La Gioconda no se vende

Imposible. Es como vender la Torre Eiffel o el Guernica. La Gioconda no solo es el cuadro más visitado, reproducido e  imitado del planeta, es también un activo de Francia. 9,7 millones de personas visitaron el Louvre en 2012 a un promedio de 20 euros la entrada (12 cuesta la más barata y 53 euros la visita guiada) da un número cercano a los 200 millones euros  POR AÑO. La naturaleza muerta de Cézanne que compró la jequesa de Qatar, hoy el cuadro más caro de la historia, se pago 250 millones de dólares, Y los argumentos pueden seguir. TODAS las personas que visitan el Louvre tienen como primer objetivo VER a la Gioconda, aunque un vidrio antibalas proteja la sonrisa enigmática de  la obra maestra de Leonardo da Vinci pintada circa 1504, comprada por Francisco I en 1757 y robada en 1911 por un tal señor Peruggia que quería llevarla de vuelta a Italia. Pero hubo final feliz y la señora del Giocondo es hoy un ícono de la humanidad.

Los números hablan. Paris es la ciudad más visitada del mundo, 32 millones de personas pasaron el  año último por la capital de Francia. Uno de cada tres turistas tiene como primer destino el Louvre para encontrarse con lal Mona Lisa y grabarla en su móvil. La bella dama incrementó su atractivo tras la edición  del Codigo Da Vinci de Dan Brown.

La Gioconda no se vende. Pero, puede alquilarse? La lista de museos “clientes” es interminable,. Para comenzar el Louvre de Abu Dhabi, diseño del francés Jean Nouvel que necesita con urgencia obras que actúen como imanes. Además de los nuevos museos privados, como el Jorge Pérez de Miami o el Brandhorst de Munich, las “naves insignia” multiplican sus  sucursales. El Hermitage tiene sede en Londres, en Amsterdam, en Qatar, en Ferrara y proyecta abrir la última en la Aduana de Barcelona en 2016. El Guggenheim además de la promopionada “caseta del perro” , como le dicen los vascos (por el perro de flores de Jeff Koos), al pájaro de Titanio diseñado por Frank Gehry para Bilbao, tiene filiales  en Venecia (la primera en la casa de la gran coleccionista y amiga del arte Peggy Guggenheim ) y ya está la fecha  puesta para la apertura de la sede Abu Dhabi salida del tablero del constructuvista Frank Gehry. Ese Guggi será el más grande de la tierra. Gioconda for rent puede ser una salida para las agobiadas finanzas de Mr. Hollande, quien además del frente polìtico amenazado por  el alza de Marine Le Pen en las encuestas,  debe cuidar el frente interno, puesto en jaque por la despechada periodista, ex redactora del Match, madame Valerie Trierweller. Sus cuitas de alcoba… se venden como pan caliente.

 

 

 

 

 

Sin comentarios

La 9 de julio que ya no es

 

Según dicen, las obras del Metrobus continuarán. Esa cinta de cemento como una pista de aterrizaje en medio de la ciudad ha costado 150 millones de pesos y  el precio impagable de los árboles talados. La columna que transcribo la escribí antes de que pararan las obras de la 9 de Julio por el Metrobus. La tala de árboles y la poda trasnochada de ejemplares autóctonos que le daban caracter e identidad a la avenida más famosa de Buenos Aires ha sido una afrenta para el paisaje que tal como lo conocìamos fue proyectado por el paisajista francés Carlos Thays. Palo borracho, tipa, ….

Alguien imagina un berlinés arrancando un tilo de la avenida Unter den linden para habilitar un carril de transporte? ¿O a un parisino poniendo en riesgo uno de los castaños de Champs Elysées? Imposible. Otra es la realidad que nos rodea. En menos de lo que canta un gallo, el paisaje de Buenos Aires puede sufrir un inesperado cambio.

La avenida 9 de Julio, un orgullo para todos los argentinos, con sus canteros arbolados por ejemplares añosos de virapitá, palo borracho y jacarandá, acaso ya no será la misma. Muchos de esos árboles fueron plantados por Nicolás García Uriburu con vecinos y amigos, en un gesto que lo engrandece y que confirma la preocupación del artista por el planeta, el medio ambiente y el paisaje. Su obra más famosa fue, justamente, la alerta verde que envió en los años sesenta, al colorear los canales de Venecia.

Los árboles son el color de una ciudad. El amarillo ocre de lo ginkgos en Nueva York; las camelias en la plaza de La Coruña; la bouganville, (nuestra Santa Rita) del South Beach de Miami; los naranjos de Valencia; los dorados espinillos de Gualeguaychú y el verde inconfundible del algarrobo cordobés.

El paisaje de Buenos Aires tal como lo conocemos, lleva la firma de Carlos Thays (1849-1934) un paisajista francés invitado a Córdoba por el empresario Crisol para que diseñara un parque. Luego director de Parques y Paseos de Buenos Aires, cargo ganado por concurso. Sobre sus rodillas, Thays trajo de Salta, donde se los conoce como tarco, al jacarandá, y llegaron también del Norte el palo borracho y la tipa. Pequeños almácigos que cuidó hasta que se hicieron fuertes y grandes para marcar con el paso de los meses la identidad cromática de Buenos Aires. Una paleta única y atractiva que explota con el rosa intenso del lapacho a fines de agosto, sigue después el rojo ceibo, el azul del jacarandá, el amarillo del la tipa con su imponente esqueleto vegetal, y el rosado y el blanco de los palo borrachos, ahora castigado para dar curso al proyecto Metrobus.

Los árboles de una ciudad son intocables. Basta recordar el ejemplo de la baronesa Thyssen y los árboles del Paseo del Prado, en Madrid. El alcalde Gallardón pensaba arrancar 738 ejemplares del boulevard para modificar su trazado. Antes de dar un paso, tuvo que dar marcha atrás cuando la baronesa Thyssen amenazó con llevar el museo que lleva su nombre a Suiza, amén de prometer encadenarse a los árboles. Ganó la batalla verde: cambiaron el proyecto y no se taló un solo ejemplar. La protesta de la dueña del museo estuvo acompañada por más de 600 recursos de amparo de ciudadanos comunes y corrientes; que tienen voz y tienen voto..

Sin comentarios

Mis fotos del año, se va 2012

Feliz Navidad comparto placa de Jeff Koons, ex de la Cicciolina, con su escultura subastada a precio récord. Un anticipo del balance en fotos que preparo para el blog.

Sin comentarios

Enigma de chocolate

Este post rinde homenaje al día del niño al incorporar  la imagen de una famosa artista argentina en formato de golosina. Es un retrato de chocolate. Pasos a seguir: 1) Si sabe de quién se trata no deje de participar. 2) Si la obra se salva del mordiscón, la colgaremos en nuestro museo virtual de enigmas. Esperamos comentarios. Va una pista: pionera del pop, ditelliana de pura cepa, esta argentina original montó años atrás un partenón de libros con los títulos prohibidos por la dictadura. Eran muchos!!! Ahoraprepara retrospectiva en el Malba.marta

HorseAADifícil encontrar una imagen que pinte mejor al gaucho y sus costumbres que esta estampa de fino valor iconográfico. La acuarela está en el áalbum del pintor viajero  León Pallière, pieza clave de la colección majestuosa de Bonifacio del Carril, que la casa de la calle Juncal subastará a partir del martes a las 16.30, con un estimado de U$ 15.000.

En la inauguración de la muestra me crucé con Marcelo Nougués, decorador, arquitecto y gran connaisseur,  que registró en el acto la presencia de una butaca  de la casa Jansen. Felipe de la Valse y Ubaldo Aguirre se entretuvieron con la linda platería colonial ex colección Manuel de Anchorena, incluido el cuchillo Pampa, del siglo XIX, elegante, con puntera de gota de agua. Ese lote seguramente también capturó la atención de la coleccionista Claudia Caraballo, que prepara gran muestra en Fundación Proa de su coleccíón de platería de la pampas.