Por qué puede crecer rápido la Argentina

 

Hay diferentes versiones y justificaciones del “tenemos muchas oportunidades para crecer”. Una proviene de lo más profundo de los breves tiempos de nuestro país, y simplemente señala que, si la Argentina en algún momento hace un siglo fue la estrella de Sudamérica, no tiene por qué resignarse ahora a ser simplemente uno más entre los vecinos. No me parece un buen razonamiento. Que antes fuéramos más que ahora en la comparación con nuestros vecinos no quiere decir que ahora debamos serlo.

Otra hipótesis: “estamos estancados hace cuatro años, así que hay margen para rebotar”. Este era un buen argumento en 2002: el país estaba produciendo menos que lo que su capacidad instalada era capaz de producir. Con sólo ordenar un poco la macroeconomía, volver a usar la capacidad instalada iba a permitir un crecimiento rápido. Ocurrió. Pero la situación no es comparable a la de la actualidad. En la Argentina de los últimos años crece poco y nada la producción y crece poco y nada la capacidad productiva, o “PBI potencial”. No hay un mecanismo que, por sí mismo, asegure que a años de estancamiento tengan que seguir años de crecimiento más rápido.

Sin embargo, sí creo que la Argentina puede crecer rápido, más rápido que la región, si logra ordenar su macroeconomía. Es simplemente por un corolario de la teoría tradicional (a veces llamada “neoclásica”) del crecimiento económico. Según esa visión, el producto per cápita (o, más estrictamente, por trabajador) de un país (“y“) depende esencialmente de su nivel de eficiencia (A) y de cuántos factores productivos tiene en promedio cada trabajador: cuantas más máquinas per cápita (k), cuantas más habilidades promedio (h) y cuantos más recursos naturales (t), más productivo el trabajador y por lo tanto más alta la producción o ingreso por persona. Algo así:

yF(A,k,h,t)

Para que un país crezca tiene que mejorar su nivel de eficiencia, su nivel de capital físico (lo que llamé “máquinas”), de capital humano (“habilidades”) y/o -más difícil- sus recursos naturales.

La riqueza de las naciones puede provenir de combinaciones diversas de esas fuerzas productivas. Un país puede ser rico más bien por el lado de los recursos naturales, más bien por el de capital humano, quizá más por el de tecnología. ¿Cómo hacer para crecer? Es difícil aumentar los recursos naturales; y mejorar el capital humano es ciertamente un proceso de largo plazo — más de una generación o dos que de una o dos presidencias. Los otros dos determinantes, el capital físico y la tecnología, a veces vienen medio empaquetados: si una empresa compra computadoras nuevas está aumentando su capital y al mismo tiempo su tecnología. La inversión (es decir: el aumento en la cantidad y/o calidad de maquinarias, edificios, etc, llamados “capital físico”) sí es un proceso que puede darse más rápido.

La Argentina tiene, en este sentido, una particularidad. Para el nivel de producto por persona que tiene, su stock de capital per capita es comparativamente bajo. No es sorprendente: vivimos en un país cuyo partido hegemónico tiene la estrofa “combatiendo al capital”. Y, en efecto, la Argentina de las últimas décadas se empeñó en hacer difícil la acumulación de capital: la inseguridad jurídica lo ahuyenta; el proteccionismo lo encarece porque muchas máquinas son importadas; nuestras sagas de default también lo hacen más caro porque levantan las tasas de interés de largo plazo; la inversión pública es escasa y de baja calidad.

El gráfico muestra la relación entre PBI per capita y capital per capita para todos los países de más de 15 millones de habitantes que tienen menos de 30000 dólares de producto per capita. El capital per capita está tomado de esta publicación del Banco Mundial. Se trata de un dato antiguo (2005), pero dudo que haya cambiado la posición anómala de la Argentina. Intuyo, incluso, que puede haberse profundizado.

La anormalidad de la Argentina, leída desde el eje horizontal hacia arriba, es que tiene un nivel de capital per capita inferior al que le correspondería a su nivel de ingreso por persona. Visto de otra manera, desde el eje vertical hacia la derecha: para el nivel de capital per capita de la Argentina, su PBI per capita es alto. Una interpretación posible es: en mayor proporción que otros países, el PBI per capita de la Argentina se debe a factores diferentes al capital: quizá los recursos naturales, quizá el capital humano, acaso una combinación de ambos.

¿Mala noticia? Es del estilo “estamos mal pero vamos bien”. Estamos mal porque las políticas económicas, y los propios vaivenes políticos, hicieron que la Argentina acumulara poco capital. Pero “vamos bien” o podemos llegar a ir bien por otro elemento central de la teoría estándar del crecimiento económico: la productividad del capital es mayor, y por lo tanto la atracción al capital es mayor, allí donde es relativamente escaso *en comparación con otros factores de la producción*. Donde hay una tierra yerma y ningún trabajador que sepa trabajar, no tiene sentido un tractor. Donde hay tierra fértil y trabajadores que saben conducir tractores, un tractor adicional tiene un gran impacto. La Argentina sería este último caso. Tenemos un producto per capita relativamente alto para nuestra cantidad de capital precisamente porque tenemos abundancia, en comparación con países de ingresos similares, de recuros humanos y naturales. Por lo tanto, la productividad del capital debe ser altísima en la Argentina.

Tenemos todo por hacer: fábricas, start-ups, puentes, autopistas, puertos, y todo eso con gran productividad porque están los recursos naturales y humanos para complementar ese capital. ¿Cuándo vendrá el capital a aprovechar esos recursos? Cuando lo atraigamos. Cuando el bono argentino pague 200 puntos de extra sobre el norteamericano, como el peruano, y no 500 puntos. Cuando comprar una computadora no cueste el triple que en otros países. Cuando pueda escribirse un contrato protegido por la inflación; y por la Justicia.

Siempre recuerdo la frase de Carlos Dittborn, el chileno que organizó el mundial de 1962: ”Porque nada tenemos, lo haremos todo”. De alguna manera se aplica a esta nueva oportunidad que tiene la Argentina frente a sus ojos. Ojalá sepamos aprovecharla.

  • Nicanor

    La principal amenaza contra argentina es lo que le pasó a Brasil: un flujo excesivo de capitales especulativos que sobrevalúe la moneda y el mercado, causando la explosión de la burbuja antes que se puedan aprovechar los capitales.

    La segunda amenaza es la dilapidación de esos fondos, incluyendo los tomados por el gobierno. Es un vicio crónico de la derecha argentina malgastar la deuda en actividades propagandísticas (mundial 78), populismo de derecha (plata dulce, el “voto cuota” de Menem, atraso cambiario crónico), corrupción (la estatización de la deuda y el menemismo en general).
    Chile tiene una deuda similar a la argentina, pero es mayormente deuda privada. Macri va a ahorcar a la empresa privada absorbiendo estatalmente la capacidad de endeudamiento, igual que hizo Cavallo para preservar el unicornio de la convertibilidad.

    La tercera amenaza es la creencia supersticiosa de que por el sólo hecho de declararse de derecha y besar los pies de las potencias el desarrollo va a venir sólo, como pasa en Ucrania, que cree que cruzando la cortina de hierro simplemente significa pasar de recibir plata rusa a recibir plata europea.
    La derecha argentina es caudillista, pero busca los caudillos de afuera. No tiene fé en el mercado ni en la administración.

    Cuarto, el abandono de las políticas que aumentan la competitividad nacional.
    Los países más desarrollados tienen en primer lugar costos bajos de energía, siendo su principal fuente el carbón, la fuente más barata del mundo.
    En segundo lugar tienen logística muy barata, siendo el transporte un elemento esencial. El medio de transporte más barato es el barco, pero en Argentina sólo es navegable el Paraná (y un tramito del Uruguay), y está completamente desperdiciado. El siguiente medio de transporte es el tren, mucho más eficiente que el automotor, pero está aniquilado, porque la derecha argentina siempre lo abandonó a su suerte. Ya te veo hablando de puentes y autopistas. Error gravísimo. Con camiones jamás vamos a ser competitivos.
    Además de eso promueven la educación y el desarrollo tecnológico y científico. Argentina acaba de desarrollar cultivos que resisten la sal y la sequía, permitiendo expandir la frontera agrícola hacia las provincias del norte argentino. Todavía hay muchísimo por hacer. Si eso se abandona, vamos a perder oportunidades enormes.

    Y por último, la inutilidad misma. Los anuncios de Macri de que va a quitar las retenciones temporariamente, para que se exporte la soja guardada en los silos ya es un desastre, porque fue demasiado anticipado, y causó la caída internacional del precio de la soja, con la consecuencia de que se perderán miles de millones con los que contaba Macri, revelando su absoluta ignorancia e ineptitud administrativa.
    Pésimo. Jamás hay que mostrar las cartas antes de tiempo. Debieron haberse vendido futuros antes de hacer los anuncios. Para cuando se tomen esas medidas todas las ganancias se van a quedar afuera.

    • https://www.flickr.com/photos/forrest_talbot/sets/ Derek Miles Forrest Talbot

      Estimado: Haga un relato balanceado. Ponga lo otro también y verá donde estamos.
      atte

      • Pablo

        Prepaga – Prepaga Medica Economica – Asmepriv Medicina Prepaga
        Tags: prepaga, prepagas, prepaga medica, medicina prepaga, prepaga económica

        Una empresa prepaga económica en cuanto a su relación costo-beneficio, con más de 10 años de trayectoria en el cuidado de la salud de cada una de las personas afiliadas a Asmepriv.
        http://www.asmepriv.com.ar/prepaga.php

        ASMEPRIV fue pensada y creada para desarrollar cobertura médica de excelencia por profesionales a través de las distintas ramas vinculadas a las áreas de la salud, haciendo de esta manera que el futuro adherente pueda y tenga en adelante algo tan preciado como lo es la confianza en el cuidado de su salud. Nuestra amplia experiencia adquirida nos permitió demostrar a través del tiempo la capacidad y dedicación que brindamos a nuestros prestadores, ya que los consideramos como nuestro principal colaborador.

  • https://www.flickr.com/photos/forrest_talbot/sets/ Derek Miles Forrest Talbot

    Redefinir:
    Solo políticas de largo plazo y no de 4 años.
    Federalismo-Unionismo= Coparticipación.
    Doble Imposición Nación y Provincias:( escuelas publicas-privadas, Salud Pública privada y gremial, Seguridad: nacional, provincial y municipal y privada.
    Achicar el centralismo del Gobierno Nacional= Reducir Déficit Fiscal
    Reducir Impuesto al trabajo.(Anses), Altos costos en sostener caja para Indemnizaciones y Juicios.
    Altos costos en Seguridad e Higiene: Suman horas no productivas.
    Reducir Impuestos y tramites a las Herramientas de trabajo (Automotores-Maquinaria etc).
    Cortar cuotas en tarjetas. Somos el único país que lo hace, Suma costos en todo.
    Impuestos: Ingresos Brutos provinciales, Percepción a los Ingresos Brutos, Ganancias, Percepción Ganancias, Doble Imposición Bienes Personales, IVA 10.5%, 21% y 27% Telecomunicaciones. Impuestos a los combustibles. Subas Sin control en Autónomos y Monotributistas,
    Altos costos de reglamentación para SA, SRL Y Autónomos.
    Ley de Pagos por servicios: es igual para todos, igual a una SA que a un monotribustista.
    Alto costos de Bancarización y reglamentación.
    Podría seguir todo el día; Pero no tengo mas tiempo y debo pagar impuestos:
    Al fin todo esto no aplica, por nuevo gobierno que cambia todo nuevamente.

  • Facu

    A un a riesgo de quedar como ingenuo…no hay forma que esa atracción de capitales pueda tener un origen nacional? Para evitar la posibilidad de cierta inestabilidad si las cosas no se dan como el inversor externo espera, quizás lograr un aumento de la inversión local podría tener un carácter mas “humano”.

    • ignamv

      El argentino no puede confiar ni en los bancos, difícil que invierta.

    • Lysander

      Aparentemente Macri ya esta hablando con productores agrarios para ver si liquidan unos US$10,000 millones aun stockeados en silobolsa. Veremos que pasa.

      • nope

        Nope. El precio de la soja está a 300 y pico. Si se vende todo el stock en un mes, cae a menos de 100. Entonces, de esos 10.000 perdés entre 3.000 a 6.000 millones. Un desastre.

        Como todo hombre de campo sabe, nunca hay que asustar la perdiz antes de tiempo.

        • Lysander

          Calma. El detalle, como bien marcas, esta en el como. Por ahora son solo charlas, aparentemente bajo la promesa de eliminar retenciones a diferentes granos menos a la soja. Hay que ver pasa, y si pasa como se termina implementando.

          No se sabe mucho del equipo economico de Macri aun, pero los nombres que se bajaran no son tontos.

  • FItoDeRosario

    Lucas, por qué pensás que la relación entre capital per cápita y pbi per cápita puede haber empeorado desde 2005? Me parece que las condiciones en esa época todavía eran anómalas y eso puede haber distorsionado el cálculo.

  • Facundo

    Estimado Lucas: Siguiendo este blog se ves que sos inquieto y muy capaz. Es muy lindo seguir en el blog tus ideas sobre el transporte; algunas medias agarradas de los pelos, pero interesantes para debatir. Ojalá te llamen para aportar a la nueva administración. Saludos,

  • Charles

    Me parece extrañísimo el dato del PBI per cápita: creo que está sobrevalorado, lo que dejaría sin efecto tus subsecuentes deducciones.

  • El hombre X

    Lucas, así que VP del BCRA?? Lo podes confirmar o desmentir para los que te leemos hace casi 10 años?? Slds..

  • Facundo

    Estimado Lucas: veo que no vas a aparecer por un buen tiempo por aquí, pero te imagino hoy frente a la compu siguiendo el dólar luego de haberse tirado a la pileta.
    Buena suerte e imagino la adrenalina…

  • Jose Menendez

    “Y, en efecto, la Argentina de las últimas décadas se empeñó en hacer difícil la acumulación de capital: la inseguridad jurídica lo ahuyenta”

    Claro que nombrando jueces de la Corte Suprema en comisión, tratando de echar fiscales, y blandiendo DNUs a diestra y siniestra no se mejora mucho la seguridad jurídica.

  • Franco X

    rollo, te leo desde el 2005, desde que existia algo asi como la BEA. Supongo que ya no vas a escribir mas por aca. Gracias por estos diez años y suerte con tus nuevas funciones.
    PD: no nos cagues