deseo. Ahí me cerró todo. Y sí, al ver las dos, a Faraway… como que le falta algo, qué se yo.

  • muycolor

    Dicen que los recuerdos de la infancia son esos que se quedan grabados en la retina y que nunca más se borran. VHS nuevo en mi casa y mi viejo que trae una película y me advierte que puede no gustarme. Arranca la película y una toma aérea va recorriendo Berlin hasta que se posaa en el siegessaule. Esa imágen no me la olvidaré más. En el sillón de mi casa, con mi viejo, quedandome con la boca abierta mirando una película en blanco y negro con un ángel apreciando la ciudad desde lo alto de la torre.

    Excelente post Gi! Bienvenido sea Cinescalas nuevamente!

    Saludos para todos.

  • Solitud

    Hola! Muy lindo post :)
    No vi la película pero me dieron ganas así que…ooootra más para la lista.

    No me pasa de sentir que soy protagonista, pero si a veces me pasa que me parece que hay frases o escenas que me dicen “ey, escuchaste! esto fue para vos!”

    Se me vienen a la cabeza algunas frases de Dedication, El Velo Pintado, La Naranja Mecánica…no puedo precisar cuales, pero si pienso en películas que de alguna manera me tocaron estas se me vienen a la cabeza al toque…

    Sds!!

  • gallega

    Amo esta pelicula desde hace mucho tiempo, fue lo primero que vi de cine europeo y nunca pare. Amo a wenders y solo por eso le perdono la venta de derechos que hizo posible un angel enamorado! Excelente el post, ademas.

  • pablo_70

    Giselle, ( ( ( ( ( (bellíiisimo) ) ) ) ) )

    Aún no he visto los videos posteados aqui y no he visto Wings of Desire/Las alas del deseo aún, lo que si sé es que todos tenemos alas y no todos aprendemos a volar..sea por elección propia o ajena… como pincela Juan Salvador Gaviota, de Richard Bach también.

    Les puedo asegurar que todo ser Humano que es perseguido desde antes del nacimiento por las mismisimas fuerzas involutivas, al mejor estilo “Herodes”, somos capaces de crecer para adentro y echar raices infinitamente profundas,tanto como la vasta profundidad del océano cósmico.

    Sé que cada uno de nosotr@s puede desplegar sus alas en magnífico y majestuoso vuelo aún desde la bahía más desolada y aún en la peores condiciones climáticas CONTRA VIENTO Y MAREA ¡(°*)

    Todos los que hemos estado al borde de la muerte asi lo hemos sabido, es justamente allí cuando te sientes inmensamente vivo!! Como nunca!!!

    Todos somos hijas e hijos de Dios cunado nacemos y cuando niñes, luego crecemos y nos contaminamos y nos alejamos de lo que siempre hemos sido, somos nosotros quienes debemos acercarnos y buscar a Dios y no al revés, recuérdalo! deberíamos recordar nuestgro pequeñoa tamaño ante la Totalidad Orgánica.

    También se que nadie puede lograrlo solo, todos necesitamos de una oportunidad y la ayuda desinteresada de los demás!

    Porqué estamos aquí? si aqui hemos llegado.. es para amar y ser amados!

    Gracias a tod@s!

  • Gaby

    Buenas!!
    Welcome back Mily!!
    Con qué linda nota arrancamos! la verdad es un post hermoso, Giselle, te felicito
    Vi esta pelicula hace mucho tiempo, me gustó muchisimo. Este tipo de planteos, sobre ángeles o seres que van mas allá de la comprensiíon humana, me encanta, porque yo creo que existe algo mas que la simple materia y que somos mas que un cacho de carne con ojos jeje
    Ahora me dieron ganas de verla de nuevo :D

    Si me imaginé siendo protagonista de alguna escena? siempre! jaja
    Mi cerebro está dividido en dos, con uno hago las cosas de todos los dias y con el otro estoy corriendo con Elizabeth en la campiña inglesa o volando con Ironman para salvar al mundo :D

  • lulu714

    Que linda nota Giselle!!!
    Yo vi la pelicula hace muchisimos años, tambien la continuacion y la version hollywoodense… pero no soy amante de Wenders, no me gusta, vi varias peliculas dirigidas por el, incluido el documental que creo que gano el Oscar, pero no hay caso… El fin de la violencia es de Wenders? Nunca la termine de ver…Aunque ahora me intriga saber si aun sigue filmando
    A mi mas que sentirme identificada con alguna protagonista, lo que mas me ocurre es que a veces me encuentro en situaciones que me recuerdan a alguna pelicula, aunque ya hubo post sobre este tema.

  • Gilovesyou

    Hola a todos! Qué raro esto de comentar un post propio, jaja!
    Primero, GRACIAS Mily por confiarme esta obra de arte para tu blog. Me encantó hacerlo y pido disculpas públicamente por las vueltas que di para escribir.
    Y gracias por los comentarios, muchas gracias!
    Si no vieron esta peli, véanla, es realmente hermosa.
    Perdón que siempre me voy para la música, pero tiene muchas facetas más.
    ¡Buena semana para todos! Besos,
    Gi

    • Milagros Amondaray

      De nada, Gi! Yo te agradezco a vos. Hermosa hermosa nota. Se hizo esperar, pero valió la pena. Beso grande y get loose! (off topic: ¿viste que vienen? jaja) ;)

    • Gilovesyou

      ¡Gracias otra vez! Sobre todo por ese link en la intro ;)
      Y sí, así parece… GET LOOSE GET LOOSE!!!!

  • Javi SB

    Hola a todos! Bastante tarde hoy. Sólo quería decir que me encantó tu nota Giselle, es de una sensibilidad exquisita, felicitaciones!

    No vi la peli, pero desde ya, luego de leer la nota y los comentarios paso a integrar mi ya larga lista de must.

    Abrazo cinesalero para todos!

  • Anis

    Un poco tarde (espero que no demasiado), pero no podía no pasar porque, uno, volvió cinescalas, dos, hoy temprano dije “Gi a la noche la leo desde casa” Y MENOS MAL QUE NO ME OLVIDÉ!!!
    Qué lindo post! Lamento profundamente no haber visto la película porque sospecho que esta es una #DeLasNuestras.
    A la lista (y colándose a muchas) para verla pronto!
    Felicitaciones por la nota Gi!!
    Besos a todos!

  • Gilovesyou

    Y muchas gracias Javi y Anis!
    Besos! :)

  • Sergio

    Bellisima nota, encuentro lírica y música por todas partes. Te felicito. Hermosas ambas partes de la pelicula. Triste. Faraway, so close es más contemporanea a mí, motivo por el cual las vi de atras para adelante. “Stay” y Bono terminan por embellecer la segunda parte.
    Particularmente, siempre me digo a mi mismo que estoy viviendo adentro de una pelicula, que mi vida es una gran y larga pelicula, y que yo soy actor de ella. Lo mismo me sucede con la música, me siento atrapado adentro de muchas canciones y las vivo y revivo como si estuviera en un film.

    Again, Te felicito Giselle, gracias